Tendencias21

Los españoles, entre los más charlatanes de Europa en el avión

Mientras para algunos la idea de tener que dar conversación a su vecino de asiento en un vuelo puede ser su peor pesadilla, parece que al viajero moderno no sólo no le molesta sino que le encanta hacerlo. Un reciente estudio realizado a 10.000 viajeros de avión europeos por , el portal europeo líder en búsqueda de vuelos en todo el mundo, revela que a un amplio 80% de los viajeros le gusta (siempre o algunas veces) hablar con su desconocido vecino de asiento del avión. Haciendo honor a nuestra fama de charlatanes, los españoles estamos siempre dispuestos a conversar con el pasajero sentado a nuestro lado (36% de los votos). Tan solo estamos por detrás de nuestros vecinos franceses (43%) quienes afirman hablar siempre con la persona sentada junto a ellos en un vuelo. En el extremo opuesto de la escala como los menos amistosos se encuentran los británicos (16%), seguidos muy de cerca por otros países del norte de Europa como Dinamarca (18%) y Holanda (19%). Del estudio también se desprenden las técnicas más comúnmente utilizadas por los viajeros europeos para evitar hablar con otros pasajeros sentados al lado. De entre ellas, un cuarto finge estar dormido (26%), casi el 30% asegura que lo mejor es evitar tener contacto visual y el 2% asegura hacerse el sordo cuando alguien intenta entablar conversación con él. La táctica más utilizada por los encuestados por el metabuscador Skyscanner para no ser molestado (60%) es centrarse en leer un libro. En España, todas las comunidades autónomas aseguran que la técnica que más utilizan para evitar hablar en un avión es la de leer un libro, pero los aragoneses (con un 59,1% de los votos) dicen que prefieren fingir que están dormidos para no tener que hablar con el vecino.

RedacciónT21

RedacciónT21