Tendencias21
Crean el primer mini corazón humano que funciona en laboratorio

Crean el primer mini corazón humano que funciona en laboratorio

El primer modelo de mini corazón humano en funcionamiento ha sido creado en laboratorio usando células madre. Contiene todas las células cardíacas, cámaras y tejido vascular.

El primer modelo de corazón humano en miniatura ha sido desarrollado por especialistas estadounidenses. Presenta un funcionamiento pleno, incluyendo células cardíacas, cámaras y tejido vascular. Permitirá importantes adelantos en el estudio de las enfermedades cardiovasculares.

De acuerdo a una nota de prensa, fue desarrollado en base a técnicas de bioingeniería y células madre por científicos de la Universidad Estatal de Michigan, en Estados Unidos.

El pequeño modelo de corazón es un organoide de 1 milímetro de diámetro. Se denomina de esta forma a construcciones conformadas por células en tres dimensiones que logran ensamblarse de forma independiente, presentando gran parte de las propiedades y la estructura del órgano que se desea reproducir. Los investigadores resaltaron el potencial de estos modelos para el estudio de todo tipo de enfermedades cardiovasculares.

En el caso del mini corazón producido en Michigan, se trabajó a partir de un nuevo esquema de células madre diseñado para imitar el desarrollo embrionario y fetal, logrando de esta forma un máximo acercamiento al funcionamiento real del corazón humano.

El mecanismo de bioingeniería utilizado hace uso de las denominadas células madre pluripotentes inducidas. Se trata de células adultas aportadas por un voluntario con su consentimiento, que facilitan el crecimiento de un corazón embrionario. Luego de algunas semanas, se obtiene un mini corazón en funcionamiento pleno.

El proceso de creación

Básicamente, las células madre se desarrollan como en un embrión real. El pequeño corazón presenta así todas las variedades de células y las diferentes estructuras que pueden hallarse en un órgano humano verdadero. Los científicos programan a las células para que sigan un curso de acción determinado, en función de ciertas condiciones que se deben ir cumpliendo.

Otro punto a destacar es que los organoides siguen el proceso natural de crecimiento en el embrión, por lo tanto esto ha permitido a los especialistas estudiar al detalle y en tiempo real el desarrollo de un corazón humano, con las mismas características que se aprecian durante el crecimiento fetal.

Además, esta nueva tecnología permitirá crear diferentes organoides de manera simultánea y con mayor facilidad con respecto a otras técnicas. Por ejemplo, la ingeniería de tejidos es una metodología empleada actualmente que resulta más costosa y compleja. Al mismo tiempo, el nuevo esquema es escalable y puede continuar optimizándose.

Un paso adelante

Vale resaltar que uno de los inconvenientes para estudiar patologías como los defectos cardíacos congénitos es la imposibilidad de analizar un corazón en crecimiento. Con esta innovación, los científicos podrán hacerlo y no tendrán que remitirse a corazones de animales, donaciones de restos fetales o técnicas in vitro, que solamente se aproximan al funcionamiento real.

A pesar de todas estas ventajas, los expertos destacaron que el mini corazón creado aún no alcanza la perfección de un órgano real, por lo tanto se continuará trabajando para lograr acercarse lo máximo posible a las condiciones verdaderas. Otras aplicaciones de este importante adelanto son el estudio de las consecuencias tóxicas de los tratamientos contra el cáncer en el corazón, o los efectos de la diabetes materna sobre la salud cardíaca del feto, por ejemplo.

Referencia

Generation of Heart Organoids Modeling Early Human Cardiac Development Under Defined Conditions. Yonatan Israeli, Mitchell Gabalski, Kristen Ball, Aaron Wasserman, Jinyun Zou, Guangming Ni, Chao Zhou and Aitor Aguirre. bioRxiv (2020).DOI:https://doi.org/10.1101/2020.06.25.171611

Foto y Video: Universidad Estatal de Michigan.

Pablo Javier Piacente

Pablo Javier Piacente es periodista especializado en comunicación científica y tecnológica.

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Algunos virus antiguos moldearon nuestros cuerpos y cerebros 19 febrero, 2024
    Los virus antiguos que infectaron a los vertebrados hace cientos de millones de años desempeñaron un papel fundamental en la evolución de nuestros cerebros avanzados y cuerpos de gran tamaño, según un nuevo estudio. De acuerdo a los científicos, una secuencia genética adquirida de retrovirus es crucial para la producción de mielina, y ese código […]
    Pablo Javier Piacente
  • Las minilunas podrían transformarnos en una especie interplanetaria 19 febrero, 2024
    "Minilunas" aún no descubiertas pueden orbitar la Tierra: teniendo en cuenta su proximidad a nuestro planeta, estos pequeños cuerpos serían excelentes herramientas para potenciar la exploración espacial. En concreto, algunos científicos creen que estos diminutos satélites podrían permitir a la humanidad explorar con mayor facilidad el Sistema Solar, establecerse como una especie interplanetaria y vivir […]
    Pablo Javier Piacente
  • Crean un robot con el cerebro de un insecto 19 febrero, 2024
    Investigadores europeos han desarrollado un robot que puede moverse como un insecto. Le integraron un modelo de la actividad neuronal que se mueve de la misma forma que lo hacen los insectos para navegar eficientemente en cualquier entorno, sin tener capacidad de aprendizaje.
    Redacción T21
  • ¿La cognición sería una función de onda? 19 febrero, 2024
    Las ondas cerebrales desempeñan un papel crucial para la formación de la memoria, de la misma forma que las ondas cuánticas estructuran las neuronas que posibilitan la cognición. Una nueva investigación sugiere que memoria y consciencia podrían formar parte de esa dinámica, aunque a escalas muy diferentes.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Los simios también tienen sentido del humor 18 febrero, 2024
    Cuatro especies de grandes simios empiezan a burlarse de los demás en broma en edades tan tempranas como los humanos. Sus burlas son provocativas, persistentes y se caracterizan por elementos sorprendentes y divertidos. Llevan así 13 millones de años.
    Redacción T21
  • Hasta el pequeño cerebro de una hormiga desarrolla tareas complejas 17 febrero, 2024
    Las hormigas del desierto encuentran su camino durante una fase temprana de aprendizaje con la ayuda del campo magnético de la Tierra. El proceso de aprendizaje asociado deja huellas claras en su pequeño cerebro, capaz de asumir tareas complejas con menos de un millón de neuronas.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Los agujeros negros supermasivos y las primeras galaxias crecieron al mismo tiempo 16 febrero, 2024
    Es probable que ya existieran agujeros negros supermasivos en los primeros momentos de la historia cósmica: habrían acelerado la formación de nuevas estrellas en el Universo temprano, incluso cuando crecían con sus galaxias. Un nuevo análisis de imágenes y datos obtenidos por el telescopio James Webb sugiere que los agujeros negros y las galaxias coexistieron […]
    Pablo Javier Piacente
  • La IA podría estar atrofiando poco a poco nuestros cerebros, según un nuevo estudio 16 febrero, 2024
    De la misma forma que el GPS de los smartphones ha dañado nuestro sentido de la cognición espacial y la memoria, según sugieren algunos estudios, la Inteligencia Artificial (IA) también podría afectar progresivamente nuestra capacidad para tomar decisiones de forma independiente, de acuerdo a una nueva investigación. La hipótesis plantea que los chatbots de IA […]
    Pablo Javier Piacente
  • El Metaverso surgió de la imaginación y se hizo real gracias al progreso tecnológico 16 febrero, 2024
    El Metaverso inició su recorrido en la ciencia ficción y se hizo real inspirado en novelas como “Snow Crash" de Neal Stephenson y apoyado en tecnologías que han posibilitado universos paralelos para la experiencia humana. La novela "Ready Player One" de Ernest Cline y su adaptación cinematográfica dirigida por Steven Spielberg, han desempeñado un papel […]
    Carlos Peña González (*)
  • Revelan el origen de la falla geológica de Seattle, una de las más peligrosas del mundo 15 febrero, 2024
    Los datos magnéticos sugieren que la falla de Seattle, en Estados Unidos, se formó hace 55 millones de años, cuando la mitad sur de una cadena de islas volcánicas en subducción se amontonó sobre el continente y se separó de otra parte de la estructura, "desgarrando" el borde de América del Norte.
    Pablo Javier Piacente