Tendencias21

Diseñan un material textil cubierto por nanómetros de oro puro

Ingenieros del Swiss Federal Laboratories for Materials Science and Technology (EMPA) han desarrollado el primer material textil capaz de permanecer cubierto de manera permanente por una capa resistente de oro puro. El metal precioso se mantiene unido a la seda a través de un nuevo proceso tecnológico desarrollado por los especialistas suizos. Por el momento, el sistema se aplicará en corbatas y pañuelos, pero a partir de 2012 se prevé su incorporación en otros artículos de indumentaria y decoración. Por Pablo Javier Piacente.

Diseñan un material textil cubierto por nanómetros de oro puro

La máxima elegancia que otorga el oro será una realidad en las prendas de vestir y complementos decorativos, gracias a un trabajo desarrollado por investigadores del Swiss Federal Laboratories for Materials Science and Technology (EMPA). Un nuevo proceso ha permitido crear el primer material textil capaz de incorporar de manera permanente una capa de nanómetros de oro puro.

El hilo de seda empleado, que está recubierto con oro mediante un proceso de alta tecnología, es suave y fácil de tejer. También es compatible con la acción de lavadoras y otros artefactos similares. Un número limitado de prendas con este material se colocará en el mercado antes de Navidad, mientras que otros accesorios de moda serán desarrollados durante 2012.

El trabajo de los investigadores suizos fue difundido por una nota de prensa del Swiss Federal Laboratories for Materials Science and Technology (EMPA), y también por un artículo del medio especializado R & D Magazine. La nueva tecnología es la culminación de diez años de investigación.

Los especialistas en el área textil del EMPA han estado investigando durante ese tiempo en la búsqueda de un método para dividir titanio, aluminio, acero, cobre y plata y luego permitir que estos metales en polvo, y en forma de “lluvia atómica”, puedan ser incorporados en las fibras de poliéster.

Producción en marcha

Originalmente, el proyecto estaba destinado a crear fibras recubiertas de plata, para lo que se habían estudiado convenientemente los mercados relacionados. Las fibras recubiertas de plata poseen un efecto antibacteriano, algo que puede ser de sumo interés para los fabricantes de determinados tipos de prendas, como por ejemplo calcetines.

Buscando materiales textiles con coberturas permanentes de plata, los investigadores desarrollaron una fibra con excelentes condiciones de conducción eléctrica, cuyo uso podría ser interesante en diferentes sensores y como filtro en aplicaciones industriales. Sin embargo, en un determinado momento, creyeron que podrían llegar a lograr los mismos resultados con el oro.

En enero de 2010, se comenzó a trabajar en el proyecto de fibras de oro, y actualmente la producción en la planta de recubrimiento desarrollada ha alcanzado un nivel estable. El primer kilómetro del nuevo material textil se generó durante el pasado verano, y se espera que en 2012 la producción aumente en gran medida.

Dos empresas colaboran como socios del EMPA en la producción. Por un lado, la firma Weisbrod-Zuerrer AG y por otro la empresa Jakob Schlaepfer, que ha aportado el bordado. Lógicamente, las prendas con cobertura de oro no son demasiado económicas: su valor ronda los 7.500 francos suizos, unos 6.172 euros.

Derribando limitaciones previas

Los intentos realizados con anterioridad para crear recubrimientos de oro en materiales textiles utilizando técnicas convencionales no habían sido demasiado exitosos. Las fibras obtenidas brindaban una sensación áspera y metálica al tacto, y tampoco eran lo suficientemente resistentes para su uso comercial.

De esta manera, los hilos de oro solamente podían colocarse en partes muy específicas de las prendas. El nuevo proceso de recubrimiento desarrollado por los especialistas de EMPA permite obtener prendas de apariencia mucho más elegante y suaves al tacto, e incorporar el oro en toda la superficie de las vestimentas.

Exclusivas prendas de vestir se desarrollarán próximamente con este material textil, como pañuelos decorativos de bolsillo, lazos, pañuelos tradicionales y hasta bolsos de mano. También hay posibilidades en el terreno de los complementos decorativos para el hogar. En el caso de los lazos, por ejemplo, cada uno de ellos brilla con 8 gramos de oro, aportando un carácter exclusivo buscado en este tipo de accesorios.

Aún existen pocas posibilidades para que este tipo de material textil sea producido en masa en un futuro cercano. Las instalaciones actuales, incluso a plena capacidad de producción, están limitadas a un máximo de 600 unidades o prendas al año para el mercado mundial.

Sin embargo, la firma Jakob Schlaepfer, dedicada al bordado y a la fabricación de textiles de decoración, también utilizará esta nueva tecnología en su colección de invierno 2012-2013 de alta costura. ¿Nacerá con este proceso tecnológico una nueva especialidad dentro de la industria textil?

RedacciónT21

RedacciónT21

Hacer un comentario