Tendencias21

Campesinos salvadoreños promueven su receta sostenible

Campesinos de una de las zonas costeras más frágiles de El Salvador impulsan un modelo de crecimiento económico sostenible, que respete el ambiente y ofrezca educación y seguridad a la población, como claves para el despegue de la región. El plan lo lleva adelante desde hace 14 años la Asociación Mangle, en la zona sur […]

La campesina Brenda Arely Sánchez abre con su machete un obturado canal en el estero Cuche de Monte, en la bahía de Jiquilisco, en la costa pacífica de El Salvador. Los sedimentos cierran los canales y ponen en peligro el ecosistema de manglares. Crédito: Edgardo Ayala/IPS

La campesina Brenda Arely Sánchez abre con su machete un obturado canal en el estero Cuche de Monte, en la bahía de Jiquilisco, en la costa pacífica de El Salvador. Los sedimentos cierran los canales y ponen en peligro el ecosistema de manglares. Crédito: Edgardo Ayala/IPS

Por Edgardo Ayala
JIQUILISCO, El Salvador, Sep 9 2014 (IPS)

Campesinos de una de las zonas costeras más frágiles de El Salvador impulsan un modelo de crecimiento económico sostenible, que respete el ambiente y ofrezca educación y seguridad a la población, como claves para el despegue de la región.

El plan lo lleva adelante desde hace 14 años la Asociación Mangle, en la zona sur del oriental departamento de Usulután conocida como el Bajo Lempa, e involucra a unas 86 comunidades agrícolas y pesqueras asentadas en la bahía de Jiquilisco.

En la zona viven 147.549 personas, según el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales.

“Hemos trabajado con diferentes actores, grupos locales, comités de jóvenes, comité ambiental, guardaparques para sacar adelante esta plataforma de desarrollo económico del territorio”, explicó a Tierramérica la presidenta de la asociación, Carmen Argueta.»Por primera vez los campesinos, que somos gente pobre, estamos produciendo semillas mejoradas, antes el negocio era solo para las empresas ricas”: campesino Héctor Antonio Mijango.

El crecimiento económico con enfoque social, la educación y la seguridad son los tres ejes establecidos por el presidente izquierdista Salvador Sánchez Cerén para su gestión, en el poder desde junio.

Precisamente son los tres elementos con que las comunidades del Bajo Lempa han impulsado su plan de desarrollo sostenible.

“Coincidimos con el plan quinquenal propuesto por el gobierno y queremos hacerle ver que a nosotros nos ha funcionado, la gente puede ver los resultados”, dijo Argueta.

Añadió que esperan tener financiamiento del gobierno para algunos proyectos.

El respeto y el cuidado de los recursos naturales es clave para el impulso de este modelo, añadió esta campesina, que lleva sobre sus hombros décadas de trabajo organizativo en las comunidades.

La zona de la bahía abarca 635 kilómetros cuadrados y es uno de los principales ecosistemas del país, hábitat de la mayoría de las aves marino-costeras y lugar de anidación de cuatro de las siete especies de tortugas marinas existentes, entre ellas la carey (Eretmochelys imbricata), en peligro de extinción.

El área, salpicada de manglares, es reconocida desde octubre de 2005 como sitio de Ramsar de la Convención Internacional sobre Humedales de Importancia Internacional. El Estado salvadoreño también la ha catalogado como zona natural protegida y reserva de biósfera.

Además, es una de las zonas más propensas a sufrir inundaciones durante la estación de las lluvias (mayo-octubre), lo que destruye periódicamente sus cultivos e infraestructuras y ocasiona pérdidas humanas.

Tres integrantes de la cooperativa La Maroma, en la zona del Bajo Lempa, en El Salvador, cuidan los brotes de semillas mejoradas de maíz. Crédito: Edgardo Ayala/IPS

Tres integrantes de la cooperativa La Maroma, en la zona del Bajo Lempa, en El Salvador, cuidan los brotes de semillas mejoradas de maíz. Crédito: Edgardo Ayala/IPS

Para impulsar el desarrollo económico, algunas comunidades aportaron a la diversificación agrícola y dejaron atrás el monocultivo.

En algunas parcelas, las familias siembran piña y mango, no solo para el autoconsumo, sino también para generar ingresos, así sean modestos, a la economía familiar.

Paralelamente, conscientes de la protección del ambiente, se desarrollaron proyectos de abonos orgánicos para que poco a poco se vaya dejando la dependencia de insumos químicos.

El Centro de Producción Romero, ubicado en el caserío del Zamorán, en el municipio de Jiquilisco, se produce abono orgánico tipo Bocashi, elaborado a base de cáscaras de huevos, ceniza y otros materiales que son una alternativa viable y barata a los abonos químicos.

También existe ya el Banco de Semilla Xinachtli, palabra en lengua náuhatl que significa semilla. Allí se conservan y resguardan desde 2007 semillas de granos básicos, de hortalizas y de especies forestales y medicinales. Hay además una escuela agrícola, que promueve técnicas de producción agrícola amigables con el medio ambiente.

Una de las apuestas más rentables para los campesinos aglutinados en seis cooperativas agrícolas es la producción de semillas de maíz certificadas, que desde 2011 el gobierno adquiere cada año para distribuirlas a 400.000 agricultores, como parte del Plan de Agricultura Familiar.

Así, comunidades rurales pobres ingresaron al negocio de semillas, un sector monopolizado durante años por compañías privadas. Se calcula que 15.000 campesinos trabajan en el rubro.

“Por primera vez los campesinos, que somos gente pobre, estamos produciendo semillas mejoradas, antes el negocio era solo para las empresas ricas”, dijo a Tierramérica el miembro de una cooperativa de Jiquilisco, Héctor Antonio Mijango, mientras entresacaba de la tierra brotes de maíz, para ayudar a prosperar los más fuertes.

La pobreza afecta a 34,5 por ciento de los 6,2 millones de salvadoreños, pero en el área rural sube a 43,3 por ciento, según la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples de 2013, de la Dirección General de Estadística y Censos.

“Lo de la semilla es una fuente importante de empleo y de ingresos para las familias de la zona”, señaló a Tierramérica el presidente de la Cooperativa Nancuchiname, Manuel Antonio Durán.

Con una extensión de 8,3 kilómetros cuadrados, la cooperativa produjo 460.000 kilógramos de semillas mejoradas en la cosecha 2013-2014.

La producción acuícola es otro rubro importante en el Bajo Lempa, sobre todo de camarón.

“Se busca pasar de la producción artesanal de camarón a una semi intensiva, siempre respetando el ambiente”, comentó a Tierramérica el alcalde de Jiquilisco, David Barahona, uno de los más involucrados en el plan de desarrollo sostenible de la zona.

Desde hace semanas, el país experimenta una pronunciada sequía y, según cálculos oficiales, se perdieron ya unas 400.000 toneladas de maíz.

Pero la producción de semillas certificadas en el Bajo Lempa no ha sufrido el impacto, debido a que cuenta con sistemas de riego.

En educación, los dirigentes comunitarios establecieron acuerdos con centros de enseñanza, como la Universidad Nacional de El Salvador, y consiguieron becas para jóvenes de la zona. Algunos culminaron sus estudios superiores y volvieron ya al Bajo Lempa a trabajar en la zona.

“Son jóvenes que no estuvieron vinculados a la violencia que vive el país, porque hemos trabajado mucho en la prevención, con programas deportivos, por ejemplo”, señaló Argueta.

Todo ese esfuerzo impulsado en el Bajo Lempa, que inicialmente comprendió los seis municipios de la zona, ahora se busca extender a toda la región y ponerlo en práctica en la llamada Cuenca Hidrográfica del Río Lempa, constituido por 14 municipios.

La ministra del Medio Ambiente, Lina Pohl, visitó en agosto algunas comunidades del Bajo Lempa para constatar de primera mano el trabajo que las comunidades y organizaciones están desarrollando allí.

“No podemos llegar con propuestas si no conocemos antes qué hay en el territorio, en qué trabajan los actores locales, como se están organizando para hacer sus planteamientos y agendas”, dijo la ministra a Tierramérica.

El nivel de organización en la zona “es impresionante” y un modelo que puede replicarse en otras zonas del país, aseguró Pohl.

Este artículo fue publicado originalmente por la red latinoamericana de diarios de Tierramérica

Editado por Estrella Gutiérrez

Artículos relacionados

Fuente : http://www.ipsnoticias.net/2014/09/campesinos-salv…

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • La IA podría estar atrofiando poco a poco nuestros cerebros, según un nuevo estudio 16 febrero, 2024
    De la misma forma que el GPS de los smartphones ha dañado nuestro sentido de la cognición espacial y la memoria, según sugieren algunos estudios, la Inteligencia Artificial (IA) también podría afectar progresivamente nuestra capacidad para tomar decisiones de forma independiente, de acuerdo a una nueva investigación. La hipótesis plantea que los chatbots de IA […]
    Pablo Javier Piacente
  • El Metaverso surgió de la imaginación y se hizo real gracias al progreso tecnológico 16 febrero, 2024
    El Metaverso inició su recorrido en la ciencia ficción y se hizo real inspirado en novelas como “Snow Crash" de Neal Stephenson y apoyado en tecnologías que han posibilitado universos paralelos para la experiencia humana. La novela "Ready Player One" de Ernest Cline y su adaptación cinematográfica dirigida por Steven Spielberg, han desempeñado un papel […]
    Carlos Peña González (*)
  • Revelan el origen de la falla geológica de Seattle, una de las más peligrosas del mundo 15 febrero, 2024
    Los datos magnéticos sugieren que la falla de Seattle, en Estados Unidos, se formó hace 55 millones de años, cuando la mitad sur de una cadena de islas volcánicas en subducción se amontonó sobre el continente y se separó de otra parte de la estructura, "desgarrando" el borde de América del Norte.
    Pablo Javier Piacente
  • Gigantescos "huevos espaciales" podrían ayudarnos a descubrir civilizaciones extraterrestres 15 febrero, 2024
    Un elipsoide SETI es un enfoque geométrico que identifica una región del espacio con forma de huevo, dentro de la cual cualquier civilización inteligente habría logrado observar un evento astronómico significativo, como por ejemplo una supernova, basándose en el tiempo que tarda la luz en viajar a través del espacio. Ahora, un nuevo análisis muestra […]
    Pablo Javier Piacente
  • ¿Qué pasaría si viajáramos a la velocidad de la luz? 15 febrero, 2024
    La física dice que es imposible, pero soñamos con la posibilidad de viajar a la velocidad de la luz. En ese supuesto, el tiempo se dilataría y se alteraría nuestro campo de visión, pero la fuerza de la aceleración nos destruiría. Sin ayuda alguna, no podemos ir a más de 45 kilómetros por hora.
    Redacción T21
  • Nuevo hito en la tecnología cuántica 15 febrero, 2024
    Investigadores alemanes han logrado un avance en la tecnología cuántica al visualizar las posiciones tridimensionales de átomos individuales en un cristal de diamante. Este logro allana el camino para la visualización de moléculas individuales con una precisión atómica, lo que podría revolucionar la investigación y el diseño de materiales y fármacos. Con un poco de […]
    ST/T21
  • Una extraña y antigua megaestructura acecha bajo el mar Báltico 14 febrero, 2024
    En la bahía alemana de Mecklenburg, a 21 metros de profundidad, los científicos han encontrado una antigua megaestructura que data de la Edad de Piedra, concretamente de hace más de 10.000 años. La estructura, que abarca una longitud de casi un kilómetro y está compuesta por piedras de distintos tamaños, desafía toda explicación natural: los […]
    Pablo Javier Piacente
  • Detectan por primera vez materia oscura en un cúmulo galáctico 14 febrero, 2024
    La materia oscura identificada, detectada indirectamente en un cúmulo conformado por miles de galaxias, podría ayudar a los científicos a comprobar la existencia de una estructura a gran escala que se extiende por todo el Universo: de esta forma, un "andamiaje" de materia oscura atravesaría todo el cosmos y sería el sostén de innumerables galaxias, […]
    Pablo Javier Piacente
  • El primer implante cerebral de Neuralink en un humano está rodeado de misterio 14 febrero, 2024
    Existen dudas sobre si el primer implante cerebral a un humano, anunciado por Elon Musk el 29 de enero, se ha producido realmente, ya que todo está rodeado de falta de transparencia, ausencia de certificación científica, escasos detalles sobre su tecnología, sus métodos y sus resultados.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Los robots que atienden a pacientes llegan a los hospitales 9 febrero, 2024
    Robots diseñados para brindar comodidad a los pacientes de edad avanzada y aliviar su ansiedad, han sido probados con éxito en un hospital de París: saludan, responden a preguntas, comprenden conversaciones grupales y apoyan las tareas de enfermería.
    Redacción T21