Tendencias21
ESO fotografía una nube oscura con forma de lagartija

ESO fotografía una nube oscura con forma de lagartija

Un telescopio del Observatorio Austral Europeo (ESO) ha obtenido una imagen de alta resolución de un cúmulo estelar, NGC 6520, y de la nube oscura situada cerca de él, llamada Barnard 86. Ésta tiene forma de lagartija, y fue descrita por su descubridor como «una gota de tinta en el cielo luminoso». El origen de ambos es una nube molecular que colapsó, formando el cúmulo de estrellas, y la nube oscura, compuesta de pequeños granos de polvo que bloquean la luz.

ESO fotografía una nube oscura con forma de lagartija

Esta imagen del instrumento Wide Field Imager, instalado en el telescopio MPG/ESO de 2,2 metros (ubicado en el Observatorio La Silla de ESO, en Chile), muestra al brillante cúmulo estelar NGC 6520 y a su vecina, Barnard 86, una extraña nube oscura en forma de lagartija.

Esta pareja cósmica se muestra sobre un fondo de millones de estrellas brillantes en la parte más refulgente de la Vía Láctea — una región tan densa que es difícil ver zonas de cielo oscuro a lo largo de la imagen.

Esta parte de la constelación de Sagitario (El Arquero) es uno de los campos de estrellas más ricos de todo el cielo: la Gran Nube Estelar de Sagitario. El gran número de estrellas que iluminan esta región hace que destaque de forma impresionante la oscuridad de nubes negras como Barnard 86, que aparece en el centro de esta nueva imagen obtenida por el instrumento Wide Field Imager, según explica ESO en una nota de prensa.

Este objeto, una pequeña y oscura nebulosa aislada conocida como glóbulo de Bok, fue descrita como “una gota de tinta en el cielo luminoso” por su descubridor, Edward Emerson Barnard, un astrónomo estadounidense que descubrió y fotografió numerosos cometas, nebulosas oscuras, una de las lunas de Júpiter, y que hizo muchas más contribuciones a la astronomía. Barnard, sagaz astrofotógrafo con una impresionante capacidad de observación a ojo, fue el primero en utilizar fotografía de larga exposición para explorar las nebulosas oscuras.

Una ventana en el cielo

A través de un pequeño telescopio, Barnard 86 parece una zona pobre en estrellas o una ventana hacia un pedazo de cielo claro y distante. Sin embargo, este objeto en realidad se encuentra al fondo, tras el campo de estrellas — una oscura, densa y fría nube compuesta de pequeños granos de polvo que bloquean la luz de las estrellas y hacen que la región se muestre opaca. Se cree que se formó a partir de los remanentes de una nube molecular que colapsó para formar el cercano cúmulo estelar NGC 6520, que en esta imagen puede verse a la izquierda de Barnard 86.

NGC 6520 es un cúmulo estelar abierto que contiene muchas estrellas calientes que brillan en tonos blancoazulados, lo que nos da pistas sobre su juventud. Los cúmulos abiertos normalmente contienen unos pocos cientos de estrellas que se formaron todas al mismo tiempo, lo que hace que tengan todas la misma edad. Normalmente, antes de agruparse, este tipo de cúmulos tienen vidas relativamente cortas, del orden de varios cientos de millones de años.

El increíble número de estrellas de este área del cielo confunde a quienes observan el cúmulo, haciendo difícil que sepamos mucho sobre él. Se cree que la edad de NGC 6520 ronda los 150 millones de años, y se estima que tanto el cúmulo de estrellas como su polvoriento vecino se encuentran a una distancia de unos 6.000 años luz del Sol.

ESO fotografía una nube oscura con forma de lagartija

En realidad, las estrellas que parecen estar dentro de Barnard 86 en la imagen, se encuentran delante de ella, entre nosotros y la oscura nube.

Aunque no se sabe seguro qué está ocurriendo en el interior de Barnard 86, se sabe que muchas nebulosas oscuras tienen nuevas estrellas formándose en sus centros — tal y como ocurre en la conocida nebulosa de la Cabeza de Caballo, el llamativo objeto Lupus 3 y en otro descubrimiento, menos conocido, de Barnard, la Nebulosa de la Pipa.

Sin embargo, las polvorientas zonas que la rodean bloquean la luz que proviene de las estrellas más jóvenes, y solo pueden verse en longitudes de onda infrarrojas o más largas.

ESO (European Southern Observatory, Observatorio Austral Europeo) es la principal organización astronómica intergubernamental de Europa y el observatorio astronómico más productivo del mundo. Quince países apoyan esta institución: Alemania, Austria, Bélgica, Brasil, Dinamarca, España, Finlandia, Francia, Holanda, Italia, Portugal, el Reino Unido, República Checa, Suecia y Suiza. ESO opera tres sitios únicos de observación de categoría mundial en Chile: La Silla, Paranal y Chajnantor.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • La cueva de Ardales en Málaga fue un museo de arte rupestre hace 50.000 años 2 junio, 2022
    La cueva de Ardales en Málaga tuvo una gran importancia simbólica durante un largo período a lo largo de la prehistoria, lo que la consagra como un sitio arqueológico significativo y valioso para el estudio de la historia humana en Europa.
    Pablo Javier Piacente
  • Los planetas flotantes pueden convertirse en naves espaciales 2 junio, 2022
    Las civilizaciones extraterrestres más avanzadas podrían usar planetas que flotan libremente como transporte interestelar para alcanzar, explorar y colonizar otros sistemas planetarios, según un nuevo estudio. Los investigadores creen que sería factible descubrir las firmas tecnológicas de esos viajes interestelares.
    Pablo Javier Piacente
  • El altruismo es un producto de la selección natural 2 junio, 2022
    Los animales que ayudan a otros a cuidar a sus crías, sean o no parientes, lo hacen por efecto de la selección natural: generan una ventaja evolutiva para todo el grupo, favoreciendo las posibilidades de supervivencia y la expansión de toda la manada.
    Redacción T21
  • Nueva revelación sobre los laberintos de la consciencia 2 junio, 2022
    La consciencia puede perdurar a pesar de la anestesia, permitiendo una forma de “consciencia conectada” en la que muchos pacientes que están siendo operados pueden comunicarse con los demás… aunque estén inconscientes. Toda una revelación sobre los laberintos de la consciencia.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Llegaremos a los confines del Sistema Solar gracias a un nuevo tipo de vela solar 1 junio, 2022
    Una nueva vela solar, desarrollada por científicos estadounidenses apoyados por la NASA, podría ser especialmente eficaz para navegar por el espacio profundo: permitiría que cualquier nave espacial que la use como sistema de propulsión se aleje ligeramente del Sol y aún así se beneficie de un fuerte impulso de los fotones de la luz solar.
    Pablo Javier Piacente
  • La Vía Láctea albergaría 4 civilizaciones hostiles dispuestas a destruirnos 1 junio, 2022
    Un nuevo estudio sugiere que 4 civilizaciones alienígenas hostiles pueden acechar en la Vía Láctea: sin embargo, la Tierra tiene 100 veces más probabilidades de ser destruida por un asteroide que invadida por extraterrestres.
    Pablo Javier Piacente
  • El optimismo y el pesimismo influyen en la cognición 1 junio, 2022
    El optimismo y el pesimismo influyen en las capacidades cognitivas: el primero potencia la capacidad de razonamiento y el segundo reduce la memoria. La edad y el nivel educativo también inciden en el binomio, confirmando que la personalidad está relacionada con la cognición.
    Redacción T21
  • Desvelado el misterio del nacimiento de gemelos 1 junio, 2022
    Tener gemelos no es síntoma de fertilidad, sino que constituye un mecanismo de compensación natural que realza la maternidad en edades avanzadas y equilibra la disminución de la natalidad.
    Redacción T21
  • Una ciudad de 3.400 años de antigüedad emerge desde las profundidades del río Tigris 31 mayo, 2022
    La extrema sequía en Irak ha dejado ver los restos de una antigua ciudad del siglo XIV antes de Cristo, que emergió sorpresivamente al reducirse el caudal del río Tigris: los arqueólogos creen que podría tratarse de Zakhiku, una urbe que cumplió un papel central en la región que hoy se conoce como Oriente Medio.
    Pablo Javier Piacente
  • Descubren en un cementerio estelar unas extrañas estrellas de neutrones con signos de vida 31 mayo, 2022
    Una señal de radio inusual que emite una estrella de neutrones que completa una rotación cada 76 segundos desconcierta a los astrónomos: proviene de un "cementerio estelar", donde supuestamente no se podrían registrar pulsaciones porque todas las estrellas están "muertas". 
    Pablo Javier Piacente