Tendencias21
Una nueva aplicación digitaliza la meditación

Una nueva aplicación digitaliza la meditación

Una aplicación desarrollada en la Universidad de California digitaliza la forma de hacer meditación y ahorra meses de entrenamiento para mejorar la memoria y la atención en jóvenes adultos.

Una nueva aplicación digitaliza la meditación

Investigadores de la Universidad de California en San Francisco han desarrollado una aplicación para la meditación que mejora la memoria y la atención en adultos jóvenes en solo seis semanas.

La meditación es una práctica que permite a las personas entrenar la mente para promover la relajación y concentrar la atención.

Tal como explicamos en otro artículo, la meditación cambia la arquitectura de algunas zonas del cerebro y consigue mejorar la concentración, las habilidades sociales y reducir los niveles de ansiedad, entre otros beneficios.

La aplicación, llamada MediTrain, utiliza un algoritmo en forma de bucle que adapta la duración de las sesiones de meditación a las habilidades de cada usuario, lo que permite un mejor aprovechamiento de su potencial.

Los científicos probaron la aplicación en un ensayo controlado aleatorio, a doble ciego con placebo, con 59 participantes entre 18 y 35 años de edad. Los resultados se publican en Nature Human Behavior.

Resultados impresionantes

Los resultados obtenidos fueron impresionantes. En su primer día, los participantes podían mantenerse concentrados en su respiración durante un promedio de solo 20 segundos. Después de 30 días de entrenamiento, ese período aumentó a seis minutos.

Esta mejora, a su vez, confirió un mejor desempeño en otras tareas mucho más complicadas que los científicos aplicaron para evaluar la atención sostenida y la memoria de trabajo de los participantes.

Los usuarios de la aplicación se desempeñaron de manera más consistente en las pruebas de atención que el grupo de placebo y necesitaron menos tiempo para superar con éxito esas pruebas. También rindieron mejor que el grupo placebo en una prueba de memoria de trabajo, medido después de la intervención.

Según los investigadores, la magnitud de los efectos sobre la atención y la memoria, que fueron inesperados para adultos jóvenes sanos, es similar a la que se ha visto en estudios previos con adultos de mediana edad, después de meses de entrenamiento personal o de retiros de meditación intensivos.

Metodología

Durante la investigación, la aplicación planteó a los participantes aumentar la cantidad de tiempo que podían mantener la atención durante el ejercicio, que duraba de 20 a 30 minutos cada día.

Al principio, se les pedía a los participantes que prestaran atención a su respiración durante solo de 10 a 15 segundos a la vez. A medida que mejoraron, la aplicación los desafió a aumentar la cantidad de tiempo que podían mantener la atención.

«Esto no es como ninguna práctica de meditación que exista, por lo que sabemos», explica el autor principal Adam Gazzaley, en un comunicado.

«Tomamos un antiguo tratamiento experiencial de la meditación enfocada, la reformulamos y la entregamos a través de una tecnología digital, y mejoramos la capacidad de atención en los millennials, un grupo de edad que está íntimamente familiarizado con el mundo digital, pero que también enfrenta múltiples desafíos para una atención sostenida», añade Gazzaley.

Personalización

La aplicación está personalizada para cada usuario, lo que según los investigadores puede explicar sus resultados.

Al principio, propone instrucciones para una meditación correcta, pero deja a cada usuario que desarrolle su propia técnica, sin instrucciones habladas y con los ojos cerrados.

Sin embargo, a lo largo del ejercicio la aplicación interviene para pedir a los usuarios que comprueben cómo se sienten. Más adelante les pregunta si han podido mantener la concentración.

Los usuarios deben responder pulsando un botón y en función del resultado, la aplicación dilata o reduce el tiempo de meditación restante. Al final de cada día y de cada semana, el usuario puede observar los resultados de su práctica.

Los investigadores creen esta implicación del usuario es importante para mejorar el resultado. «No solo aprendes a mantenerte enfocado en la respiración, sino que también debes hacer una introspección sobre lo bien que puedes hacerlo», dijo Gazzaley. «Creemos que eso es parte del ingrediente activo de este tratamiento».

Implicación cerebral

La investigación permitió profundizar también en las reacciones cerebrales a la práctica de la meditación. A través de la electroencefalografía (EEG), los investigadores registraron la actividad cerebral de algunos de los participantes.

De esta forma, pudieron identificar las partes del cerebro, particularmente del lóbulo frontal, que alteraron su actividad a medida que los participantes aprendían a estabilizar su atención con el entrenamiento de meditación.

Según otro de los investigadores, David Ziegler, «estas áreas cerebrales frontales, que son importantes para controlar la atención, mostraron una mayor consistencia momento a momento en su actividad después del entrenamiento de meditación».

También apreciaron que la  red neuronal por defecto (RND), responsable de mantener al mínimo la actividad cerebral mientras la mente está en reposo, decae cuando la atención del sujeto está pendiente de la respiración.

Los investigadores dijeron que su trabajo puede ayudar a fomentar la meditación en la generación joven acostumbrada a dispositivos digitales, que encuentra problemas de atención debido precisamente a la tecnología.

Esta no es la primera aplicación relacionada con la meditación, pero se diferencia de las demás en que introduce una metodología interactiva que mejora los resultados y tiene además un respaldo científico más consistente. Ya ha sido patentada por la Universidad de California en San Francisco.

Referencia

Closed-loop digital meditation improves sustained attention in young adults. David A. Ziegler et al. Nature Human Behaviour (2019). DOI:https://doi.org/10.1038/s41562-019-0611-9

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Los abismos oceánicos están profusamente poblados de vida prístina 7 febrero, 2022
    Los abismos oceánicos triplican la diversidad microbiana de los niveles superiores de los mares terrestres, pero la mayor parte de esa vida es desconocida por la ciencia: lo revela el análisis de casi 1.700 muestras y dos mil millones de secuencias de ADN recogidas en todo el mundo.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • El universo temprano estaba siete veces más caliente que el actual 7 febrero, 2022
    El universo temprano tenía una temperatura siete veces mayor que la actual, han comprobado los astrofísicos: utilizaron una nube de vapor de agua proyectada por una lejana galaxia para observar el estado del Universo en sus primeras etapas. Nueva puerta para el estudio de la energía oscura.
    Redacción T21
  • El cerebro es como una máquina del tiempo 6 febrero, 2022
    El cerebro actualiza cada 15 segundos la información que procede de los ojos para que podamos gestionar la vida cotidiana sin que caigamos en alucinaciones. Es como una máquina del tiempo que nos proporciona estabilidad visual.
    Redacción T21
  • Las ardillas tienen el secreto de los viajes al espacio profundo 5 febrero, 2022
    La pérdida de masa muscular que sufren los astronautas en el entorno de gravedad cero del espacio se puede subsanar replicando el mecanismo natural que usan las ardillas para hibernar y despertarse meses después en perfecto estado físico.
    Redacción T21
  • Las primeras células se agruparon de forma autónoma, tanto en la Tierra como en Marte 4 febrero, 2022
    La formación autónoma de poblaciones de protocélulas o células primitivas, utilizando la energía presente en superficies naturales, podría haber sido el punto de partida de una ruta que habría culminado en la transformación de entidades no vivas en organismos vivos, según un nuevo estudio. 
    Pablo Javier Piacente
  • El agua de la Tierra existía antes que surgiera nuestro planeta 4 febrero, 2022
    La composición química del agua que hoy disfrutamos en la Tierra y que es primordial para la vida existía desde mucho antes de la formación de nuestro planeta: se conformó gracias a depósitos de gas que incluían vapor de agua, en los primeros 200.000 años del Sistema Solar.
    Pablo Javier Piacente
  • ¿Existe un mundo paralelo oculto? Un experimento con neutrones parece sugerirlo 4 febrero, 2022
    Un experimento desarrollado con neutrones en el reactor nuclear de Grenoble ha descubierto nuevos indicios de que las partículas que desaparecen inexplicablemente podrían haber emigrado a un universo paralelo. Y pueden volver al nuestro.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Las lunas podrían ser la clave para que los planetas alberguen vida 3 febrero, 2022
    Las lunas podrían ser un elemento crucial para que un planeta tenga la capacidad de albergar vida: según un nuevo estudio, los satélites naturales deben ser grandes en proporción al tamaño del planeta anfitrión, para que las posibilidades de hallar vida se incrementen.
    Pablo Javier Piacente
  • El Sol produce grietas en la magnetosfera de la Tierra 3 febrero, 2022
    El campo magnético de la Tierra o magnetosfera nos protege del viento solar y de los efectos perjudiciales del clima espacial, pero no siempre ofrece una protección completa. Un mecanismo en la magnetosfera permite que las partículas solares se deslicen a través de esta primera línea de defensa, generando un proceso que puede debilitar ciertas […]
    Pablo Javier Piacente
  • El grafeno sirve para generar materia y antimateria a partir del vacío 3 febrero, 2022
    El grafeno puede utilizarse para imitar la producción de partículas y antipartículas que se produce en el vacío que rodea a las estrellas de neutrones. Genera electrones supralumínicos que proporcionan una corriente eléctrica superior a la permitida por la física cuántica de la materia condensada.
    Redacción T21