Tendencias21

Observan la materia ordinaria que faltaba en los filamentos intergalácticos

Un equipo suizo ha observado que la mayoría de la materia ordinaria que falta por encontrar (la mitad de la que existe) se encuentra en forma de un gas muy caliente asociado con filamentos intergalácticos, como predecían los modelos numéricos. En un artículo publicado en ‘Nature’, explican cómo la han detectado y cómo han medido su temperatura, de unos 10 millones de grados.

Observan la materia ordinaria que faltaba en los filamentos intergalácticos

La materia conocida como ordinaria, de la que está hecha todo lo que conocemos, corresponde a sólo el 5% del Universo. Aproximadamente la mitad de este porcentaje sigue sin ser detectado. Las simulaciones numéricas han permitido predecir que el resto de la materia ordinaria debe estar ubicado en las estructuras a gran escala que forman la «red cósmica» a temperaturas entre 100.000 y 10 millones de grados.

Un equipo dirigido por un investigador de la Universidad de Ginebra (UniGe, Suiza), ha observado este fenómeno directamente. La investigación muestra que la mayoría de la materia ordinaria que falta se encuentra en forma de un gas muy caliente asociado con filamentos intergalácticos. El artículo que informa de este descubrimiento se publica en la revista Nature.

Las galaxias se forman cuando la materia ordinaria colapsa y luego se enfría. Para entender el origen de esta formación, era vital descubrir dónde y en qué forma se encuentra la materia ordinaria que no percibimos, conocida como «los bariones perdidos». Para ello, los astrofísicos de UniGe y de la Escuela Politécnica Federal de Lausana (EPFL) se interesaron por Abell 2744, un cúmulo masivo de galaxias con una compleja distribución de materia oscura y luminosa en su centro. Observaron este grupo con el telescopio espacial XMM, que es capaz de detectar la huella de gases muy caliente debido a su sensibilidad a los rayos-X.

El gas caliente en el núcleo de los filamentos

Los estudios a gran escala de galaxias han demostrado que la distribución de la materia ordinaria en el universo no es homogénea. En lugar de eso, bajo la acción de la gravedad, la materia se concentra en estructuras filamentosas, formando una red de nudos y enlaces llamada «red cósmica».

Las regiones que experimentan el mayor colapso de fuerza gravitatoria forman los nudos de la red, tales como Abell 2744. De forma similar a las redes neuronales, estos nudos se conectan entre sí a través de filamentos, en los que los investigadores identificaron la presencia de gas y, en consecuencia, los desaparecidos bariones.

Primera medición

Los astrofísicos orientaron XMM en la dirección de las zonas donde sospechaban encontrar la presencia de filamentos, y por lo tanto, la presencia de estructuras de gas caliente a 10 millones de grados.

Por primera vez, fueron capaces de medir la temperatura y la densidad de estos objetos, y se encontró que correspondían a las predicciones de los modelos numéricos. Así, ahora tenemos una idea de la forma adoptada por la materia ordinaria que falta.

Esta investigación es una validación muy significativa de los modelos de formación de galaxias en el Universo. «Ahora hay que verificar que el descubrimiento de los bariones perdidos de Abell 2744 es aplicable a todo el universo. Para ello habrá que estudiar estas regiones filamentosas en detalle, y medir su distribución de temperatura y los distintos átomos que las componen, con el fin de comprender cuántos elementos pesados ​​hay en el universo», dice el científico Dominique Eckert, en la nota de prensa de la Universidad de Ginebra.

De hecho, si los investigadores logran medir los átomos en estos filamentos, serán capaces de estimar el número de núcleos pesados ​​formados por las estrellas desde el comienzo del universo.

Con el fin de profundizar en esta investigación, la Agencia Espacial Europea (ESA) está en el proceso de desarrollo de un nuevo telescopio espacial. Suiza y los investigadores de UniGe están especialmente involucrados en el proyecto. El telescopio, llamado Athena (Atenea), debería estar en funcionamiento a mediados de la década de 2020.

Referencia bibliográfica:

Dominique Eckert, Mathilde Jauzac, HuanYuan Shan, Jean-Paul Kneib, Thomas Erben, Holger Israel, Eric Jullo, Matthias Klein, Richard Massey, Johan Richard, Céline Tchernin: Warm–hot baryons comprise 5–10 per cent of filaments in the cosmic web. Nature, 2015. DOI: 10.1038/nature16058.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Una pequeña luna de Saturno parecida a la “Estrella de la Muerte” de Star Wars contiene un océano oculto 8 febrero, 2024
    Por debajo de la superficie repleta de cráteres de Mimas, una de las lunas más pequeñas de Saturno, se esconde un océano global de agua líquida de reciente formación. El satélite posee tan sólo unos 400 kilómetros de diámetro y presenta un notable parecido con la “Estrella de la Muerte”, una estación espacial imperial que […]
    Pablo Javier Piacente
  • Logran controlar un objeto virtual con la mente durante un sueño lúcido 8 febrero, 2024
    Un grupo de participantes en un nuevo estudio científico logró manejar un vehículo virtual a través de un avatar únicamente con su mente, mientras sus cerebros permanecían en la fase REM del sueño. Además de profundizar en los misterios de la consciencia humana, la innovación podría facilitar el acceso a nuevos desarrollos tecnológicos, como un […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un proyecto global trabaja para crear de forma colaborativa un cerebro robótico general 8 febrero, 2024
    El auge de la inteligencia artificial generativa impulsa un proyecto global que trabaja para crear un cerebro robótico general, capaz de generar androides como los que hemos visto hasta ahora solo en la ciencia ficción. Pero es cuestión de tiempo que convivamos con ellos en perfecta armonía. Ya no es una utopía.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La IA está capacitada para resolver dilemas morales cuando conduce vehículos autónomos 8 febrero, 2024
    Los sistemas de IA muestran significativas similitudes éticas con las reacciones humanas ante dilemas morales, lo que los acreditan para conducir vehículos autónomos tal como lo harían las personas.
    Redacción T21
  • Los huracanes se están volviendo tan fuertes que ya no existen categorías para clasificarlos 7 febrero, 2024
    Cinco tormentas en la última década tuvieron velocidades de viento que pertenecen a una hipotética categoría 6 en la escala de huracanes Saffir-Simpson: el fenómeno obligaría a los científicos a crear una nueva clasificación, capaz de reflejar la virulencia de los huracanes en la actualidad. Las causas principales del fenómeno tienen su origen en el […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un asteroide habría explotado sobre la Antártida hace unos 2,5 millones de años 7 febrero, 2024
    Un asteroide se desintegró sobre el continente antártico hace aproximadamente 2,5 millones de años: la evidencia proviene de un análisis químico de más de 100 pequeños trozos de roca extraterrestre, que se han preservado dentro de las enormes capas de hielo. Hasta el momento, solo se conocen otros dos eventos de explosiones aéreas antiguas en […]
    Pablo Javier Piacente
  • Crean la primera niña de inteligencia artificial del mundo 7 febrero, 2024
    La primera niña IA del mundo ha sido creada por científicos chinos, que la han dotado de emociones e intelecto y de la capacidad de aprender de forma autónoma. Se comporta como si tuviera tres o cuatro años y representa un avance significativo para el campo de la inteligencia artificial general.
    Redacción T21
  • Oponerse a la regulación de los pesticidas no es la solución al problema de los agricultores 7 febrero, 2024
    Los agricultores que se movilizan en España y Europa se oponen con firmeza a las nuevas regulaciones europeas en materia de pesticidas, lo que representa una amenaza mayor para la salud pública que tener una central nuclear al lado de casa: estos químicos han costado miles de vidas y enfermos crónicos, al tiempo que han […]
    Eduardo Costas | Catedrático de la UCM y Académico de Farmacia
  • El arte existió antes del surgimiento de los humanos modernos 6 febrero, 2024
    Nuevas investigaciones sugieren que nuestros parientes humanos arcaicos, como los neandertales, ya contaban con las capacidades cognitivas para desarrollar arte: el hallazgo de ejemplos cada vez más antiguos de expresión artística en el registro arqueológico confirmaría esta hipótesis. Sin embargo, aún se discute si estas manifestaciones creativas pueden catalogarse como arte.
    Pablo Javier Piacente
  • Descubren una nueva supertierra que podría ser un mundo habitable 6 febrero, 2024
    Un planeta extrasolar del tipo supertierra, denominado TOI-715 b y aproximadamente una vez y media más ancho que la Tierra, podría ser capaz de albergar vida: orbita dentro de la zona habitable de una enana roja, a escasa distancia de nuestro planeta. Además, podría estar acompañado de otro cuerpo planetario, con un tamaño casi idéntico al […]
    Pablo Javier Piacente