Tendencias21

2016, Año Internacional de las Legumbres

2016 ha sido declarado el Año Internacional de las Legumbres por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), que pretende mejorar los niveles de nutrición, promover el consumo de estos cultivos y aportar conocimiento gracias a la colaboración con organismos de investigación y universidades. Su contenido en proteínas es mucho más alto que el del maíz, el trigo o el arroz. La combinación de legumbres con cereales aporta una fuente de proteínas sumamente completa, comparable a la proteína animal, Marcela Villareal, directora de la Oficina para Asociaciones, Promoción y Desarrollo de Capacidades de la FAO. En simbiosis con ciertos tipos de bacterias, las legumbres son capaces de convertir el nitrógeno atmosférico en compuestos de nitrógeno que pueden ser utilizados por las plantas en crecimiento, lo que mejora la fertilidad del suelo. Además, algunas especies son capaces de liberar fósforo en el suelo. La habilidad de generar de manera natural estos fertilizantes hace que los granjeros no tengan que usar químicos, explica a Sinc Teodardo Calles, Oficial Agrónomo de la FAO. "También permiten la diversificación. Si se incluyen en la rotación de cultivos interrumpen los ciclos de insectos y permiten continuar la producción futura en la misma parcela de tierra. Al reducir la dependencia de los fertilizantes sintéticos se reduce también indirectamente la emisión de gases invernadero. Las legumbres fijan más el carbono que otros cultivos como el maíz o el trigo, lo que también ayuda a la mitigación, concreta el experto. En comparación con otros cultivos, las legumbres tienen una huella reducida de desperdicio alimentario. Los residuos de las leguminosas de grano puedan utilizarse como forraje animal. Las especies de legumbres tienen una amplia diversidad genética, que permite que se puedan seleccionar o desarrollar variedades mejoradas. En Colombia se está trabajando en el desarrollo de legumbres que puedan crecer a 4 o 5 grados más de la temperatura habitual, afirma Calles. Además, pueden aportar ingresos adicionales a los productores al venderse y comercializarse. Por lo general alcanzan precios de 2 a 3 veces más altos que los cereales, y pueden almacenarse durante meses sin perder su elevado valor nutritivo. Según la FAO, la producción de legumbres está muy concentrada. La India, donde estos cultivos son una fuente importante de proteínas para una población mayoritariamente vegetariana, es el mayor productor mundial, con una cuarta parte de la producción global en 2013. Canadá es el mayor exportador, con 6,2 millones de toneladas, seguido de Australia (1,7 millones de toneladas), Myanmar (1,2 millones), Estados Unidos (1,1 millones) y China (800.000). India es también el país que más las importa: es el destino de una cuarta parte de las importaciones mundiales, seguido de la UE, China, Pakistán y Egipto.

RedacciónT21

RedacciónT21