Tendencias21
Descubren cómo utilizar la electricidad estática para recargar los móviles

Descubren cómo utilizar la electricidad estática para recargar los móviles

Investigadores norteamericanos han desarrollado unos nanomateriales capaces de recuperar y utilizar la electricidad estática para recargar las baterías de los dispositivos móviles. Pueden medir lo que está sucediendo en los niveles estructurales más pequeños y son capaces de aprovechar la electricidad estática a medida que se forma.

Descubren cómo utilizar la electricidad estática para recargar los móviles

Investigadores de la Universidad de Búfalo, la segunda ciudad más grande del Estado de Nueva York en Estados Unidos, han hecho un descubrimiento que podría convertir la electricidad estática en fuente de energía para los dispositivos electrónicos.

La electricidad estática es un fenómeno conocido por todo el mundo, pero realmente poco comprendido por la ciencia. Se ha conocido desde la antigüedad como el efecto triboeléctrico y hasta ahora nunca había sido explotado científicamente.

El efecto triboeléctrico es un tipo de electrificación mediante el cual un material se carga eléctricamente después de que contacta con un material diferente a través de la fricción.

James Chen, profesor de la Escuela de Ingeniería y Ciencias Aplicadas de la Universidad de Búfalo, y su equipo, pueden haber encontrado la manera de utilizar esta energía en la electrónica del futuro.

Chen ha publicado un estudio que sugiere que este fenómeno es causado por pequeños cambios estructurales en la superficie de los materiales cuando entran en contacto. Las deformaciones de la red resultantes en cada objeto contribuyen a la fuerza impulsora oculta detrás de la transferencia de carga eléctrica durante la fricción.

Nanogenerador triboeléctrico

Gracias a la nanotecnología, este equipo de investigadores ha podido desarrollar un nanogenerador triboeléctrico que es capaz de recuperar y utilizar electricidad estática para las baterías de los dispositivos móviles.

«La fricción entre los dedos y la pantalla del móvil, o la fricción entre la muñeca y el reloj inteligente (smartwatch), incluso la fricción entre el zapato y el suelo, son grandes fuentes de energía potencial que pueden ser explotadas», explica Chen en un comunicado.

«En última instancia, esta investigación puede aumentar nuestra seguridad económica y ayudar a la sociedad al reducir nuestra necesidad de fuentes de energía convencionales», añade.

El efecto triboeléctrico se conoce desde la antigüedad, pero las herramientas para comprenderlo y aplicarlo solo han estado disponibles recientemente debido a la llegada de la nanotecnología.

“La idea que presenta nuestro estudio responde directamente a este antiguo misterio y tiene el potencial de unificar la teoría existente. Los resultados numéricos son consistentes con las observaciones experimentales publicadas”, señala Chen.

Mezcla de disciplinas

La investigación es una mezcla de disciplinas, que incluye la mecánica de contacto, la mecánica de sólidos, la ciencia de los materiales, la ingeniería eléctrica y la fabricación. Con modelos informáticos y experimentos físicos, ha obtenido nanogeneradores triboeléctricos de ingeniería (TENG), que son capaces de controlar y recolectar electricidad estática.

Estos  nanomateriales no solo pueden medir lo que está sucediendo en los niveles estructurales más pequeños, sino que son potencialmente capaces de controlar y recoger la electricidad estática a medida que se forma. Los primeros resultados son prometedores.

El hallazgo podría ayudar a las empresas de tecnología a crear fuentes de energía más sostenibles y duraderas para pequeños dispositivos electrónicos. Sin embargo, todavía no está claro cuánta energía podría aprovecharse de esta manera.

De momento parece poco probable que el móvil podamos recargarlo arrastrando los pies o deslizando el dedo sobre la pantalla del celular, pero a medida que esta tecnología se desarrolle, probablemente se podría aprovechar la electricidad estática para alargar la duración de las baterías de los dispositivos electrónicos.

Referencia

Atomistic Field Theory for contact electrification of dielectrics. Khalid M.Abdelaziza et al.  Journal of Electrostatics, Volume 96, December 2018, Pages 10-15. DOI:https://doi.org/10.1016/j.elstat.2018.09.001Get rights and content

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Una molécula intestinal despierta el hambre de amor 10 febrero, 2022
    Los investigadores encontraron que los alimentos ricos en proteínas desencadenan la liberación de la hormona diurética 31, o "Dh31". Esta molécula de señalización, que se libera del tracto gastrointestinal en las moscas.de la fruta, genera una serie de reacciones que culminan en la transición de la alimentación al apareamiento: después de comer, las moscas quieren […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un láser puede enviar una nave espacial a Marte en 45 días 10 febrero, 2022
    Un láser ubicado en la Tierra podría impulsar a una nave espacial y hacerla llegar a la atmósfera marciana en un mes y medio, gracias al calentamiento de plasma de hidrógeno. Detenida en la atmósfera de Marte, la nave acercaría suministros para los asentamientos humanos en el planeta rojo.
    Pablo Javier Piacente
  • Sergio Miguel Tomé: el universo es un sistema computacional 10 febrero, 2022
    Una nueva teoría afirma que un sistema computacional oculto bajo las leyes naturales rige el funcionamiento del universo. El nuevo paradigma, además de afectar a la física porque modifica el concepto de fenómeno físico, también tiene implicaciones para las matemáticas y las ciencias cognitivas. Para desarrollarlo se necesita una investigación de físicos e informáticos.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Científicos europeos consiguen un nuevo récord mundial de energía 10 febrero, 2022
    Utilizando el combustible de futuras plantas de energía de fusión, los científicos de JET en Oxford han duplicado con creces el récord histórico de 1997: obtuvieron 59 megajulios de energía y una potencia de salida de poco más de 11 megavatios durante cinco segundos.
    IPP/T21
  • Los europeos contemporáneos son genéticamente esteparios 9 febrero, 2022
    La ascendencia de la estepa en composición genética europea contemporánea ha contribuido a una constitución fuerte, con una estatura alta y una mayor circunferencia de la cadera y la cintura, pero también a un mayor nivel de colesterol en la sangre, según un estudio.
    Pablo Javier Piacente
  • Un cometa del tamaño de un planeta menor se nos acercará en 2031 sin riesgo de colisión 9 febrero, 2022
    Un equipo de investigadores ha confirmado que 2014 UN271, también llamado Bernardinelli-Bernstein, es el cometa más grande jamás observado. Con un diámetro de 137 kilómetros, hará su mayor acercamiento a la Tierra en 2031, sin riesgo de colisión, después de tres millones de años lejos del sistema solar.
    Pablo Javier Piacente
  • Una tormenta de fuego azotó la Tierra hace 13.000 años y luego la congeló 9 febrero, 2022
    Hace 13.000 años, un 10 % de nuestro planeta quedó súbitamente a merced del fuego: el incendio global se habría producido por la caída de un cometa de 100 kilómetros de ancho. Luego que la Tierra ardió, las temperaturas bajaron de nuevo y el planeta pasó por una breve edad de hielo. 
    Pablo Javier Piacente
  • Los mejillones podrían salvar a la humanidad por segunda vez 9 febrero, 2022
    Al igual que ocurrió al principio de los tiempos humanos, los mejillones cultivados en las mismas costas que alimentaron a las primeras migraciones de nuestra especie, pueden salvar a la humanidad de su extinción ante una eventual crisis alimentaria global.
    Redacción T21
  • Campaña para mantener a UK y Suiza en el espacio científico europeo 8 febrero, 2022
    La comunidad científica europea se moviliza para que el Reino Unido y Suiza no se queden fuera del programa estrella de la UE en materia de I+D debido a cuestiones políticas. Reclama un espacio único de investigación para afrontar los desafíos globales.
    Redacción T21
  • El universo no está tan "afinado" para la vida como pensamos, según un estudio 8 febrero, 2022
    El “ajuste fino” sería una ilusión: la vida inteligente no se habría generado en el Universo a partir de una serie de condiciones precisas y exactamente sincronizadas. Por el contrario, probablemente habría evolucionado bajo circunstancias muy diferentes, alejadas de la idea de un ajuste perfecto.
    Pablo Javier Piacente