Tendencias21
Descifrado el código cerebral que interpreta los sentidos

Descifrado el código cerebral que interpreta los sentidos

Neurocientíficos australianos han conseguido romper el código nervioso que permite al cerebro interpretar la información que recibe de los sentidos: han simulado estímulos nerviosos a los que el cerebro ha reaccionado sin percibir el hackeado. Ahora es posible que una prótesis sienta lo mismo que un miembro amputado.

Descifrado el código cerebral que interpreta los sentidos

Neurocientíficos australianos han conseguido romper el código nervioso que permite al cerebro interpretar la información que recibe de los sentidos. De esta forma, han abierto la posibilidad de enviar señales al cerebro en su propio lenguaje para conseguir que una prótesis sea percibida como un órgano natural, entre otras posibles aplicaciones.

Se trata de una comprensión completamente nueva de cómo el cerebro descifra las entradas neuronales, lo que podría transformar la próxima generación de prótesis robóticas. Los resultados se publicaron en 2017 en Current Biology y ahora se han actualizado con declaraciones de sus protagonistas.

Cuando nuestra piel explora una superficie, todo lo que sentimos se transmite a través de los nervios por medio de impulsos eléctricos, recibidos por las neuronas mediante señales similares a las del código Morse.

Los neurofisiólogos Ingvars Birznieks y Richard Vickery, de la Universidad Nueva Gales del Sur,  dicen en un comunicado difundido el año pasado que su descubrimiento representa una forma completamente nueva de ver cómo nuestros cerebros emiten juicios sobre el medio ambiente. Podría tener aplicaciones en telecirugía, prótesis y robótica.

“Los impulsos nerviosos se transmiten mediante un código binario, es como su teléfono móvil», declaró Birznieks a The Age la semana pasada. “Simplemente envían una señal, luego le toca al cerebro interpretarla. Son impulsos eléctricos, como lo hacen todos nuestros dispositivos digitales, enviados en una cierta secuencia. Y esa secuencia, dentro de un receptor y a través de diferentes fibras nerviosas, es un código. Y eso es lo que estamos rompiendo».

Los nervios, por tanto, envían datos al cerebro en código encriptado. Birznieks cree que descifrar completamente ese código sería un paso hacia enormes avances de ciencia ficción: curar a los amputados, darles a los operadores de robots la capacidad de «sentir» lo que sienten sus autómatas,  e incluso añadir sensaciones a las conexiones cerebro-ordenador.

«Cuando hayamos descifrado el código completo, podremos usarlo para hacer sentir a las prótesis, para que los amputados puedan sentir el mundo nuevamente. Podrán tomar la mano de las personas que aman y sentir esa sensación», añade.

Hackeando al cerebro

En su laboratorio, el equipo neurocientífico insertó un pequeño electrodo en los nervios de las muñecas de los voluntarios, lo que le permitió controlar los datos que se envían al cerebro. Luego, usó un robot para estimular las yemas de los voluntarios, proporcionándoles todo tipo de estimulación: golpes, patrones de movimiento, diferentes texturas y durezas.

El electrodo insertado capturó las señales registradas por los nervios de las muñecas y envió al cerebro los datos de los estímulos provocados por los investigadores. Y funcionó: el cerebro reaccionó igual que si la información recibida hubiera sido enviada a través de su código nervioso. Y no solo eso: los investigadores también enviaron al cerebro información sobre sensaciones que realmente no se estaban produciendo, y los voluntarios sentían que estaban tocando algo.

La proeza es notable: estos neurocientíficos no sólo han conseguido escuchar secretamente, lo que en inglés se conoce como “eavesdropping”, las conversaciones que el cerebro mantiene con los sentidos, sino también replicar ese lenguaje encriptado para informar al cerebro directamente, sin que perciba que el mensaje ha sido “hackeado”, y desencadene la reacción correspondiente al estímulo simulado.  Ese refinamiento sólo fue posible recurriendo a la Inteligencia Artificial, la única capaz de romper el código nervioso, destacan los investigadores.

Los resultados son todavía limitados, ya que sólo se ha conseguido que funcione para estímulos simples, pero los investigadores esperan perfeccionar su técnica para simular todo tipo de sensaciones utilizando los códigos nerviosos. «Ahora podemos recrear estos códigos, o diseñar los nuestros, como deseemos», añade Birznieks.

Los investigadores descubrieron también que el cerebro usa períodos de «silencio» entre los impulsos para emitir juicios sobre el medio ambiente, y esto contrasta con la visión convencional que dice que la actividad neuronal es la principal impulsora de la percepción humana.

Birznieks considera que su trabajo ha transformado la comprensión de los principios básicos de cómo nuestros cerebros codifican la información.» Esperamos que esto vuelva a escribir los libros de texto», concluye.

Referencia

Spike Timing Matters in Novel Neuronal Code Involved in Vibrotactile Frequency Perception. IngvarsBirznieks, Richard M.Vickery. Current Biology, Volume 27, Issue 10, 22 May 2017, Pages 1485-1490.e2. DOI:https://doi.org/10.1016/j.cub.2017.04.011
 

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Revolución en la ingeniería genética 3 enero, 2023
    La edición genética ha dado un salto revolucionario al reconstruir informáticamente un sistema defensivo bacteriano extinto hace 2.600 millones de años. Este logro tecnológico será tremendamente útil para corregir mutaciones que originan enfermedades en seres humanos.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Descubren un organismo microscópico que come virus 2 enero, 2023
    Los científicos han descubierto que algunos animales han aprendido a comer ciertos virus y usarlos como alimento y energía: una especie de Halteria, que son ciliados microscópicos que prevalecen en los hábitats de agua dulce de todo el mundo, puede consumir una cantidad considerable de clorovirus infecciosos, desarrollándose en forma individual y colectiva a partir […]
    Pablo Javier Piacente
  • El agua de la Luna proviene del Sol 2 enero, 2023
    Un nuevo análisis del polvo recuperado de la Luna sugiere que el agua contenida en la superficie lunar podría tener su origen en el Sol. El agua, que podría estar escondida en el regolito lunar en cantidades significativas en latitudes medias y altas, sería el resultado del bombardeo de iones de hidrógeno del viento solar: […]
    Pablo Javier Piacente
  • Los científicos se abren a una nueva mentalidad para la comprensión del universo 2 enero, 2023
    La ciencia está alcanzando un nuevo momento en su exploración del mundo: asume que la realidad es ajena a la comprensión humana y se propone abordar el conocimiento del universo renunciando a la pretensión de conocerla en toda su complejidad.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La mecánica cuántica permite ver objetos sin necesidad de mirarlos 1 enero, 2023
    Una nueva investigación ha detectado por primera vez pulsos de microondas aprovechando la coherencia cuántica de un sistema, consiguiendo así una ventaja cuántica imposible de lograr en dispositivos clásicos. Un impulso a la computación cuántica, la detección de ruidos y la criptografía cuántica.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Las mujeres son más empáticas que los hombres en todo el mundo 1 enero, 2023
    Las mujeres manifiestan una capacidad mucho mayor que los hombres para comprender y compartir los sentimientos de los demás, independientemente de su edad, idioma o lugar de nacimiento.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Una nueva investigación precisa cuándo pudo llegar la primera presencia humana a América 31 diciembre, 2022
    Hace unos 36.000 años, el Estrecho de Bering se convirtió en un pasillo terrestre que fue transitable durante 10.500 años y habría permitido las primeras migraciones humanas de Asia hacia América.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • El Telescopio Espacial Hubble podría tener una nueva oportunidad para seguir explorando el espacio 30 diciembre, 2022
    El Telescopio Espacial Hubble sería impulsado a una órbita más alta con el apoyo de naves espaciales privadas, según estudia la NASA a partir de una investigación de SpaceX. Desde el comienzo de las operaciones del Hubble en 1990, la órbita del telescopio espacial a 540 kilómetros sobre la Tierra ha ido decayendo: volver a […]
    Pablo Javier Piacente
  • Habrían descubierto cómo se origina el viento solar 30 diciembre, 2022
    Los investigadores han descubierto estructuras de plasma en forma de red en la corona media del Sol, según un nuevo estudio. Los resultados permitirían resolver un misterio fundamental sobre los orígenes del viento solar y sus conexiones con otros cuerpos del Sistema Solar: al parecer, el influyente viento solar nacería a partir de interacciones producidas […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un kit de herramientas cerca de Stonehenge revela la vida humana de hace 4.000 años 29 diciembre, 2022
    Un nuevo análisis de artefactos hallados en un importante sitio funerario de la Edad del Bronce con 4.000 años de antigüedad, cerca de las ruinas de Stonehenge, en el Reino Unido, permitió que los arqueólogos descubrieran un juego de herramientas para trabajar con objetos de oro y revestimientos que no se habían identificado previamente. Este […]
    Pablo Javier Piacente