Tendencias21

Un sistema convierte el cuerpo en un instrumento musical

Estudiantes de Música e Ingeniería de la universidad canadiense British Columbia se han unido para crear una fórmula que haga más creativas y atractivas las sesiones de música electrónica. Los portátiles apenas se tocan sobre el escenario, recurriendo por contra a movimientos del cuerpo humano para activar los instrumentos sintéticos programados o para modificar el sonido de los instrumentos reales al momento. Se trata de una tecnología basada en sensores de movimiento. Por Patricia Pérez.

Un sistema convierte el cuerpo en un instrumento musical

La evolución de la informática permitió convertir el ordenador en un instrumento más, capaz de crear todo tipo de sonidos o programar piezas para utilizar como acompañamiento. Sin embargo, eso ha propiciado sesiones aburridas para el público, en las que los artistas se limitan a mirar sus portátiles, con gran dependencia de las pistas de acompañamiento.

Ahora, estudiantes de la universidad canadiense British Columbia (UBC) pretenden dar un giro a la música electrónica en vivo, dando mayor protagonismo al movimiento corporal. Si hasta ahora uno de los objetivos de la música era generar movimiento a través del baile, la UBC apuesta por invertir el orden y bailar para crear música.

En una colaboración poco convencional, 17 estudiantes de cuarto año de Ingeniería y Música de la UBC han creado la Laptop Orchestra, en la que actúan como músicos, bailarines, compositores, programadores y especialistas en hardware. El resultado es una arriesgada experiencia electroacústica que combina instrumentos programados y acústicos, incluidos un arpa, piano, clarinete y violín.

A pesar de su nombre, los portátiles apenas se tocan en el escenario. «Esa es una de nuestras reglas», afirma Bob Pritchard, profesor de Música en la UBC, en un comunicado de la Universidad. Por contra recurren a otras tecnologías como cámaras digitales y sensores de movimiento para transformar el cuerpo humano en un instrumento más.

Un dúo musical único

«Añadir el movimiento a nuestro proceso creativo ha sido impresionante», reconoce Kiran Bhumber, estudiante de Música de cuarto año y clarinetista. A través de unos sensores de movimiento en el cuerpo y en los instrumentos, registrados con cámaras de vídeo de Kinect de Xbox, el equipo genera algoritmos capaces de activar tanto las pistas sintéticas programadas como modificar el sonido de los instrumentos reales al momento.

Además de crear su propia música, los estudiantes han inventado una serie de interfaces y dispositivos musicales. La primera es la aplicación sensorUDP, que transforma los teléfonos inteligentes de los músicos en sensores de movimiento. Compatible con Android y iPhone, permite hasta ocho sonidos programables que se modifican moviendo el teléfono.

La estudiante de Música Pieteke MacMahon modificó la aplicación para crear un iPhone Piano que toca desde su muñeca, gracias a un soporte creado por los compañeros de Ingeniería. Si eleva las manos, las notas del piano suben de tono, y si las baja también lo hace el sonido. «Al público le encanta lo intuitivo que es», asegura MacMahon, quien añade que, de esta forma, «los espectadores conectan y queda muy bien sobre el escenario».

Paralelamente, la Laptop Orchestra está pensada para preparar mejor a los estudiantes de cara a puestos de trabajo que combinan profesionales técnicos y creativos. «Ha sido una fantástica colaboración técnica y artística», destaca Pritchard, señalando que gigantes del videojuego como Electronic Arts y otras empresas multimedia han contratado a varios graduados en Música.

«Cada parte del equipo tiene sus propias fortalezas, y se beneficia de las habilidades y perspectivas de la otra. Queremos sentar las bases para colaboraciones exitosas», explica.

Preservar tradiciones

A principios de este año, el equipo viajó a Europa para participar en un proyecto sobre sensores de movimiento en colaboración con la Universidad de Mons, en Bélgica. La bailarina del grupo, Diana Brownie, usó un traje cubierto de pies a cabeza con sensores de movimiento, lo que les valió para registrar y, con ello, preservar, las danzas folklóricas culturales.

La estudiante afirma que esta tecnología ayuda a que los colaboradores que no son músicos se sientan más parte del espectáculo. «Como bailarina, normalmente la música dicta tus pasos, pero en esta caso es el baile el que ayuda a crear los sonidos, por lo que ha sido una gran experiencia», admite Brownie.

En esa línea, Bhumber cree que el programa ayudará a jóvenes como ella, artística y económicamente, cuando emprendan una carrera musical al concluir los estudios. En el lado artístico porque supone una nueva forma de creación, que puede atraer al público, y en cuanto a lo económico porque permite trabajar en solitario o en grupos muy pequeños, reduciendo gastos. «Basta con meter en la maleta el portátil, el clarinete y algunos sensores, y echarse a la carretera», concluye.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Una pequeña luna de Saturno parecida a la “Estrella de la Muerte” de Star Wars contiene un océano oculto 8 febrero, 2024
    Por debajo de la superficie repleta de cráteres de Mimas, una de las lunas más pequeñas de Saturno, se esconde un océano global de agua líquida de reciente formación. El satélite posee tan sólo unos 400 kilómetros de diámetro y presenta un notable parecido con la “Estrella de la Muerte”, una estación espacial imperial que […]
    Pablo Javier Piacente
  • Logran controlar un objeto virtual con la mente durante un sueño lúcido 8 febrero, 2024
    Un grupo de participantes en un nuevo estudio científico logró manejar un vehículo virtual a través de un avatar únicamente con su mente, mientras sus cerebros permanecían en la fase REM del sueño. Además de profundizar en los misterios de la consciencia humana, la innovación podría facilitar el acceso a nuevos desarrollos tecnológicos, como un […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un proyecto global trabaja para crear de forma colaborativa un cerebro robótico general 8 febrero, 2024
    El auge de la inteligencia artificial generativa impulsa un proyecto global que trabaja para crear un cerebro robótico general, capaz de generar androides como los que hemos visto hasta ahora solo en la ciencia ficción. Pero es cuestión de tiempo que convivamos con ellos en perfecta armonía. Ya no es una utopía.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La IA está capacitada para resolver dilemas morales cuando conduce vehículos autónomos 8 febrero, 2024
    Los sistemas de IA muestran significativas similitudes éticas con las reacciones humanas ante dilemas morales, lo que los acreditan para conducir vehículos autónomos tal como lo harían las personas.
    Redacción T21
  • Los huracanes se están volviendo tan fuertes que ya no existen categorías para clasificarlos 7 febrero, 2024
    Cinco tormentas en la última década tuvieron velocidades de viento que pertenecen a una hipotética categoría 6 en la escala de huracanes Saffir-Simpson: el fenómeno obligaría a los científicos a crear una nueva clasificación, capaz de reflejar la virulencia de los huracanes en la actualidad. Las causas principales del fenómeno tienen su origen en el […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un asteroide habría explotado sobre la Antártida hace unos 2,5 millones de años 7 febrero, 2024
    Un asteroide se desintegró sobre el continente antártico hace aproximadamente 2,5 millones de años: la evidencia proviene de un análisis químico de más de 100 pequeños trozos de roca extraterrestre, que se han preservado dentro de las enormes capas de hielo. Hasta el momento, solo se conocen otros dos eventos de explosiones aéreas antiguas en […]
    Pablo Javier Piacente
  • Crean la primera niña de inteligencia artificial del mundo 7 febrero, 2024
    La primera niña IA del mundo ha sido creada por científicos chinos, que la han dotado de emociones e intelecto y de la capacidad de aprender de forma autónoma. Se comporta como si tuviera tres o cuatro años y representa un avance significativo para el campo de la inteligencia artificial general.
    Redacción T21
  • Oponerse a la regulación de los pesticidas no es la solución al problema de los agricultores 7 febrero, 2024
    Los agricultores que se movilizan en España y Europa se oponen con firmeza a las nuevas regulaciones europeas en materia de pesticidas, lo que representa una amenaza mayor para la salud pública que tener una central nuclear al lado de casa: estos químicos han costado miles de vidas y enfermos crónicos, al tiempo que han […]
    Eduardo Costas | Catedrático de la UCM y Académico de Farmacia
  • El arte existió antes del surgimiento de los humanos modernos 6 febrero, 2024
    Nuevas investigaciones sugieren que nuestros parientes humanos arcaicos, como los neandertales, ya contaban con las capacidades cognitivas para desarrollar arte: el hallazgo de ejemplos cada vez más antiguos de expresión artística en el registro arqueológico confirmaría esta hipótesis. Sin embargo, aún se discute si estas manifestaciones creativas pueden catalogarse como arte.
    Pablo Javier Piacente
  • Descubren una nueva supertierra que podría ser un mundo habitable 6 febrero, 2024
    Un planeta extrasolar del tipo supertierra, denominado TOI-715 b y aproximadamente una vez y media más ancho que la Tierra, podría ser capaz de albergar vida: orbita dentro de la zona habitable de una enana roja, a escasa distancia de nuestro planeta. Además, podría estar acompañado de otro cuerpo planetario, con un tamaño casi idéntico al […]
    Pablo Javier Piacente