Tendencias21

Proponen usar hongos para salvar a las abejas

Una investigación desarrollada por el Instituto de Recursos Naturales y Agrobiología de Salamanca (Irnasa, centro del CSIC), gracias al impulso de la organización agraria COAG y a la financiación de la Diputación de Salamanca, ha revelado cuál es la eficacia de diversos fármacos que utilizan los apicultores para combatir al ácaro del género , que ataca a las abejas. Además, las investigaciones han explorado con éxito nuevos métodos que puedan ser complementarios a los tratamientos comunes, como el uso de hongos contra este ácaro. El proyecto comenzó en agosto de 2015 con la instalación de un colmenar piloto en el tipo de colmena más común, , sobre el que se analizaron los principios activos de los acaricidas más utilizados. Fueron 40 colmenas divididas en ocho grupos de cinco para analizar diferentes aspectos. También se realizaron ensayos para valorar la eficacia frente al parásito de unos tipos de hongos (entomopatógenos) y de productos orgánicos, como el ácido oxálico. En conjunto, el proyecto ha supuesto una inversión de 25.000 euros. Se ha demostrado que uno de los tratamientos que se utilizan actualmente, el Amitraz, alcanza una eficacia de cerca del 90% de media, un buen dato, aunque el valor óptimo sería alcanzar el 95%, según explican los expertos. El producto Cumafós no ha demostrado ser una buena opción, al llegar solo al 78,48% de eficacia. Esto es debido a que las bacterias han desarrollado una resistencia a dicha sustancia. Se quiso comprobar también si un principio activo que se utilizaba en los inicios de la lucha contra la enfermedad, Fluvalinato, y que quedó en desuso por su paulatina falta de resultados positivos, volvía a fucncionar después de años sin usarlo, pero los datos confirman que sigue siendo ineficaz. Los ensayos realizados con el ácido oxálico, una sustancia ecológica que deja menos residuos y con eficacia alta (88,08%) cuando se suministra por goteado, revelan que sirve para controlar la bacteria y que puede ser un buen complemento al tratamiento químico. Se ha valorado asimismo la eficacia de las cepas TC11 y TC3398 del hongo y aunque en el primer caso los resultados han sido negativos, los obtenidos con la segunda (63,14%) son aceptables y pueden tomarse como un punto de partida para investigar más a fondo. En algunas colmenas se llegó hasta casi el 93% de eficacia. Los hongos tampoco dejan residuos.

RedacciónT21

RedacciónT21