Tendencias21
Prueban con aves un «Facebook para animales»

Prueban con aves un «Facebook para animales»

Científicos de la Universidad de Oxford han desarrollado un método sistematizado de análisis de las relaciones sociales entre animales. Similar a Facebook, el sistema ha permitido estudiar cómo se relacionan entre sí los individuos de una especie de ave concreta: el carbonero común. Las pruebas realizadas hasta ahora con este método han demostrado que sus resultados coinciden con las observaciones directas de los zoólogos, lo que supone que con él se puede extraer información sobre las redes que unen a los animales entre sí, por medio del muestreo y del análisis de sus patrones de movilidad. Por Carlos Gómez Abajo.

Prueban con aves un

Una nueva forma de analizar las redes sociales que vinculan a los animales entre sí ha sido probada en pájaros por investigadores de la Universidad de Oxford.

La manera en que los animales se asocian en grupos puede tener consecuencias importantes en términos de salud y de supervivencia de los individuos y de poblaciones enteras; e influir en factores tales como la propagación de enfermedades y la capacidad de encontrar alimento o pareja.

Pero mostrar las redes subyacentes a las sociedades animales es un reto, ya que las observaciones automatizadas sobre dónde y cuándo están los individuos arrojan una gran cantidad de datos de campo que, después, los científicos deben reconstruir para obtener una visión de conjunto sobre cómo los individuos están conectados.

El nuevo enfoque puede identificar automáticamente los periodos de intensa actividad social dentro de un gran número de observaciones -en este ejemplo, alrededor de un millón de observaciones de carboneros comunes (Parus major)-.

Esto hace que sea posible examinar estos períodos con mayor detalle y deducir qué individuos son verdaderos amigos’, y no transeúntes aleatorios, e incluso cuáles buscan pareja.

Un informe de la investigación se ha publicado esta semana en el Journal of the Royal Society Interface, y la Universidad de Oxford ha publicado una nota de prensa al respecto.

«Si se piensa en los datos que registra Facebook acerca de usted, hay cosas como de quién eres amigo, dónde has estado, y lo que compartes con los demás», recuerda Ioannis Psorakis, del Departamento de Ingeniería de la Universidad de Oxford y director de la investigación .

«Lo que hemos demostrado es que podemos analizar datos sobre individuos animales, en este caso carboneros comunes, para construir un «Facebook para animales” que muestre quién está relacionado con quién, quiénes son miembros del mismo grupo, y qué aves van regularmente a las mismas reuniones o eventos”.

Periodos de celo

Su equipo probó la nueva técnica con datos de dos periodos de celo de los carboneros comunes (agosto 2007-marzo 2008 y agosto de 2008-marzo 2009).

Los datos provienen de transpondedores unidos a miles de aves y de sensores que registraron cuándo se presentaban los individuos en cualquiera de los 67 comederos de aves repartidos por todo Wytham Woods (Oxford).

Los investigadores descubrieron que las predicciones realizadas a partir de estos datos acerca de qué aves eran ‘amigas’ que recolectaban comida juntas regularmente, así como qué aves estaban comenzando el proceso de apareamiento o ya estaban en pareja, eran coincidentes con las observaciones visuales realizadas por zoólogos.

«Lo que hemos demostrado es que nuestra técnica puede extraer información sobre las redes que unen a los individuos entre sí, por medio del muestreo y del análisis de sus patrones de movilidad», explica Ioannis Psorakis. «Este es sólo el primer ejemplo de cómo los zoólogos están comenzando a utilizar este método para estudiar las redes sociales de los animales en un contexto de grandes cantidades de datos.»

Los primeros resultados del trabajo con los carboneros comunes sugieren que las aves individuales no están en grupos al azar, sino que tienen un sesgo hacia otros miembros de la población con los que interactuán. La mayoría de las redes extrajeron observadas con este método están fuertemente dividas en grupos, y en esas comunidades tan apretadas, los individuos buscan alimento juntos e interactuan con su pareja sexual actual o futura.

Relaciones en otras especies

Este enfoque está siendo utilizado no sólo con los carboneros comunes, sino también con una variedad de redes sociales de aves salvajes, analizando la sociabilidad animal entre especies distintas.

Algunos de los pasos futuros más importantes de este trabajo son combinar la información “social” disponible a través de este método con otros tipos de información: por ejemplo, la combinación con los datos genéticos está permitiendo a los investigadores explorar la base genética de la sociabilidad. ¿Las personas genéticamente similares se atraen entre sí, o es al revés? ¿Podemos descubrir áreas específicas del genoma que sean la causa del gregarismo?

El trabajo también podría ayudar a los investigadores a entender cómo la información se propaga a través de las poblaciones animales. Los carboneros comunes son un ejemplo claro de aprendizaje social: por ejemplo, el hábito de picotear botellas abiertas para acceder a la nata se extendió rápidamente a través de Inglaterra a mediados del siglo XX.

El nuevo enfoque está ayudando a los científicos a probar cómo las estructuras sociales específicas ayudan o impiden la propagación de la nueva información de individuo a individuo.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Un árbol fosilizado hace 350 millones de años sorprende a los científicos: parece alienígena 11 febrero, 2024
    Un fósil tridimensional de árboles más antiguos que los dinosaurios revela que los bosques de hace 350 millones de años eran extraños y alienígenas. Formaban parte de un bosquecillo que fue sepultado después de un terremoto.
    Redacción T21
  • El meteorito de Berlín resultó ser un raro objeto de origen ígneo 11 febrero, 2024
    El asteroide que se desintegró sobre Berlín a mediados de enero pertenece a un tipo raro de meteorito de origen ígneo. Se compone principalmente de silicatos de magnesio, enstatita y forsterita, además casi no contiene hierro y tiene una corteza vítrea translúcida.
    Redacción T21
  • Descubren un helecho tropical que transforma sus hojas muertas en nuevas raíces 9 febrero, 2024
    Para sobrevivir en el suelo anegado y bajo en nutrientes del bosque de Quebrada Chorro, en el oeste de Panamá, una especie de helecho tropical arborescente reutiliza sus hojas muertas, convirtiéndolas en nuevas raíces. Los científicos descubrieron que el helecho reconfigura estas “hojas zombis”, invirtiendo el flujo de agua para atraer nutrientes de regreso a […]
    Pablo Javier Piacente
  • Descubren una extraña combinación de minerales en las muestras lunares de la misión Chang'e-5 de China 9 febrero, 2024
    Los minerales antiguos y nuevos identificados en las muestras lunares traídas por la misión Chang'e-5 de China están ayudando a los científicos a comprender mejor la historia de la Luna: ahora, los especialistas han descubierto más propiedades del sexto nuevo mineral lunar, llamado Changesite-(Y). Además, otros compuestos hallados, la seifertita y la stishovita, pueden coexistir […]
    Pablo Javier Piacente
  • Los robots que atienden a pacientes llegan a los hospitales 9 febrero, 2024
    Robots diseñados para brindar comodidad a los pacientes de edad avanzada y aliviar su ansiedad, han sido probados con éxito en un hospital de París: saludan, responden a preguntas, comprenden conversaciones grupales y apoyan las tareas de enfermería.
    Redacción T21
  • Una pequeña luna de Saturno parecida a la “Estrella de la Muerte” de Star Wars contiene un océano oculto 8 febrero, 2024
    Por debajo de la superficie repleta de cráteres de Mimas, una de las lunas más pequeñas de Saturno, se esconde un océano global de agua líquida de reciente formación. El satélite posee tan sólo unos 400 kilómetros de diámetro y presenta un notable parecido con la “Estrella de la Muerte”, una estación espacial imperial que […]
    Pablo Javier Piacente
  • Logran controlar un objeto virtual con la mente durante un sueño lúcido 8 febrero, 2024
    Un grupo de participantes en un nuevo estudio científico logró manejar un vehículo virtual a través de un avatar únicamente con su mente, mientras sus cerebros permanecían en la fase REM del sueño. Además de profundizar en los misterios de la consciencia humana, la innovación podría facilitar el acceso a nuevos desarrollos tecnológicos, como un […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un proyecto global trabaja para crear de forma colaborativa un cerebro robótico general 8 febrero, 2024
    El auge de la inteligencia artificial generativa impulsa un proyecto global que trabaja para crear un cerebro robótico general, capaz de generar androides como los que hemos visto hasta ahora solo en la ciencia ficción. Pero es cuestión de tiempo que convivamos con ellos en perfecta armonía. Ya no es una utopía.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La IA está capacitada para resolver dilemas morales cuando conduce vehículos autónomos 8 febrero, 2024
    Los sistemas de IA muestran significativas similitudes éticas con las reacciones humanas ante dilemas morales, lo que los acreditan para conducir vehículos autónomos tal como lo harían las personas.
    Redacción T21
  • Los huracanes se están volviendo tan fuertes que ya no existen categorías para clasificarlos 7 febrero, 2024
    Cinco tormentas en la última década tuvieron velocidades de viento que pertenecen a una hipotética categoría 6 en la escala de huracanes Saffir-Simpson: el fenómeno obligaría a los científicos a crear una nueva clasificación, capaz de reflejar la virulencia de los huracanes en la actualidad. Las causas principales del fenómeno tienen su origen en el […]
    Pablo Javier Piacente