Tendencias21

Las aves se basan en un mapa geomagnético para navegar por el aire

Las aves se basan en un mapa geomagnético para orientarse al migrar, según un estudio realizado en Rusia con carriceros comunes, que ha comprobado que se les puede ‘engañar’, falseando el campo magnético que perciben, de modo que cambien su orientación espacial, aunque sigan viendo el sol, las estrellas y otras referencias en el mismo sitio.

Las aves se basan en un mapa geomagnético para navegar por el aire

Cuando un grupo de investigadores capturó carriceros comunes a lo largo de la costa de Rusia durante sus migraciones de primavera y los llevaron 1.000 kilómetros al este, a Zvenigorod (cerca de Moscú), las aves no se inmutaron; simplemente se reorientaron hacia su destino original. Ahora, los investigadores que demostraron la capacidad de navegación de las aves están de vuelta con nuevas pruebas de que los carriceros se basan en un mapa geomagnético para apuntar en la dirección correcta.

De hecho, los investigadores muestran en Current Biology, de Cell Press, que las aves responden como si hubieran sido enviadas a Zvenigorod cuando son capturadas y expuestas a un campo geomagnético artificial que coincide con esa ubicación.

«La parte más sorprendente de nuestro hallazgo es que los mismos pájaros, en la misma duna de la costa Báltica, cambiaron su orientación de la dirección normal de migración, noreste, hacia el noroeste, al girar ligeramente las perillas de control de la fuente de alimentación de nuestro dispositivo», dice Dmitry Kishkinev, de la Universidad Queen de Belfast (Irlanda), en la nota de prensa de Cell Press, recogida por EurekAlert!. «Todas las otras señales sensoriales seguían siendo las mismas para los pájaros.»

Para probar el papel de los campos magnéticos, Kishkinev, junto con Nikita Chernetsov de la Estación Biológica Rybachy (Rusia) y sus colegas, tenían un sistema especial de bobina magnética que les permitía crear un campo magnético homogéneo en su región de la costa, donde es muy fácil atrapar carriceros migratorias. El sistema les permitió manipular el campo magnético sin ocultar la capacidad de las aves para recoger otras claves, como el sol, las estrellas, puntos de referencia, y los olores.

Las aves fueron alojadas en el interior del sistema de bobina magnética durante varios días. En ese tiempo, fueron desplazados virtualmente con un cambio en el campo magnético una sola vez, para evitar confusiones. Los datos muestran que este cambio en los parámetros magnéticos llevó a los pájaros a reorientar sus destinos de cría tal como lo habrían hecho si hubieran sido desplazados físicamente.

Sospecha

Los investigadores sospechan ahora que los carriceros rastrean los cambios en los parámetros geomagnéticos a medida que viajan durante su primera migración de otoño -por ejemplo, desde el Báltico hasta el África occidental- para establecer ciertas «reglas empíricas». Esas reglas guía luego a las aves en las migraciones futuras y les hacen posible reorientarse si encuentran que se han salido del camino.

El estudio proporciona algunas de las pruebas más fuertes hasta ahora de que al menos algunas aves se basan en un mapa geomagnético para la navegación de larga distancia, como hacen también las langostas y tortugas marinas. Aunque la idea de navegación magnética en aves se propuso por primera vez en el siglo XIX, ha sido un reto demostrarla, dicen los investigadores.

Es necesario, dicen, seguir trabajando para entender cómo detectan las aves los campos magnéticos y qué porciones del campo magnético son más importantes para ellas. Los investigadores también sienten curiosidad por saber si los carriceros confían en su sentido del olfato, como hacen algunas aves marinas y palomas mensajeras.

Recientemente, un equipo de investigadores de la Universidad de Tokio (Japón) ha desarrollado un microscopio capaz de observar el origen de la magnetorrecepción: se trata de unas reacciones fotoquímicas que se suceden a una escala lo suficientemente pequeña como para «caber» dentro de estructuras subcelulares.

Referencia bibliográfica:

Dmitry Kishkinev, Nikita Chernetsov, Alexander Pakhomov, Dominik Heyers, Henrik Mouritsen. Eurasian reed warblers compensate for virtual magnetic displacement. Current Biology (2015). DOI: 10.1016/j.cub.2015.08.012

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • El asteroide que amenazaba la Tierra en 2023 no volverá hasta dentro de un siglo 6 marzo, 2022
    El pasado enero, los astrónomos vivieron una angustia parecida a la de la película "No mires arriba": descubrieron un enorme asteroide que impactaría contra nuestro planeta el 4 de julio de 2023. Nuevos cálculos descartaron esa eventualidad, pero no habría habido tiempo para evitar el impacto.
    Redacción T21
  • Un nuevo mapa del universo revela más de 4,4 millones de galaxias 5 marzo, 2022
    Un espectacular mapa, elaborado por el radiotelescopio europeo LOFAR, muestra una imagen en alta resolución de una parte del universo.  Recoge más de 4,4 millones de galaxias, de las que un millón eran completamente desconocidas, que están a miles de millones de años luz de la Tierra.  
    Redacción T21
  • Rocas extrañas y el agua de mar habrían hecho habitable a la Tierra 4 marzo, 2022
    Una nueva teoría en torno a los primeros 500 millones de años de la Tierra indica que nuestro planeta pasó de ser una bola de fuego a una esfera repleta de vida gracias a rocas "extrañas" que interactuaron con el agua de mar de la manera correcta, para impulsar la existencia de materia biológica.
    Pablo Javier Piacente
  • El incendio en la central de Zaporiyia se produjo lejos de la zona nuclear 4 marzo, 2022
    El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) de España ha aclarado que el incendio que se declaró hoy en la central nuclear de Zaporiyia se produjo en un simulador alejado de la zona nuclear, como consecuencia del impacto de un misil. El incendio, sofocado por el personal de las instalaciones, no ha afectado a su funcionamiento. […]
    Efe/T21
  • Las estrellas de neutrones podrían confirmar que la energía oscura es solo una ilusión 4 marzo, 2022
    La primera simulación de una fusión de estrellas de neutrones binarias podría servir para comprobar que la energía oscura es solo una ilusión. Según los científicos, los datos indicarían que fenómenos como la expansión acelerada del Universo no se explicarían por la acción de la energía oscura, sino por algunas modificaciones aún desconocidas de la […]
    Pablo Javier Piacente
  • No hay tiempo para dormir la siesta en la naturaleza 4 marzo, 2022
    El estudio del sueño en una manada de babuinos salvajes revela que sacrificar el sueño para satisfacer demandas apremiantes es común en la naturaleza, e incluso que podría ser parte de nuestra historia evolutiva humana.
    Redacción T21
  • Descubren cómo "respira" una estrella de neutrones mientras deglute a su compañera 3 marzo, 2022
    Los científicos han descubierto que las estrellas de neutrones pueden emitir al mismo tiempo vientos cálidos y fríos, en diferentes longitudes de onda, mientras se “alimentan” del material de otra estrella. Es la primera vez que se advierte este comportamiento en estos objetos cósmicos extremos.
    Pablo Javier Piacente
  • El supuesto agujero negro más cercano a la Tierra en realidad no existe 3 marzo, 2022
    En 2020, un equipo de astrónomos informó que a solo 1.000 años luz de distancia de la Tierra, en el sistema HR 6819, se encontraba el agujero negro más cercano a nosotros. Ahora, una nueva investigación parece haber comprobado que en realidad no existe ningún agujero negro en esa zona del cosmos. El estudio previo […]
    Pablo Javier Piacente
  • Stonehenge funcionaba como calendario solar hace 4.500 años 3 marzo, 2022
    Stonehenge era un calendario solar hace 4.500 años: los megalitos representan 12 meses de 30 días, más un mes extra de cinco días y un día bisiesto cada cuatro años. Las semanas eran de 10 días y el año se iniciaba con el solsticio de invierno.
    N+1/T21
  • La ciencia española rompe su silencio sobre Ucrania 3 marzo, 2022
    El Ministerio de Ciencia está revisando la colaboración científica española con Rusia como consecuencia de la invasión de Ucrania, al mismo tiempo que tres instituciones científicas de referencia en España recomiendan que se suspenda esa colaboración. Las academias europeas y del Grupo de los Siete, así como destacados astrónomos mundiales, se suman a la condena […]
    Redacción T21