Tendencias21

El estrés hace más retraídos a los hombres y que las mujeres busquen apoyo social

Un estudio reciente realizado por investigadores de la Universidad del Sur de California, en Estados Unidos, ha revelado que los hombres estresados, cuando observan rostros enfadados, presentan una actividad reducida en la región del cerebro responsable de la comprensión de los sentimientos ajenos. En el caso de las mujeres, el estudio ha demostrado que sucede justo lo contrario: el estrés inducido produjo en ellas un incremento de la actividad neuronal en esa misma región del cerebro. Dicha región es la llamada área fusiforme de la cara (FFA), que forma parte del sistema visual. La función de la FFA es principalmente el reconocimiento facial, aunque existen evidencias de que procesa la información categórica sobre otros objetos. En definitiva, esta región del cerebro es la que posibilita la interpretación y la comprensión de las expresiones faciales. Según los científicos, ésta sería la primera constatación de que existen diferencias en la forma en que el estrés afecta a hombres y mujeres en su comportamiento social. Bajo situaciones de estrés, los hombres tienden a retraerse socialmente, mientras que las mujeres buscan un mayor apoyo emocional, afirman los investigadores.

RedacciónT21

RedacciónT21