Tendencias21

Los cuervos cuentan igual que los primates

Científicos alemanes han comprobado que los cuervos, con una evolución cerebral muy distinta a la de los primates, utilizan el mismo método cerebral para contar. Para realizar este hallazgo, observaron cómo reaccionan las neuronas individuales de estas aves a los estímulos numéricos.

Los cuervos cuentan igual que los primates

Una vieja historia dice que los cuervos tienen la capacidad de contar: Tres cazadores se esconden, cerca de un campo en el que los cuervos, vigilantes, deambulan. Esperan, pero los cuervos se niegan a entrar en campo de tiro.

Un cazador sale del escondite, pero los cuervos no aparecen. El segundo cazador sale del escondite, pero los cuervos siguen sin moverse. Sólo cuando el tercer cazador se va, los cuervos se dan cuenta de que no hay moros en la costa y reanudan su actividad normal de alimentación.

Helen Ditz y Andreas Nieder, de la Universidad de Tübingen (Alemania), han encontrado la base neuronal de esta habilidad numérica de los cuervos.

Entrenaron cuervos para discriminar grupos de puntos. Durante la prueba, el equipo registró las respuestas de las neuronas individuales de las aves en un área del telencéfalo.

Esta área también recibe estímulos desde el sistema visual. Las neuronas ignoran el tamaño, forma y disposición de los puntos y sólo extraen su número. Cada célula da un pico de respuesta en su respectivo número preferido.

Raíces biológicas

El estudio publicado en PNAS proporciona información valiosa sobre las raíces biológicas de las capacidades de conteo.

«Cuando un cuervo mira tres puntos, sean granos o cazadores, las neuronas individuales reconocen los grupos «trinidad», dice Helen Ditz en la nota de prensa de la universidad, recogida por AlphaGalileo.

«Este descubrimiento muestra que la capacidad de tratar con conceptos numéricos abstractos se remonta a las células nerviosas individuales en córvidos.» Lo que hace que este hallazgo aún más interesante es que una larga historia evolutiva nos separa de las aves.

Como consecuencia de ello, los cerebros de los cuervos y los seres humanos están diseñados de manera muy diferente. «Sorprendentemente, encontramos la misma representación para los números que hemos descubierto previamente en la corteza de los primates», señala Andreas Nieder.

«Parece como si córvidos y primates con telencéfalos desarrollados de forma independiente y distinta han encontrado la misma solución para procesar números.» Incluso el comportamiento abstracto que pensamos que se debe en última instancia a hazañas mentales sofisticadas, tiene raíces biológicas.

Referencia bibliográfica:

Helen M. Ditz y Andreas Nieder: Neurons selective to the number of visual items in the corvid songbird endbrain. PNAS (2015). DOI: 10.1073/pnas.1504245112.

RedacciónT21

RedacciónT21

Hacer un comentario