Tendencias21

Los genes tienen comportamientos distintos en edades diferentes

El efecto que los genes tienen sobre nuestro cerebro depende de nuestra edad, ha revelado un estudio de investigadores de la Universidad Médica de Viena. El hallazgo proporciona una explicación a las diferencias observadas en los síntomas y respuestas a medicamentos psiquiátricos entre pacientes adolescentes y adultos.

Los genes tienen comportamientos distintos en edades diferentes

El efecto que los genes tienen sobre nuestro cerebro depende de nuestra edad, concluye un estudio realizado por investigadores de la Universidad Médica de Viena (MedUni Vienna).

Ya se sabía que determinadas variaciones genéticas son importantes para el funcionamiento de los circuitos neuronales del cerebro, pero apenas se conocía de qué manera actúan estas variaciones en función de la edad. El presente trabajo ha logrado demostrar que pueden tener incluso efectos opuestos sobre el cerebro, en diferentes momentos de nuestras vidas.

El hallazgo proporciona una explicación a las diferencias observadas en los síntomas y respuestas a medicamentos psiquiátricos entre pacientes adolescentes y adultos.

Estudio centrado en un gen de riesgo

El grupo de investigadores de Viena, que ha trabajado en colaboración con científicos de otros países, demostró más concretamente que el efecto de un gen de riesgo psiquiátrico sobre una red del cerebro anterior (prosencéfalo) depende en gran medida de la edad del paciente.

El cerebro anterior humano es crucial para la planificación y la acción, actividades estrechamente vinculadas a funciones como la concentración, la atención y la memoria. La dopamina -una sustancia que es un transmisor de los impulsos nerviosos- orquesta en esta región cerebral la actividad de las neuronas, con el fin de garantizar un nivel óptimo de funcionamiento.

Sin embargo, la cantidad de dopamina en el cerebro no es constante durante toda la vida: Aumenta hasta la adolescencia y luego cae, a un nivel mucho más bajo, en el momento en que el individuo alcanza el inicio de la edad adulta.

Cuando esta reducción se produce, en el periodo de transición a la edad adulta, pueden aparecer enfermedades mentales graves como la esquizofrenia, la depresión o el déficit de atención por hiperactividad (TDAH).

Desde hace varios años, los médicos han sabido que un gen de riesgo implicado en el metabolismo de la dopamina (COMT) puede afectar a la regulación neuronal del cerebro anterior en adultos. Los portadores de variantes genéticas de riesgo son más propensos a la enfermedad mental dopaminérgica.

La interacción de los genes y las etapas de desarrollo

El equipo de estudio utilizó datos de imágenes obtenidas por resonancia magnética de una gran muestra aleatoria de más de 200 sujetos.

A partir de ellos, analizó la compleja interacción entre las etapas de desarrollo y las variaciones genéticas en este gen COMT, y cómo dichas variaciones afectaban a la red del cerebro anterior en estado de reposo.

Según explica el director de la investigación, Lukas Pezawas, en un comunicado de la Universidad Médica de Viena, los resultados obtenidos de este análisis señalan que "nuestra edad tiene una influencia crucial en los efectos de los genes de riesgo psiquiátricos. Un gen que tiene efectos positivos en la pubertad puede ser nocivo para nosotros en la edad adulta".

"Estos resultados son importantes para entender las condiciones de la aparición de enfermedades como la esquizofrenia, la depresión o el TDAH, que se producen principalmente en el umbral de la edad adulta. Nuestros resultados también muestran que existen diferencias fundamentales en el sistema de la dopamina entre adolescentes y adultos, algo que se debe tener en cuenta en futuros tratamientos", añade Pezawas.

La investigación, en definitiva, pone de relieve el dinamismo de los efectos de los genes en la función cerebral a lo largo de las distintas etapas de la vida. Como curiosidad añadida, en un estudio previo, el gen COMT fue vinculado al altruismo: se comprobó que aquellas personas con un tipo de minúscula variante en dicho gen eran el doble de generosas en obras de caridad que aquellas personas que no tenían dicha variante. El efecto de la edad sobre esta actitud, sin embargo, no fue analizado en este caso.

Referencia bibliográfica:

Meyer BM, Huemer J, Rabl U, Boubela R, Kalcher K, Banaschewski T, Barker G, Bokde ALW, Beuchel C, Conrod P, Desrivières S, Flor H, Frouin V, Gallinat J, Garavan H, Heinz A, Itterman B, Jia T, Lathrop M, Martinot JL, Nees F, Rietschel M, Smolka M, Bartova L, Popovic A, Scharinger C, Sitte H, Steiner H, Friedrich MH, Kasper S, Perkmann T, Praschak-Rieder N, Haslacher H, Esterbauer H, Moser DA, Schumann G, Pezawas L. Oppositional COMT Val158Met Effects on Resting State Functional Connectivity in Adolescents and Adults. Brain Structure and Function (2014).

RedacciónT21

RedacciónT21

Hacer un comentario