Tendencias21

La gratitud mejora la salud del corazón

Reconocer y dar gracias por los aspectos positivos de la vida puede resultar en una mejora mental y, en última instancia, física, en pacientes con insuficiencia cardíaca asintomática, revela un estudio publicado por la Asociación Americana de Psicología (APA).

La gratitud mejora la salud del corazón

Reconocer y dar gracias por los aspectos positivos de la vida puede resultar en una mejora mental y, en última instancia, física, en pacientes con insuficiencia cardíaca asintomática, revela un estudio publicado por la Asociación Americana de Psicología (APA).

«Hemos encontrado que un grado mayor de gratitud en estos pacientes estaba asociado con un mejor estado de ánimo, una mejor calidad de sueño, menor fatiga y menores niveles de biomarcadores inflamatorios relacionados con la salud cardiaca», afirma el autor principal de la investigación, Paul J. Mills, de la Universidad de California en San Diego (EEUU), en un comunicado difundido por Newswise.  
 
La gratitud como actitud vital implica notar y apreciar los aspectos positivos de la vida. Puede sentirse hacia una fuente externa (por ejemplo, un animal de compañía, otra persona o una entidad no humana, como Dios).
 
La gratitud también es comúnmente un aspecto de la espiritualidad, explica Mills. Debido a que, una investigación anterior demostró que las personas que se consideraban más espirituales tenían mayor bienestar general, incluida la salud física, Mills y sus colegas decidieron analizar tanto el papel de la espiritualidad como el de la gratitud en determinados marcadores de salud de los pacientes.

Características del estudio

En su investigación participaron 186 hombres y mujeres que habían sido diagnosticadas con Etapa B o cardiopatía estructural asintomática durante al menos tres meses.
 
Este trastorno lo padecen personas que han desarrollado una enfermedad cardíaca estructural (por ejemplo, han tenido un ataque al corazón que ha dañado este órgano), pero no muestran síntomas de insuficiencia cardíaca (por ejemplo, falta de aire o fatiga).
 
Esta es una fase clave para detener la progresión de la enfermedad y mejorar la calidad de vida, ya que los pacientes en Etapa B se encuentran en alto riesgo de progresar a Etapa C, a insuficiencia cardíaca sintomática, en la que el riesgo de muerte es cinco veces mayor, según Mills.

Usando pruebas psicológicas estándar, los investigadores obtuvieron calificaciones de la gratitud y el bienestar espiritual de los participantes en el estudio. A continuación, compararon esos resultados con otros datos de los pacientes, como sus síntomas de depresión, la calidad de su sueño, la fatiga, la autoeficacia (creencia en la propia capacidad para hacer frente a una situación) o los marcadores inflamatorios antes mencionados.
 
Resultados obtenidos
 
Se descubrió así que puntuaciones superiores en gratitud se asociaban con un mejor estado de ánimo, una mejor calidad de sueño, mayor auto-eficacia y menor inflamación. La inflamación a menudo puede empeorar la insuficiencia cardíaca.

Lo que sorprendió a los investigadores fue que el bienestar espiritual –asociado con un mejor estado de ánimo y una mejor sueño- tenía efectos positivos solo si estaba vinculado a la gratitud, no por la espiritualidad en sí misma.
 
A fin de probar este punto, los investigadores pidieron a algunos de los pacientes que cada día, durante ocho semanas, escribieran tres cosas por las que se sintieran agradecidos. Ambos grupos siguieron recibiendo atención clínica habitual durante ese tiempo.

«Encontramos que los pacientes que mantuvieron durante esas ocho semanas sus diarios de gratitud mostraron reducciones en los niveles en sangre de varios biomarcadores inflamatorios importantes. También registramos un aumento de la variabilidad del ritmo cardíaco en ese periodo. Mejorar la variabilidad del ritmo cardíaco se considera una medida de reducción del riesgo cardíaco «, señala Mills. «Parece que un corazón más agradecido es, de hecho, un corazón más sano, y que el diario de gratitud es una manera fácil de impulsar la salud cardiaca», concluye.

Referencia bibliográfica:
 
Paul J. Mills, Laura Redwine, Kathleen Wilson, Meredith A. Pung, Kelly Chinh, Barry H. Greenberg, Ottar Lunde, Alan Maisel, Ajit Raisinghani, Alex Wood, Deepak Chopra. The role of gratitude in spiritual well-being in asymptomatic heart failure patients. Spirituality in Clinical Practice (2015). DOI: 10.1037/scp0000050.
 

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Revelan el origen de la falla geológica de Seattle, una de las más peligrosas del mundo 15 febrero, 2024
    Los datos magnéticos sugieren que la falla de Seattle, en Estados Unidos, se formó hace 55 millones de años, cuando la mitad sur de una cadena de islas volcánicas en subducción se amontonó sobre el continente y se separó de otra parte de la estructura, "desgarrando" el borde de América del Norte.
    Pablo Javier Piacente
  • Gigantescos "huevos espaciales" podrían ayudarnos a descubrir civilizaciones extraterrestres 15 febrero, 2024
    Un elipsoide SETI es un enfoque geométrico que identifica una región del espacio con forma de huevo, dentro de la cual cualquier civilización inteligente habría logrado observar un evento astronómico significativo, como por ejemplo una supernova, basándose en el tiempo que tarda la luz en viajar a través del espacio. Ahora, un nuevo análisis muestra […]
    Pablo Javier Piacente
  • Nuevo hito en la tecnología cuántica 15 febrero, 2024
    Investigadores alemanes han logrado un avance en la tecnología cuántica al visualizar las posiciones tridimensionales de átomos individuales en un cristal de diamante. Este logro allana el camino para la visualización de moléculas individuales con una precisión atómica, lo que podría revolucionar la investigación y el diseño de materiales y fármacos. Con un poco de […]
    ST/T21
  • ¿Qué pasaría si viajáramos a la velocidad de la luz? 15 febrero, 2024
    La física dice que es imposible, pero soñamos con la posibilidad de viajar a la velocidad de la luz. En ese supuesto, el tiempo se dilataría y se alteraría nuestro campo de visión, pero la fuerza de la aceleración nos destruiría. Sin ayuda alguna, no podemos ir a más de 45 kilómetros por hora.
    Redacción T21
  • Una extraña y antigua megaestructura acecha bajo el mar Báltico 14 febrero, 2024
    En la bahía alemana de Mecklenburg, a 21 metros de profundidad, los científicos han encontrado una antigua megaestructura que data de la Edad de Piedra, concretamente de hace más de 10.000 años. La estructura, que abarca una longitud de casi un kilómetro y está compuesta por piedras de distintos tamaños, desafía toda explicación natural: los […]
    Pablo Javier Piacente
  • Detectan por primera vez materia oscura en un cúmulo galáctico 14 febrero, 2024
    La materia oscura identificada, detectada indirectamente en un cúmulo conformado por miles de galaxias, podría ayudar a los científicos a comprobar la existencia de una estructura a gran escala que se extiende por todo el Universo: de esta forma, un "andamiaje" de materia oscura atravesaría todo el cosmos y sería el sostén de innumerables galaxias, […]
    Pablo Javier Piacente
  • El primer implante cerebral de Neuralink en un humano está rodeado de misterio 14 febrero, 2024
    Existen dudas sobre si el primer implante cerebral a un humano, anunciado por Elon Musk el 29 de enero, se ha producido realmente, ya que todo está rodeado de falta de transparencia, ausencia de certificación científica, escasos detalles sobre su tecnología, sus métodos y sus resultados.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Descubren un fármaco de animación suspendida que imita la hibernación 14 febrero, 2024
    Descubren un fármaco de "animación suspendida" que imita la hibernación y podría mejorar el trasplante de órganos, asegurar la supervivencia ante lesiones traumáticas y facilitar los viajes espaciales de larga duración.
    Redacción T21
  • La muerte los llama y ellos se juntan 13 febrero, 2024
    Un experimento desarrollado en "granjas de cadáveres" permitió comprobar que la descomposición de cuerpos humanos y de otras especies atrae siempre a las mismas variedades de microorganismos y hongos, sin importar el clima, la estación del año o la ubicación en el globo. Un mejor conocimiento de esta comunidad "universal" de descomponedores permitirá importantes avances […]
    Pablo Javier Piacente
  • Una corriente oceánica fundamental para el equilibrio climático podría anticipar su colapso 13 febrero, 2024
    Los científicos han descubierto una señal de advertencia clave antes que una corriente crucial del Atlántico colapse y sumerja al hemisferio norte en un verdadero caos climático: la Circulación de Vuelco Meridional del Atlántico (AMOC) genera una liberación de calor que ayuda a mantener a Europa, y también en parte a América del Norte, más […]
    Pablo Javier Piacente