Tendencias21

Las temperaturas más frías del planeta se alcanzan en la Antártida

Las temperaturas más frías del planeta se alcanzan en la superficie de la meseta antártica oriental: -98ºC, ha establecido una investigación. Estas temperaturas se observan durante las noches de julio y agosto y se deben a la gran elevación de la meseta y a su proximidad al Polo Sur.

Las temperaturas más frías del planeta se alcanzan en la Antártida

Pequeños valles situados sobre de la capa de hielo de la Antártida alcanzan temperaturas de casi -100 grados Celsius, según un nuevo estudio publicado en la revista Geophysical Research Letters.

Después de analizar los datos de varios satélites de observación de la Tierra, los científicos anunciaron en 2013 que habían encontrado temperaturas superficiales de -93 grados Celsius (-135 grados Fahrenheit) en varios puntos de la Meseta Antártica Oriental, una alta meseta cubierta de nieve en el centro de la Antártida que abarca el Polo Sur.

Ese estudio preliminar ha sido revisado ahora con nuevos datos que muestran que los sitios más fríos en realidad alcanzan los -98 grados Celsius (-144 grados Fahrenheit). Estas temperaturas se observan durante la noche del polo sur, principalmente en julio y agosto.

Cuando los investigadores anunciaron por primera vez que habían encontrado las temperaturas más frías de la Tierra hace cinco años, determinaron que se requieren cielos despejados persistentes y vientos ligeros para que las temperaturas caigan a esos niveles tan bajos.

El nuevo estudio añade que  no sólo son necesarios cielos despejados, sino que el aire también debe estar extremadamente seco, porque el vapor de agua bloquea la pérdida de calor de la superficie de la nieve.

Pequeñas depresiones sobre la superficie helada

Los investigadores observaron las temperaturas más bajas registradas en pequeñas depresiones o huecos poco profundos en la capa de hielo de la Antártida, donde el aire frío, denso y descendente, se acumula sobre la superficie y puede permanecer allí durante varios días.

Esto permite que la superficie y el aire que está sobre ella se enfríen aún más, hasta que las condiciones claras, serenas y secas se descompongan y el aire se mezcle con un aire más caliente en la atmósfera.

«En esta área, vemos periodos de aire increíblemente seco, y esto permite que el calor de la superficie de la nieve se irradie hacia el espacio más fácilmente», explica Ted Scambos, investigador principal y  autor principal del estudio, en un comunicado.

Según los investigadores, el récord de -98 grados Celsius marca la temperatura más fría que se puede alcanzar en la superficie de la Tierra. Para que la temperatura caiga tan baja, los cielos despejados y el aire seco deben persistir durante varios días. Las temperaturas podrían bajar un poco más si esas condiciones durasen varias semanas, pero eso es muy poco probable que ocurra, añade Scambos.

Buscando el lugar más frío

La gran elevación de la meseta antártica oriental y su proximidad al Polo Sur son las que dan a esta región el clima más frío de cualquier región de la Tierra.

La temperatura más baja del aire jamás medida por una estación meteorológica, -89 grados Celsius (-128 grados Fahrenheit), se registró en la estación Vostok de Rusia en julio de 1983.

Pero las estaciones meteorológicas no pueden medir las temperaturas en todas partes. Así que en 2013, Scambos y sus colegas decidieron analizar los datos de varios satélites de observación de la Tierra para ver si podían encontrar temperaturas en la meseta antártica incluso más bajas que las registradas en Vostok.

En el nuevo estudio, analizaron datos satelitales recogidos durante el invierno del hemisferio sur entre 2004 y 2016. Utilizaron datos del instrumento MODIS ( Moderate-Resolution Imaging Spectroradiometer) a bordo de los satélites Terra y Aqua de la NASA, así como datos de los instrumentos en los satélites ambientales operacionales polares de la National Oceanic and Atmospheric Administration (NOAA).

Los investigadores observaron temperaturas de la superficie de la nieve cayendo regularmente por debajo de -90 grados Celsius (-130 grados Fahrenheit) casi todos los inviernos en una amplia región de la meseta, a más de 3.500 metros sobre el nivel del mar. Dentro de esta amplia región, encontraron que docenas de sitios tenían temperaturas mucho más frías. Casi 100 ubicaciones alcanzaron temperaturas superficiales de -98 grados Celsius.

Además, utilizaron la diferencia entre las mediciones satelitales de las temperaturas de nieve más bajas en Vostok y tres estaciones automáticas, y las temperaturas del aire en el mismo lugar y tiempo, y dedujeron que las temperaturas del aire en los sitios más fríos (donde no existen estaciones) son probablemente alrededor de -94 grados Celsius, o alrededor de -137 grados Fahrenheit, muy por debajo también del récord observado en Vostok.

Referencia

Ultra‐low surface temperatures in East Antarctica from satellite thermal infrared mapping: the coldest places on Earth. T. A. Scambos  et al. Geophysical Research Letters, DOI:https://doi.org/10.1029/2018GL078133

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Una pequeña luna de Saturno parecida a la “Estrella de la Muerte” de Star Wars contiene un océano oculto 8 febrero, 2024
    Por debajo de la superficie repleta de cráteres de Mimas, una de las lunas más pequeñas de Saturno, se esconde un océano global de agua líquida de reciente formación. El satélite posee tan sólo unos 400 kilómetros de diámetro y presenta un notable parecido con la “Estrella de la Muerte”, una estación espacial imperial que […]
    Pablo Javier Piacente
  • Logran controlar un objeto virtual con la mente durante un sueño lúcido 8 febrero, 2024
    Un grupo de participantes en un nuevo estudio científico logró manejar un vehículo virtual a través de un avatar únicamente con su mente, mientras sus cerebros permanecían en la fase REM del sueño. Además de profundizar en los misterios de la consciencia humana, la innovación podría facilitar el acceso a nuevos desarrollos tecnológicos, como un […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un proyecto global trabaja para crear de forma colaborativa un cerebro robótico general 8 febrero, 2024
    El auge de la inteligencia artificial generativa impulsa un proyecto global que trabaja para crear un cerebro robótico general, capaz de generar androides como los que hemos visto hasta ahora solo en la ciencia ficción. Pero es cuestión de tiempo que convivamos con ellos en perfecta armonía. Ya no es una utopía.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La IA está capacitada para resolver dilemas morales cuando conduce vehículos autónomos 8 febrero, 2024
    Los sistemas de IA muestran significativas similitudes éticas con las reacciones humanas ante dilemas morales, lo que los acreditan para conducir vehículos autónomos tal como lo harían las personas.
    Redacción T21
  • Los huracanes se están volviendo tan fuertes que ya no existen categorías para clasificarlos 7 febrero, 2024
    Cinco tormentas en la última década tuvieron velocidades de viento que pertenecen a una hipotética categoría 6 en la escala de huracanes Saffir-Simpson: el fenómeno obligaría a los científicos a crear una nueva clasificación, capaz de reflejar la virulencia de los huracanes en la actualidad. Las causas principales del fenómeno tienen su origen en el […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un asteroide habría explotado sobre la Antártida hace unos 2,5 millones de años 7 febrero, 2024
    Un asteroide se desintegró sobre el continente antártico hace aproximadamente 2,5 millones de años: la evidencia proviene de un análisis químico de más de 100 pequeños trozos de roca extraterrestre, que se han preservado dentro de las enormes capas de hielo. Hasta el momento, solo se conocen otros dos eventos de explosiones aéreas antiguas en […]
    Pablo Javier Piacente
  • Crean la primera niña de inteligencia artificial del mundo 7 febrero, 2024
    La primera niña IA del mundo ha sido creada por científicos chinos, que la han dotado de emociones e intelecto y de la capacidad de aprender de forma autónoma. Se comporta como si tuviera tres o cuatro años y representa un avance significativo para el campo de la inteligencia artificial general.
    Redacción T21
  • Oponerse a la regulación de los pesticidas no es la solución al problema de los agricultores 7 febrero, 2024
    Los agricultores que se movilizan en España y Europa se oponen con firmeza a las nuevas regulaciones europeas en materia de pesticidas, lo que representa una amenaza mayor para la salud pública que tener una central nuclear al lado de casa: estos químicos han costado miles de vidas y enfermos crónicos, al tiempo que han […]
    Eduardo Costas | Catedrático de la UCM y Académico de Farmacia
  • El arte existió antes del surgimiento de los humanos modernos 6 febrero, 2024
    Nuevas investigaciones sugieren que nuestros parientes humanos arcaicos, como los neandertales, ya contaban con las capacidades cognitivas para desarrollar arte: el hallazgo de ejemplos cada vez más antiguos de expresión artística en el registro arqueológico confirmaría esta hipótesis. Sin embargo, aún se discute si estas manifestaciones creativas pueden catalogarse como arte.
    Pablo Javier Piacente
  • Descubren una nueva supertierra que podría ser un mundo habitable 6 febrero, 2024
    Un planeta extrasolar del tipo supertierra, denominado TOI-715 b y aproximadamente una vez y media más ancho que la Tierra, podría ser capaz de albergar vida: orbita dentro de la zona habitable de una enana roja, a escasa distancia de nuestro planeta. Además, podría estar acompañado de otro cuerpo planetario, con un tamaño casi idéntico al […]
    Pablo Javier Piacente