Tendencias21

Francisco de Roma y Francisco de Asís

¿Una nueva primavera en la Iglesia?

Francisco de Roma y Francisco de Asís

Ficha Técnica
 
Título: Francisco de Roma y Francisco de Asís
Autor: Leonardo Boff
Edita:
Editorial Trotta. Madrid, 2013
Colección: Estructuras y Procesos
Serie: Religión
Materia: Teología cristiana
Traducción: Teodoro Nieto y María José Gavito
Número de páginas: 120 pág.
Encuadernación: Rústica con solapas
ISBN: 978-84-9879-474-8
PVP: 11,00 €
 

Dice Leonardo Boff, en la introducción a esta obra que ha denominado Francisco de Roma y Francisco de Asís, “Ningún papa en la historia de la Iglesia ha escogido el nombre de Francisco. Muchos eligieron, entre otros, los nombres de León, Gregorio, Benedicto, y Pío. Escoger el nombre de Francisco, pensando en San Francisco de Asís, hubiera sido para los papas anteriores una gran contradicción. Ellos vivían en palacios, ostentaban muchos títulos honoríficos, concentraban en sus manos todo el poder religioso y, durante mucho tiempo, también el poder civil; poseían territorios (Estados Pontificios), ejércitos, muchos tesoros y bancos. Unían en su persona el Imperium y el Sacerdotium.”
 
San Francisco, un simple laico, dice el autor, “sintió la llamada de rescatar el sentido evangélico de Iglesia –casi perdido durante el periodo del poder imperial de los papas- de la pompa de los palacios cardenalicios y episcopales y de la decadencia general de las costumbres que campeaban por todas partes.
 
(…) “El papa Francisco también se ha dado cuenta, con otros muchos, de que la Iglesia actual está en estado de ruina por la desmoralización provocada por varios escándalos financieros y morales de sacerdotes, de obispos y hasta de cardenales, que afectaron a lo que ella tenía de más precioso: la moralidad y la credibilidad.”
 
El modelo de Iglesia que inspira a Francisco de Roma es el de una Iglesia pobre para los pobres y que quiere ser fiel al legado de Jesús. Los pastores deben tener olor a oveja, como dijo con humor en una homilía a los sacerdotes en Roma, es decir, que caminen codo con codo con el pueblo.
 
De sus primeras palabras Boff destaca tres puntos por su significado simbólico. «Primero: Dijo que quiere presidir en caridad. Expresión común desde la Reforma y que es usada por los mejores teólogos del ecumenismo» […] «Segundo: Dio centralidad al pueblo de Dios, concepto tan realzado por el concilio Vaticano II pero minimizado por los dos papas anteriores inclinados hacia una Iglesia jerárquica y clerical» […] «Tercero, evitó toda ostentación de la figura del Papa».
 
Entre los dos modelos, Leonardo Boff  señala los puntos de inspiración que emergen del primero, el Francisco de Asís, señalado por el filósofo Max Scheler como prototipo occidental de la razón cordial y emocional y lo que el papa Francisco puede representar en las circunstancias de una institución eclesiástica en crisis: “la inteligencia cordial que ama al pueblo, abraza a las personas, besa a los niños y mira amorosamente a las multitudes.
 
Si la razón moderna no se amalgama con la sensibilidad del corazón, difícilmente seremos capaces de cuidar de la Casa Común, de los hijos e hijas desheredados, y alimentar la tan franciscana convicción de que un lazo de hermandad liga a todos los seres entre sí. Al abrazar afectuosamente al mundo estamos abrazando a Dios”, concluye Leonardo Boff.
 
La iglesia que pretende Francisco parece que apunta a esas corrientes y a la renovación del mensaje que fue escondido y olvidado por las jerarquías eclesiales, aquellas que se identificaron con el poder humano de los privilegios
 

Índice
 
Introducción
 
Mensaje de San Francisco de Asís a los jóvenes de hoy
Los dos Franciscos, el de Asís y el de Roma, llamados a restaurar la Iglesia
El modelo de Francisco de Asís
Fraternidad universal
El papa que paga sus cuentas
Francisco, un papa que presidirá en la caridad
Francisco de Asís se desnuda para cubrir la desnudez del papa Inocencio III
El cuidado de la vitalidad del planeta Tierra
El papa Francisco ¿promotor de la consciencia ecológica?
El paradigma eclesial del tercer milenio
La gran tentación
Ser radicalmente pobre para ser plenamente hermano
La teología de la liberación y la teología del pueblo
Una fe comprometida y sin miedo
El papa de la libertad de espíritu y de la razón cordial
Lo que nos ha traído de nuevo el papa Francisco
El legado del papa Francisco
¿Es reformable la curia romana?
El Tercer Mundo entra en el Vaticano
El papa Francisco habla con un no creyente de hombre a hombre
¿Un concilio de toda la cristiandad?
El papa Francisco y la despaganización del papado
La tradición de Jesús y la religión cristiana
Oración de san Francisco por la paz
El amor total de san Francisco
El cántico de las criaturas
 
Conclusión: El papa de la Iglesia como hogar espiritual
 
 
 
Datos del autor

Francisco de Roma y Francisco de Asís

 
Leonardo Boff, brasileño universal, nació en Concórdia, Estado de Santa Catarina (Brasil). Estudió y trabajó en Petrópolis, conjugando los ambientes académicos con los medios populares y pobres. De ahí surgió la reflexión que desembocó en un discurso indignado ante la miseria y la marginación, y que generaría la conocida teología de la liberación, con la que se le identifica. Él, junto con otros, ayudó a formularla y la sigue animando hasta hoy.

Profesor de teología, filosofía y ética, reconocido defensor de los derechos humanos, miembro de la comisión que elaboró la Carta de la Tierra, peregrina por el mundo dando cursos y conferencias, participa en encuentros y foros, asesora movimientos sociales de cuño popular liberador, como el movimiento de los Sin-Tierra y las comunidades eclesiales de base, y escribe con asiduidad.

De su prolífica obra, traducida a numerosas lenguas, destacamos los libros más recientes publicados en esta misma Editorial: La dignidad de la Tierra (2000); El despertar del águila (2000); Ética planetaria desde el Gran Sur (2001); Gracia y experiencia humana (2001); La voz del arco iris (2003); Femenino y Masculino (con Rose Marie Muraro, 2004); El águila y la gallina, una metáfora de la condición humana (42006); Evangelio del Cristo cósmico. Hacia una nueva conciencia planetaria (2009); Ecología: grito de la Tierra, grito de los pobres (52011); El cuidado necesario (2012), y Cristianismo. Lo mínimo de lo mínimo (2013).

Hacer un comentario