Tendencias21
Crean un cristal cuántico capaz de detectar materia oscura

Crean un cristal cuántico capaz de detectar materia oscura

Un cristal cuántico, formado por 150 átomos confinados en un campo magnético, es capaz de detectar axiones y fotones de materia oscura cuando interactúan con la materia ordinaria a través de un campo eléctrico débil.

Investigadores del Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST) de Estados Unidos han creado un cristal de berilio capaz de detectar campos electromagnéticos extremadamente débiles al que han llamado cristal cuántico. Los resultados de su estudio se publican en la revista Science.

El cristal o sensor cuántico consta de 150 iones (átomos cargados eléctricamente) de berilio (un metal conductor de electricidad y  calor) confinados en un campo magnético, que se autoorganizan en un cristal plano 2D de solo 200 millonésimas de metro de diámetro.

Cuando los investigadores atraparon los iones con su campo magnético y sistema de electrodos, los átomos se juntaron en una hoja plana que es dos veces más gruesa que un cabello humano. Este todo organizado se comporta como un cristal que vibra cuando es perturbado por una fuerza externa.

Tema relacionado: Crean un dispositivo cuántico que permite conocer todos los futuros posibles

Buscando materia oscura

Los sensores cuánticos como el desarrollado en esta investigación tienen el potencial de detectar señales de la materia oscura, según explican sus creadores en un comunicado.

La materia oscura representa alrededor del 80% de la materia del universo​ y está formada, entre otras cosas, por partículas hipotéticas llamadas axiones y fotones oscuros, que algún día podrían detectarse utilizando este cristal cuántico.

La presencia de materia oscura podría hacer que el cristal se mueva de manera reveladora, señalando cambios colectivos entre los iones del cristal en una de sus propiedades electrónicas, conocida como espín.

Cuando este «cristal» de berilio encuentra un campo electromagnético, se mueve en respuesta, y este movimiento puede traducirse en una medida de la fuerza del campo.

Pero hay un problema, explican los investigadores: las mediciones de cualquier sistema cuántico están sujetas a los límites establecidos por el Principio de Incertidumbre de Heisenberg.

Este principio establece que ciertas propiedades de una partícula, como su posición y momento, no pueden conocerse simultáneamente con una alta precisión.

Entrelazamiento cuántico

El equipo NIST encontró una manera de sortear esta limitación a través del entrelazamiento cuántico: cuando se produce, cualquier alteración en una de las partículas entrelazadas se refleja instantáneamente en la otra, aunque estén físicamente alejadas entre sí.

Los investigadores entrelazaron los movimientos de los iones de berilio con sus giros. Durante el experimento, cuando el cristal vibró, se movió hasta cierto punto.

Pero, debido al principio de incertidumbre, cualquier medida de este desplazamiento, o de la cantidad de movimiento de los iones, quedó sujeta a límites de precisión debido al “ruido cuántico”.

Sin embargo, el entrelazamiento entre los movimientos de los iones y sus espines distribuyó este ruido, reduciéndolo y permitiendo a los investigadores medir fluctuaciones ultrafinas en el cristal.

Probado con éxito

Los investigadores probaron con éxito el cristal cuántico enviándole una onda electromagnética débil y observándolo vibrar.

Comprobaron que el sensor cuántico es diez veces más sensible para detectar pequeñas señales electromagnéticas que los sensores cuánticos comunes.

Los investigadores creen que, con más iones de berilio, podría obtenerse un detector aún más sensible, capaz de distinguir axiones y fotones oscuros, y de detectar así la materia oscura.

Algunos modelos de axiones sugieren que podrían convertirse en un fotón en determinadas circunstancias: en ese caso ya no estaría en el dominio de la materia oscura y produciría un campo electromagnético débil. Si esos axiones pasaran por un laboratorio que contenga este cristal de berilio, podría detectar su presencia.

“Los cristales de iones podrían detectar ciertos tipos de materia oscura – como axiones y fotones oscuros – que interactúan con la materia normal a través de un campo eléctrico débil”, explica el autor principal del NIST, John Bollinger.

Luz láser específica

Y añade: “la materia oscura forma una señal de fondo con una frecuencia de oscilación que depende de la masa de la partícula de materia oscura. Los experimentos que buscan este tipo de materia oscura se han llevado a cabo durante más de una década con circuitos superconductores. El movimiento de los iones atrapados (en el cristal cuántico) proporciona sensibilidad en un rango diferente de frecuencias».

Este grupo de investigadores ha estado trabajando con el cristal de iones durante más de una década. Lo que aporta de nuevo este trabajo es el uso de un tipo específico de luz láser para entrelazar el movimiento colectivo y los giros de una gran cantidad de iones.

También aporta como novedad lo que los investigadores llaman una estrategia de «inversión del tiempo» para detectar los resultados. Todo ello capacita al cristal cuántico para detectar materia oscura.

Además de contribuir al estudio de la materia oscura, el cristal cuántico podría encontrar otras muchas aplicaciones, como la búsqueda de campos electromagnéticos perdidos en un laboratorio o la detección de defectos en un material, concluyen los investigadores.

Referencia

Quantum-enhanced sensing of displacements and electric fields with two-dimensional trapped-ion crystals. Kevin A. Gilmore et al. SCIENCE, 6 Aug 2021, Vol 373, Issue 6555, pp. 673-678. DOI: 10.1126/science.abi5226

Imagen superior: ilustración de un cristal cuántico. Steven Burrows/JILA

Eduardo Martínez de la Fe

Eduardo Martínez de la Fe, periodista científico, es el Editor de Tendencias21.

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Detectan extraños pulsos de radio procedentes de un magnetar que desconciertan a los científicos 10 abril, 2024
    Los astrónomos han detectado señales de radio inusuales procedentes de XTE J1810-197, un radiomagnetar o estrella de neutrones ultramagnética situada a 8.100 años luz de distancia de la Tierra, en la constelación de Sagitario. Los resultados son inesperados y sin precedentes: a diferencia de las señales de radio que se han detectado en otros magnetares, […]
    Pablo Javier Piacente
  • La IA podría ser el límite para todas las civilizaciones avanzadas en el Universo 10 abril, 2024
    Un nuevo estudio sugiere que el desarrollo de la Inteligencia Artificial (IA) hacia una Superinteligencia Artificial (ASI) podría explicar por qué no hemos detectado aún otras civilizaciones avanzadas en el cosmos, a pesar de la alta probabilidad de su existencia: en vez de supernovas, plagas, guerras nucleares o eventos climáticos extremos que hayan sido un […]
    Pablo Javier Piacente
  • Higgs ha podido dejar abierta la puerta a la Nueva Física 10 abril, 2024
    La muerte de Peter Higgs, que pasará a la historia como el descubridor del bosón que explica cómo se forma la materia, deja un legado en la historia de la física que todavía puede aportar algo más trascendente: la prueba definitiva de una Nueva Física más allá del Modelo Estándar.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Descubren neuronas "zombis" en el cerebro, que serían claves en el proceso de aprendizaje 9 abril, 2024
    Las neuronas "zombis" son unidades vivas pero funcionalmente alteradas, que parecen "dormidas" en determinadas situaciones: los investigadores han revelado que cumplen un papel fundamental en el cerebelo, concretamente en aspectos relativos a la forma en la cual aprendemos.
    Pablo Javier Piacente
  • La Luna se invirtió por completo hace más de 4 mil millones de años 9 abril, 2024
    Hace unos 4.220 millones de años, poco después de que la Luna se formara a partir de un trozo de la Tierra que se desprendió durante una colisión violenta a principios de la historia del Sistema Solar, nuestro satélite se dio vuelta y comenzó así una etapa clave de su desarrollo. Así lo ha comprobado […]
    Pablo Javier Piacente
  • Arte rupestre de hace 2.000 años podría representar música psicodélica 9 abril, 2024
    Aunque la música psicodélica moderna no nació hasta la década de 1960, las influencias psicodélicas se pueden encontrar en el arte rupestre de hace miles de años. Grabados precolombinos en piedra, de 2.000 años de antigüedad, reflejan figuras humanas bailando en estado de trance chamánico.
    Redacción T21
  • Descubren antiguas partículas de polvo espacial provenientes de otro sistema estelar 8 abril, 2024
    Los astrónomos han descubierto una rara partícula de polvo atrapada en un antiguo meteorito extraterrestre, que fue formado por una estrella distinta a nuestro Sol. El polvo se habría originado luego de una supernova: las partículas son como "cápsulas del tiempo celestes" y proporcionan una instantánea de la vida de su estrella madre.
    Pablo Javier Piacente
  • Un lejano mundo deja ver una increíble explosión de luz en sus cielos "metálicos" 8 abril, 2024
    Utilizando datos del Telescopio Espacial CHEOPS de la Agencia Espacial Europea (ESA), cuyo centro de operaciones científicas se localiza en la Universidad de Ginebra, en Suiza, un equipo internacional de científicos logró detectar por primera vez un extraño fenómeno lumínico denominado “gloria” en un exoplaneta: el estallido de luz se apreció en WASP-76b, un mundo […]
    Pablo Javier Piacente
  • El ordenador cuántico desembarca en el mundo universitario 8 abril, 2024
    La última computadora cuántica System One de IBM se ha instalado en el Instituto Politécnico Rensselaer (RPI) en Nueva York. Es la primera máquina cuántica de IBM instalada en un campus universitario de Estados Unidos. Una revolución en el mundo académico que impulsa la formación de un ecosistema cuántico global.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Los cocodrilos imitan a las ballenas antes de aparearse 7 abril, 2024
    Los cocodrilos cortejan a las hembras lanzando un chorro de agua al aire, tal como hacen las ballenas cuando salen a la superficie. A ellas les encantan también los silbidos y las burbujas que les dedican sus parejas antes de aparearse. Se está elaborando un diccionario de cocodrilos.
    Redacción T21