Tendencias21

Recordar como observador genera cambios en el cerebro

Cuando se adopta una perspectiva de observador al recordar se producen cambios en el cerebro, que procesa los recuerdos incorporando nuevas interacciones. Así lo demuestra una reciente investigación efectuada por especialistas canadienses, que además concluye que variar el enfoque de los recuerdos puede ser reparador desde lo psicológico.

Según un estudio desarrollado por investigadores de la Universidad de Alberta, al recordar tomando un punto de vista de observador o en tercera persona se generan cambios cerebrales evidentes. De acuerdo a una nota de prensa, salir de la postura de protagonista en los recuerdos puede ser también sanador, propiciando una nueva visión sobre hechos que han generado huellas negativas.

Los científicos lograron comprobar que al recordar en tercera persona se ponen en acción sectores del cerebro que no lo hacen cuando se recuerda como protagonista de los sucesos. Además, se produce una interacción diferente entre las distintas áreas cerebrales, dejando en claro que la perspectiva de los recuerdos puede variar considerablemente el impacto que generan en la persona.

En los análisis y estudios realizados se encontró que al tomar una posición de observador en los recuerdos se produce un claro incremento en las interacciones entre el hipocampo anterior y la red medial posterior. Por el contrario, al recordar desde nuestros propios ojos esa relación no se genera.

Los expertos explicaron que la causa de este cambio es la novedad que supone para el cerebro la nueva perspectiva adoptada, propiciando que entren en acción zonas cerebrales que no se estaban utilizando. Al mismo tiempo, los científicos dejaron en claro que este hallazgo confirma que el proceso de recuperación de recuerdos es siempre dinámico.

Efectos terapéuticos de los recuerdos como observador

Al entender a los procesos ligados a la memoria como algo dinámico y en permanente revisión, queda claro que la perspectiva y la intención de los recuerdos puede sesgar y condicionar fuertemente el registro que tengamos de ellos. Nuestra psicología puede verse afectada al adoptar una visión negativa de determinados hechos, que quizás no tuvieron esas características en la realidad.

Frente a esto, los investigadores canadienses liderados por Peggy St Jacques, profesora asistente en el área de psicología de la Universidad de Alberta, resaltaron que el ejercicio de una mirada en tercera persona de los recuerdos puede tener un enfoque terapéutico y reparador. Es que intentar ver las cosas que han generado un daño desde otra perspectiva puede llevar luz a situaciones oscuras y traumáticas.

Experiencias con realidad virtual

En un estudio anterior sobre una temática similar, St Jacques indicó que existe un trabajo constante de edición y revisión de los recuerdos. Según la especialista esto es positivo, porque nos permite crecer y seguir adelante frente a situaciones que de otra manera nos paralizarían. Un ejemplo claro dentro de las patologías psicológicas es el trastorno de estrés postraumático, que requiere este tipo de enfoques para poder superarse.

Vale destacar que St Jacques y su equipo están experimentando en su laboratorio con técnicas de realidad virtual, con el propósito de comprobar como las experiencias inmersivas de los entornos virtuales en primera y tercera persona impactan en los recuerdos de las personas.

Referencias

How visual perspective influences the spatiotemporal dynamics of autobiographical memory retrieval. Heather Iriye and Peggy L. St. Jacques. Cortex (2020).DOI:https://doi.org/10.1016/j.cortex.2020.05.007

A New Perspective on Visual Perspective in Memory. Peggy L. St. Jacques. Current Directions in Psychological Science (2019).DOI: https://doi.org/10.1177/0963721419850158

Foto: Anne Nygård. Unsplash.

Pablo Javier Piacente

Pablo Javier Piacente

Pablo Javier Piacente es periodista especializado en comunicación científica y tecnológica.

Hacer un comentario