Tendencias21

El jet lag puede afectar negativamente a la memoria y al aprendizaje

El jet lag (desajuste horario del organismo como consecuencia de viajes de larga distancia) altera el cerebro hasta tal punto que puede ocasionar pérdida de memoria y problemas de aprendizaje, incluso un tiempo después de que el organismo se regule de nuevo, señala un estudio realizado por científicos de la Universidad de California en Berkeley (Estados Unidos). Los investigadores analizaron a hámsters hembra sometidos a un cambio horario de seis horas (similar a un vuelo entre París y Nueva York). Así constataron que, mientras los animales sufrían el jet lag, presentaban problemas de aprendizaje en tareas simples, en comparación con un grupo de hámsters no sometidos a esta condición. Pero lo más sorprendente para los investigadores fue que, un mes después de que los hámsters con jet lag superaran su desajuste horario, estos déficits de aprendizaje persistían. Asimismo, los científicos pudieron constatar cambios permanentes en los cerebros de los animales, en concreto en su hipocampo, que es la parte del cerebro implicada en el procesamiento de recuerdos. Según los investigadores, ésta es la primera vez que se analizan los efectos del jet lag en la función cerebral a largo plazo. Los resultados obtenidos demuestran que la desestabilización repetida de los ritmos circadianos puede tener un impacto negativo en el comportamiento y funcionamiento cognitivos.

RedacciónT21

RedacciónT21