Tendencias21

Descubren el importante papel de las conexinas en la regeneración de células

Un equipo multidisciplinar ha logrado avances en el conocimiento de las funciones de las conexinas y su implicación en varias enfermedades. Las son una familia de proteínas cuya función es establecer puentes de comunicación entre las células. Los canales de conexinas están ampliamente distribuidos por todos los tejidos y órganos y su papel resulta esencial para el funcionamiento de nuestro organismo. El equipo científico, del que forman parte investigadores del Centro de Tecnología Biomédica (CTB) de la Universidad Politécnica de Madrid, con Daniel González-Nieto a la cabeza, ha comprobado el papel fundamental que desempeñan las conexinas en la regeneración de las células sanguíneas tras la quimioterapia. También ha identificado la importancia de la conexina 43 en el proceso de migración de las células madre hematopoyéticas durante el trasplante de médula ósea. Este equipo de investigación ha sido pionero en determinar que los precursores de los canales intercelulares, los hemi-canales, pueden ser funcionales y permitir la comunicación de la célula con el medio extracelular en condiciones fisiológicas. También han descubierto que los hemi-canales de la conexina 36 son importantes reguladores de la secreción de insulina. Mediante prácticas de ingeniería genética con ratones han comprobado que cuando dichos hemi-canales se eliminan, se vuelven intolerantes a la glucosa, como ocurre en los pacientes diabéticos. En su estudio sobre las conexinopatías, los investigadores han podido observar con notable interés cómo los hemi-canales pueden tener funciones antagónicas, es decir, mediando efectos tanto protectores como inductores de la muerte celular. Por ejemplo, en el caso de la conexina 37 se ha descrito que los hemi-canales tienen un efecto de protección contra la . De hecho, se han identificado mutaciones en la conexina 37 en pacientes con desarrollo temprano de ateroesclerosis y elevado riesgo de enfermedad cardiovascular. En el caso del ictus, una de las principales causas de mortalidad y discapacidad en la población general, se ha demostrado que los hemi-canales de panexinas (proteínas similares a las conexinas) contribuyen a la muerte celular durante la isquemia cerebral (déficit de oxígeno y nutrientes), señala el investigador del CTB. En otras palabras, la falta de oxígeno promueve una mayor activación de hemi-canales, cuya apertura se produce sin ningún tipo de control, y esto provoca una mayor muerte neuronal y una mayor extensión del área infartada en el cerebro.

RedacciónT21

RedacciónT21