Tendencias21

En 2010 llegarán al mercado las bombillas de silicio

Ingenieros canadienses han desarrollado una tecnología que permitirá fabricar, a partir de 2010, bombillas que duran 20 años y consumen el 90% menos de energía que las bombillas actuales. Las futuras bombillas no usan gas ni filamentos, sino microprocesadores de silicio para obtener luz. Sus inventores esperan revolucionar un mercado que mueve 12.000 millones de dólares anuales y reducir drásticamente el consumo mundial de electricidad. Estas bombillas se pueden tocar, aunque estén encendidas, sin llegar a quemarse. Por Marta Morales.

En 2010 llegarán al mercado las bombillas de silicio

La compañía canadiense Group IV Semiconductor Inc. ha desarrollado una tecnología revolucionaria que a partir de 2010 permitirá fabricar bombillas que duran 20 años y consumen un 90% menos de energía que las bombillas actuales.

Esta tecnología tiene además un rendimiento más alto que el de las bombillas de bajo consumo. En el desarrollo de este proyecto participan, además de Group IV, EnCana Corporation y Sustainable Development Technology Canada (SDTC.

La bombilla de luz incandescente apenas ha cambiado desde que fue inventada hace más de 100 años. Cada vez se ha vuelto más eficiente, se han conseguido mejorar sus propiedades en la lámpara halógena y han aparecido propuestas más ecológicas que permiten el ahorro de energía, pero aún se puede hacer mucho más.

Actualmente, las bombillas de luz incandescente constan de un filamento de tungsteno muy fino, encerrado en una ampolla de vidrio en la que se ha hecho el vacío o que ha sido rellenado con un gas inerte para evitar que el filamento se volatilice por las altas temperaturas que puede alcanzar.

Pero estas lámparas incandescentes, a pesar de ser de las más populares por su bajo coste y su color de luz, sólo convierten en luz visible un 15% de la energía consumida, por lo que su eficiencia resulta muy baja.

Limitaciones de las lámparas de bajo consumo

Hoy existen asimismo bombillas de bajo consumo, también fluorescentes, que duran 15 años y consumen cinco veces menos energía que las clásicas bombillas incandescentes. Y aunque su utilización está bastante extendida, todavía no ha sido asimilada completamente debido a ciertas limitaciones.

Estas lámparas de bajo consumo, por ejemplo, necesitan un tiempo para alcanzar la intensidad de luz que pueden emitir, lo que es un problema cuando se necesita usar poco tiempo (por ejemplo para subir una escalera).

Por otro lado, estas lámparas de bajo consumo no se pueden tirar a la basura porque contienen polvos fluorescentes y un gas de vapor de mercurio que la convierten en un producto de desecho delicado. Finalmente, el rendimiento cromático de estas lámparas es menor que el de una bombilla incandescente, que tiene un espectro de luz más completo.

Reducir el consumo eléctrico mundial

La nueva tecnología es algo completamente innovador, ya que lo que ha conseguido es pasar la corriente a través del silicio para producir luz. Dado que la casi totalidad de la energía es convertida en luz en vez de en calor, esta tecnología permite a las bombillas que se fabriquen con este sistema consumir la décima parte de la energía consumida por las bombillas tradicionales y durar mucho más tiempo.

Esta bombilla revolucionaria utiliza semiconductores en vez de gas (como lo hacen los fluorescentes actuales) o filamentos, que es lo que utilizan las bombillas incandescentes. La nueva bombilla, según sus creadores, permitirá reducir el consumo de la energía a nivel mundial, informa el SDTC en un comunicado.

El objetivo de sus creadores es que el precio de estas bombillas permita la generalización de su uso, y que sean compatibles con las instalaciones que usamos en la actualidad. Group IV aspira con ellas a revolucionar el mercado global de la iluminación, estimado en 12.000 millones de dólares.

Beneficios del silicio

Con una inversión total de más de nueve millones de dólares, la bombilla de silicio conseguirá un ahorro de electricidad que, sólo en Toronto, será de casi el doble de lo que se gasta anualmente en los hogares de esta ciudad.

Por otro lado, las nuevas bombillas tendrían una duración potencial de 50.000 horas, frente a las 1.000 de las bombillas incandescentes y las 5.000 de los fluorescentes; y una calidad y cantidad de luz excelentes.

Asimismo, se podrán aprovechar las instalaciones corrientes que hoy usamos para otros tipos de bombillas, y tendrán un coste de fabricación más bajo que otras soluciones gracias al uso del silicio.

Y, como no se calentarán al encenderlas, la iluminación por semiconductores podría resultar muy útil en aquellos lugares en los que el calor no conviene, como las vitrinas de exposición o los congeladores.

Además, al ser muy leve la disipación en calor de la energía, las bombillas se podrían tocar sin peligro de quemarse, aunque estén encendidas.

Antecedentes: diodo LED

Aunque el comunicado de SDTC no lo especifica, aparentemente la bombilla de silicio tiene su antecedente en el diodo LED (acrónimo inglés de Light-Emitting Diode), un dispositivo semiconductor que emite luz policromática. Los diodos LED se emplean actualmente en todo tipo de indicadores de estado (encendido/apagado) en dispositivos de señalización (de tráfico, de emergencia, etc.) y en paneles informativos. También se emplean en el alumbrado de pantallas de cristal líquido de teléfonos móviles, calculadoras, agendas electrónicas, etc., así como en bicicletas y usos similares.

El uso de lámparas LED en el ámbito de la iluminación presenta indudables ventajas, particularmente su larga vida útil, su menor fragilidad y la menor disipación de energía, además de que, para el mismo rendimiento luminoso, producen la luz de color, mientras que los hasta ahora utilizados, tienen un filtro, lo que reduce notablemente su rendimiento.

Marta Morales

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Revelan el origen de la falla geológica de Seattle, una de las más peligrosas del mundo 15 febrero, 2024
    Los datos magnéticos sugieren que la falla de Seattle, en Estados Unidos, se formó hace 55 millones de años, cuando la mitad sur de una cadena de islas volcánicas en subducción se amontonó sobre el continente y se separó de otra parte de la estructura, "desgarrando" el borde de América del Norte.
    Pablo Javier Piacente
  • Gigantescos "huevos espaciales" podrían ayudarnos a descubrir civilizaciones extraterrestres 15 febrero, 2024
    Un elipsoide SETI es un enfoque geométrico que identifica una región del espacio con forma de huevo, dentro de la cual cualquier civilización inteligente habría logrado observar un evento astronómico significativo, como por ejemplo una supernova, basándose en el tiempo que tarda la luz en viajar a través del espacio. Ahora, un nuevo análisis muestra […]
    Pablo Javier Piacente
  • Nuevo hito en la tecnología cuántica 15 febrero, 2024
    Investigadores alemanes han logrado un avance en la tecnología cuántica al visualizar las posiciones tridimensionales de átomos individuales en un cristal de diamante. Este logro allana el camino para la visualización de moléculas individuales con una precisión atómica, lo que podría revolucionar la investigación y el diseño de materiales y fármacos. Con un poco de […]
    ST/T21
  • ¿Qué pasaría si viajáramos a la velocidad de la luz? 15 febrero, 2024
    La física dice que es imposible, pero soñamos con la posibilidad de viajar a la velocidad de la luz. En ese supuesto, el tiempo se dilataría y se alteraría nuestro campo de visión, pero la fuerza de la aceleración nos destruiría. Sin ayuda alguna, no podemos ir a más de 45 kilómetros por hora.
    Redacción T21
  • Una extraña y antigua megaestructura acecha bajo el mar Báltico 14 febrero, 2024
    En la bahía alemana de Mecklenburg, a 21 metros de profundidad, los científicos han encontrado una antigua megaestructura que data de la Edad de Piedra, concretamente de hace más de 10.000 años. La estructura, que abarca una longitud de casi un kilómetro y está compuesta por piedras de distintos tamaños, desafía toda explicación natural: los […]
    Pablo Javier Piacente
  • Detectan por primera vez materia oscura en un cúmulo galáctico 14 febrero, 2024
    La materia oscura identificada, detectada indirectamente en un cúmulo conformado por miles de galaxias, podría ayudar a los científicos a comprobar la existencia de una estructura a gran escala que se extiende por todo el Universo: de esta forma, un "andamiaje" de materia oscura atravesaría todo el cosmos y sería el sostén de innumerables galaxias, […]
    Pablo Javier Piacente
  • El primer implante cerebral de Neuralink en un humano está rodeado de misterio 14 febrero, 2024
    Existen dudas sobre si el primer implante cerebral a un humano, anunciado por Elon Musk el 29 de enero, se ha producido realmente, ya que todo está rodeado de falta de transparencia, ausencia de certificación científica, escasos detalles sobre su tecnología, sus métodos y sus resultados.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Descubren un fármaco de animación suspendida que imita la hibernación 14 febrero, 2024
    Descubren un fármaco de "animación suspendida" que imita la hibernación y podría mejorar el trasplante de órganos, asegurar la supervivencia ante lesiones traumáticas y facilitar los viajes espaciales de larga duración.
    Redacción T21
  • La muerte los llama y ellos se juntan 13 febrero, 2024
    Un experimento desarrollado en "granjas de cadáveres" permitió comprobar que la descomposición de cuerpos humanos y de otras especies atrae siempre a las mismas variedades de microorganismos y hongos, sin importar el clima, la estación del año o la ubicación en el globo. Un mejor conocimiento de esta comunidad "universal" de descomponedores permitirá importantes avances […]
    Pablo Javier Piacente
  • Una corriente oceánica fundamental para el equilibrio climático podría anticipar su colapso 13 febrero, 2024
    Los científicos han descubierto una señal de advertencia clave antes que una corriente crucial del Atlántico colapse y sumerja al hemisferio norte en un verdadero caos climático: la Circulación de Vuelco Meridional del Atlántico (AMOC) genera una liberación de calor que ayuda a mantener a Europa, y también en parte a América del Norte, más […]
    Pablo Javier Piacente