Tendencias21

Terrorismo y antiterrorismo en África

Jesús A. Núñez Villaverde, Balder Hageraats y Malgorzata Kotomska: Terrorismo internacional en África. La construcción de una amenaza en el Sahel. Madrid: La Catarata, 2009 (270 páginas).

David Alvarado Rosales: La Yihad a nuestras puertas. La amenaza de Al Qaeda en el Magreb islámico. Barcelona: Foca, 2010 (238 páginas).
El terrorismo internacional es una amenaza real y seria. Pero no es menos cierto que su magnificación e instrumentalización ha perseguido propósitos más allá de su combate que, a su vez, se han revelado contraproducentes.
El ejemplo más evidente fue la invasión y ocupación de Iraq en el 2003. Su resultado paradójico es conocido: allí donde no existía una amenaza terrorista, ésta terminó tomando cuerpo. De hecho, la desmantelación del Estado iraquí se transformó en un caldo de cultivo del terrorismo yihadista.
Sin embargo, en el Iraq de Saddam Husein, el único terror conocido era el que procedía del propio régimen. Situación no muy diferente a lo que sucede en otras autocracias de la región, algunas con excelentes relaciones y alianzas con los adalides de la guerra global contra el terrorismo.
Hasta la fecha, la respuesta predominante al terrorismo ha sido la de corte militarista, de sello estadounidense. Sus limitaciones son evidentes, se ponen de manifiesto a diario en Afganistán. Sin olvidar sus efectos perversos, susceptibles de retroalimentar las consecuencias que se pretenden eliminar o, al menos, evitar. Ante este panorama, cabe interrogarse acerca de la respuesta al fenómeno terrorista que se advierte de forma creciente en el Sahel.
Los ejemplos citados muestran la correlación existente entre terrorismo y antiterrorismo. Pese a su más reciente adhesión a la nebulosa de Al Qaeda, el terrorismo en esta parte del continente africano tiene también unas profundas raíces locales. Por tanto, su combate exige un abanico más amplio y diverso de medidas (sociales, económicas, políticas y diplomáticas) que las meramente militares aplicadas hasta ahora.
Si bien el texto de David Alvarado advierte sobre el creciente eco de Al Qaeda en el Magreb, el de Núñez, Hageraats y Kotomska señala la construcción de la amenaza terrorista en detrimento de otros problemas regionales no menos graves. Su autores no niegan dicha amenaza, solo denuncian su manipulación.
 

RedacciónT21

RedacciónT21

Hacer un comentario