Tendencias21

Un informe técnico establece que el Canon AEDE perjudica a medios y usuarios

Un informe elaborado por Nera Economic Consulting confirma que la obligatoriedad de que las empresas editoras cobren a los agregadores de noticias por publicar sus contenidos no es bueno para nadie, además de no estar justificado ni teórica ni empíricamente. Los agregadores suponen un beneficio y no un perjuicio para los editores porque incrementan el consumo de noticias, lo que redunda en un aumento de los ingresos para los medios. Desde que se estableciera el Canon AEDE, muchas han sido las voces de las empresas editoriales que han planteado los beneficios o perjuicios que pudiera suponer para los editores. Lo que algunos pretendían ver como una manera de obtener ingresos extra por la publicación de sus contenidos en los agregadores de noticias, se ha tornado definitivamente en un estrategia fallida. NERA Economic Consulting ha elaborado sus conclusiones sobre esta medida dentro del informe de AEEPP 2017 sobre competencia y libertad de empresa. La consultora ha analizado el impacto de la aplicación del Artículo 32.2 de la LPI. Esta legislación obliga a los agregadores de contenidos (Google, Menéame…) a abonar una remuneración equitativa a los editores por poner a disposición sus contenidos (o fragmentos de estos). La ley obliga al cobro de un canon irrenunciable, que CEDRO (una de las posibles entidades que podrían gestionar los cobros) ha establecido en 0,05 euros por usuario activo y día. Pero gracias a una serie de demandas interpuestas por varias asociaciones de Internet (y suscritas por otras tantas) ante las autoridades de competencia de la UE, se ha conseguido paralizar el cobro de este canon. Según estas demandas no existen justificaciones teóricas ni empíricas para el canon, ya que sería contrario al Derecho Europeo, no solamente en relación al Derecho de la Competencia sino también a la Convención de Berna, a la Directiva sobre Derechos de Autor, etc. Con la puesta en marcha de este canon se impone un modelo determinado que va en contra de la libertad de prensa de los diarios. Los editores de prensa online, principalmente los pequeños, dejarán de captar ingresos por publicidad (entre 9 y 18 millones de euros anuales). Según el informe, con el Canon se ha inducido al cierre de varios servicios de agregación de noticias (como Google News), creando barreras de entrada y de expansión también en este segmento. Los efectos negativos no solo se notan en este ámbito, sino que perjudican tanto a editores como a consumidores. Se reduce el tiempo de consumo de noticias, porque se incrementa el tiempo de búsqueda de estas, lo que redunda a su vez en un impacto negativo para los anunciantes.

RedacciónT21

RedacciónT21