Tendencias21

Las universidades españolas y portuguesas se unirán en una red ibérica

Los pasados días siete y ocho de abril se celebró en la Universidade do Minho (Portugal) una reunión entre el Conselho de Reitores das Universidades Portuguesas (CRUP) y la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE). En ella se concretó un compromiso para solicitar a los Gobiernos de ambos países que desarrollen estrategias e iniciativas conjuntas. La finalidad: convertir a la Península Ibérica en un espacio de referencia internacional para la educación superior.

Las universidades españolas y portuguesas se unirán en una red ibérica

La Universidade do Minho (Braga, Portugal) acogió los pasados días siete y ocho de abril una reunión entre el Conselho de Reitores das Universidades Portuguesas (CRUP)‎ y la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE)‎.

Los presidentes de ambas asociaciones, Manuel López y Antonio Rendas, presidieron la reunión, a la que también asistió la presidenta de la European University Association (EUA), Helena Nazaré.

Tanto los rectores españoles como los portugueses se comprometieron en el encuentro a solicitar a sus respectivos Gobiernos el desarrollo de estrategias e iniciativas conjuntas con el objetivo de posicionar a la Península Ibérica como un espacio de referencia internacionalmente atractivo para la educación superior, la investigación científica y la innovación, y se pusieron a su disposición para colaborar en la consecución de este objetivo.

Según palabras del Presidente de la CRUE, “el sistema universitario portugués y el español tenemos que ir juntos como sistema universitario ibérico y presentarnos con una estrategia común ante nuestros propios gobiernos y pedirles colaboración para, entre todos, contribuir con nuestro trabajo en esta nueva Europa basada en la innovación y la tecnología”.

Necesidad de unir fuerzas

Tal y como señaló el presidente de la CRUE, Manuel J. López, ante una “Europa que se enfrenta a un momento crítico de desarrollo, orientado a la innovación tecnológica de alta especialización”, es crucial la unión de fuerzas.

“Se da la circunstancia de que tenemos los mismos problemas motivados por la crisis”, recalcó. Lo cual, según el Presidente, facilita que ambos sistemas puedan “ir de la mano”, presentando una estrategia común, que permita estar mejor posicionados en el desarrollo de estrategias de especialización inteligente en el ámbito regional e interregional, en la atracción de estudiantes y, en general, que permita fomentar los programas de cooperación entre las universidades de ambos países.

Las universidades de la Península Ibérica tratarán de demostrar que la proximidad geográfica y las similitudes históricas, culturales y lingüísticas entre los dos países, pueden ser un poderoso activo a la hora de desempeñar proyectos conjuntos en el marco de la Unión Europea.

Los rectores también debatieron en profundidad la importancia de atraer conjuntamente estudiantes internacionales procedentes de otros sistemas universitarios, principalmente de los países de América Latina, región que se considera clave, aprovechando la proximidad cultural y lingüística. Para dar continuidad a este compromiso, los rectores trazaron una amplia agenda de trabajo para los próximos meses, según informa la CRUE en nota de prensa.

RedacciónT21

RedacciónT21

Hacer un comentario