Tendencias21

La Tierra ha perdido el 10% de sus zonas salvajes desde principios de los 90

En torno a un 10% de las áreas del planeta que eran salvajes, sin intervención humana, a principios de los 90, ya no lo son, según un estudio internacional. Eso equivale a dos veces el tamaño de Alaska. La Amazonia (un 30% menos) y África central (14% menos) han sido las zonas más afectadas.

La Tierra ha perdido el 10% de sus zonas salvajes desde principios de los 90

Un artículo publicado en Current Biology muestra la disminución catastrófica de los espacios naturales de todo el mundo durante los últimos 20 años. Hay, según los científicos, de Australia, Canadá y EE.UU., «pérdidas alarmantes que comprenden una décima parte de las zonas salvajes globales desde la década de 1990», un área de dos veces el tamaño de Alaska y la mitad del tamaño de la Amazonia. El África central y la Amazonia han sido los más afectados.

Los resultados ponen de relieve «la necesidad inmediata de políticas internacionales que reconozcan el valor de los espacios naturales y de hacer frente a las amenazas sin precedentes a las que se enfrentan», dicen los investigadores en la nota de prensa de la Wildlife Conservation Society (WCS, Nueva York).

«Áres salvajes de importancia mundial, pese a ser reductos de la biodiversidad en peligro de extinción, de la regulación de los climas locales, y del apoyo a muchos comunidades política y económicamente marginadas del mundo, se ignoran por completo en la política ambiental,» dice James Watson, de la Universidad de Queensland (Australia), y la WCS. «Sin ningún tipo de políticas para proteger estas áreas, están siendo víctimas del desarrollo generalizado. Es probable que tengamos una o dos décadas para cambiar esto. Los mecanismos de la política internacional deben reconocer las acciones necesarias para mantener los espacios naturales antes de que sea demasiado tarde».

Watson dice que mucha de la atención política se ha prestado a la pérdida de especies, pero comparativamente se sabe poco acerca de las pérdidas a mayor escala de ecosistemas enteros, especialmente espacios naturales que tienden a ser relativamente poco estudiados.

Para llenar este vacío, los investigadores cartografiaron áreas salvajes de todo el mundo, definiendo como «salvajes» los paisajes biológicamente y ecológicamente intactos, libres de cualquier perturbación humana significativa. Luego, los investigadores compararon su mapa actual de la vida salvaje con uno producido por los mismos métodos en la década de 1990.

Mapas

Esta comparación mostró que un total de 30,1 millones de kilómetros cuadrados (alrededor del 20 por ciento de la superficie terrestre del mundo) se mantiene salvaje, y la mayoría se encuentra en América del Norte, Asia del Norte, África del Norte, y el continente australiano.

Sin embargo, las comparaciones entre los dos mapas muestran que se han perdido en torno a 3,3 millones de km2 (casi el 10 por ciento) de área salvaje. Estas pérdidas se han producido principalmente en América del Sur, que ha experimentado un descenso del 30 por ciento, y África, que ha experimentado una pérdida del 14 por ciento.

«La cantidad de pérdida de zonas salvajes en tan sólo dos décadas es asombrosa», dice Oscar Venter, de la University of Northern British Columbia (Canadá). «Tenemos que reconocer que las áreas salvajes, que hemos considerado tontamente como protegidas de facto debido a su lejanía, en realidad se están perdiendo de forma espectacular en todo el mundo. Sin intervenciones proactivas globales podríamos perder las últimas joyas de la corona de la naturaleza. No se puede restaurar lo salvaje una vez ya no está, y que los procesos ecológicos que sustentan estos ecosistemas ya no están, y nunca vuelve al estado en el que estaba. La única opción es proteger de forma proactiva lo que queda».

Watson dice que las Naciones Unidas y otros han ignorado las áreas salvajes de importancia mundial en los acuerdos ambientales multilaterales clave y esto debe cambiar. «Si no actuamos pronto, solo habrá pequeños remanentes de tierras salvajes en todo el planeta, y esto es un desastre para la conservación, para el cambio climático, y para algunas de las comunidades humanas más vulnerables del planeta», dice Watson. «Tenemos el deber de actuar para nuestros hijos y sus hijos.»

Referencia bibliográfica:

Watson et al.: Catastrophic Declines in Wilderness Areas Undermine Global Environment Targets. Current Biology (2016). DOI: 10.1016/j.cub.2016.08.049.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Egipto celebra hoy una alineación solar legendaria 22 febrero, 2022
    Egipto celebra hoy por todo lo alto la alineación solar con el templo de Abu Simbel, que ocurre dos veces al año: ilumina las estatuas de Ramses II, de Ra el dios del Sol, y de Amón rey de los dioses, dejando en la oscuridad a la estatua del dios Ptah por estar asociado a […]
    Redacción T21
  • El tambaleo de Marte, nuevo misterio para la ciencia 22 febrero, 2022
    La oscilación en el eje de rotación de Marte, recientemente detectada, representa un nuevo misterio para la ciencia que dos científicos españoles pueden tal vez aclarar: un nuevo modelo dinámico aplicable a la mecánica celeste encaja con el tambaleo observado en el planeta rojo.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La rapidez mental casi no cambia a lo largo de la vida 21 febrero, 2022
    Nuestra capacidad para resolver problemas rápidamente se mantiene prácticamente inalterable de los 20 a los 60 años de edad, según un nuevo estudio. La rapidez con la cual logramos procesar la información cognitiva inicia su declive sobre edades más avanzadas, permaneciendo estable durante décadas. 
    Pablo Javier Piacente
  • Identifican al primer asteroide con tres lunas 21 febrero, 2022
    Los astrónomos han comprobado que un asteroide descubierto en el siglo XIX en el cinturón de asteroides, y denominado 130 Elektra, tiene la mayor cantidad de satélites de cualquier cuerpo del cinturón principal, y que es el único sistema de asteroides cuádruple conocido en el Sistema Solar. Posee 260 kilómetros de diámetro y cuenta con […]
    Pablo Javier Piacente
  • Músicos y químicos usan el sonido para comprender mejor la ciencia de la vida 21 febrero, 2022
    Los músicos están ayudando a los científicos a analizar datos, comprender mejor el plegamiento de proteínas y hacer nuevos descubrimientos bioquímicos a través del sonido. Es más fácil escuchar sonidos que interpretar datos.
    University of Illinois/T21
  • El espacio provoca cambios profundos en el cerebro de los astronautas 21 febrero, 2022
    El cerebro de los astronautas que están medio año en el espacio reconfigura las conexiones de los centros sensoriomotores para adaptarse a los movimientos en condiciones de ingravidez. La neuroplasticidad funciona también en el espacio.
    N+1/T21
  • "En el mundo microscópico de los átomos y las moléculas es donde van a salir nuevas tecnologías" 20 febrero, 2022
    MCHB. Usted en la actualidad se encuentra como director de la División Técnica de Óptica Cuántica del Instituto Max Planck en Múnich (Alemania) e imparte numerosos cursos y conferencias alrededor del mundo en torno a una física cuántica de las informaciones, donde nos expone como los físicos cuánticos utilizan leyes muy diferentes a las aplicadas […]
    Marisol Chévez Hidalgo-Bonefil
  • La próxima pandemia mundial podría ser provocada por un virus artificial 20 febrero, 2022
    La próxima pandemia mundial podría ser desencadenada por un virus artificial porque la biología sintética experimenta a sus anchas sin regulación alguna y expone públicamente sus protocolos, abriendo la puerta a una carrera armamentista biológica.
    Redacción T21
  • Las ondas gravitacionales nos descubrirán los últimos secretos del universo 19 febrero, 2022
    Las ondas gravitacionales nos permitirán detectar nuevos campos fundamentales y tal vez anomalías gravitatorias en los agujeros negros, dos procesos que no están contemplados en la Relatividad General ni en el Modelo Estándar de la física de partículas.
    Redacción T21
  • Descubren cómo evolucionaron las plantas para colonizar la Tierra hace más de 500 millones de años 18 febrero, 2022
    Investigadores de dos universidades británicas analizaron una gran cantidad de datos genéticos antiguos y actuales de especies vegetales, para descubrir cómo las primeras plantas en la Tierra desarrollaron los mecanismos utilizados para controlar el agua y “respirar” en el planeta, hace más de 500 millones de años. 
    Pablo Javier Piacente