Tendencias21
La ausencia de códigos universales supone un reto para los valores cívicos

La ausencia de códigos universales supone un reto para los valores cívicos

El declive de las grandes ideologías y religiones se ha producido en paralelo a la atomización del individuo, compaginando el aumento de la libertad con un mayor egoísmo. Al conllevar la desaparición de unos códigos universales de conducta, este proceso también ha dejado al descubierto las debilidades de valores como el civismo, antaño sostenidas en dogmas que nos servían de guía. Nuestro reto consiste en fortalecer los valores cívicos sin necesidad de volver a actos de fe ya prescritos. Por Joan Morera Morales.

La ausencia de códigos universales supone un reto para los valores cívicos

Suele decirse que el ser humano es capaz de lo mejor y de lo peor, en otras palabras, que las personas podemos alcanzar grandes logros y también cometer equivocaciones nefastas.

Casos paradigmáticos de esta ambivalencia los hemos visto en el exciclista Lance Armstrong (cuyo auténtico nombre es Lance Edward Gunderson) y en el atleta australiano Oscar Pistorius: el primero fue un referente moral en la lucha contra el cáncer, a la vez que conseguía la victoria en siete Tours gracias al dopaje; el segundo, todo un ejemplo de superación personal y abanderado de las personas discapacitadas, que ha terminado en prisión tras pegar cuatro tiros a su pareja.

Las vidas de Armstrong y Pistorius son quizá casos extremos de contradicción, pero nos han recordado que las personas no somos esencialmente buenas o malas, sino que nos comportamos bien o mal según el momento y las circunstancias.

¿Qué impide, por ejemplo, que un condenado por cualquier caso de corrupción sea también un padre tierno y afectuoso? ¿Cómo sabemos que el siniestro secuestrador de Cleveland no es un acérrimo defensor de las ballenas? Y el más violento de los maltratadores… ¿acaso estamos seguros de que nunca se ofreció a bajar de un árbol al gato de su vecina?

La decadencia de los códigos de conducta

Es bien sabido que las grandes ideologías y las religiones clásicas llevan décadas sumidas en una profunda crisis (a excepción del neoliberalismo, claro está). Más allá de si esta crisis ideológica nos ha hecho más libres o más egoístas, es evidente que ha comportado una pérdida de lo que eran códigos universales de conducta, encargados de pautar nuestros actos en cualquier ámbito y cualquier situación.

Si hubo un tiempo en qué seguíamos ciegamente las directrices, pongamos por caso, del evangelio o las del marxismo, ahora tenemos que apañarnos con una amalgama de valores más o menos independientes unos de otros y que no tienen porque complementarse.

Poseer uno cualquiera de estos valores no implica necesariamente que hayamos interiorizado los otros. La principal consecuencia de esta falta de coherencia es que somos más inconstantes e imprevisibles que generaciones anteriores (más espontáneos, para quién lo prefiera así).

En esta arena de valores inconexos, los principios más sólidos son aquellos que no sólo se adquirieren mediante el proceso educativo, sino que también resultan útiles a nuestros intereses, o se benefician de la presión social o jurídica (es el caso de la amistad, de la capacidad de sacrificio o del respeto por los bienes ajenos).

El civismo como patito feo

Sucede exactamente lo contrario con los valores propios de la vida en comunidad: de un tiempo a esta parte, el civismo se ha convertido en el patito feo de nuestra escala de valores.

¿La razón? Que comportarnos de forma cívica no suele comportar ningún beneficio personal, ni está sujeto a imposiciones legales; siendo así, seremos cívicos o no según la educación que hayamos recibido.

Pero aquí no se trata de si el civismo está o no en crisis. La cuestión es que, tiempo atrás, los valores cívicos podían sostenerse en unos dogmas universales que –cualesquiera que fuesen– nos dictaban constantemente lo que debíamos hacer.

Cuando cedíamos nuestro asiento en el tren a una mujer embarazada, por ejemplo, no importaba si lo hacíamos por obediencia a lo que predica el evangelio o por tratarse de una camarada obrera doblemente oprimida… Lo único importante, al final, era que nos levantábamos!

Los valores cívicos nos interesan

Siendo que los dogmas del pasado no volverán –ni tienen por qué hacerlo–, nuestro deber consiste en potenciar el civismo como un valor en sí mismo. Algo que se puede lograr de diversos modos: en primer lugar, a partir del eterno debate de maestros y pedagogos sobre el proceso educativo (un debate tan eterno como ideológico).

En segundo lugar, y para quiénes no esperamos demasiado de la primera opción, podríamos buscar mecanismos para asegurar que comportarse cívicamente sirve a nuestros intereses, mientras que no hacerlo nos penaliza.

Quizá esta segunda opción escandalice a más de uno, pero ya llevamos siete años con el carnet de conducir por puntos, y no nos va tan mal.

Joan Morera Morales es escritor, físico y sociólogo. Actualmente trabaja en el departamento de Empresa y Ocupación de la Generalitat de Catalunya, tras haber ejercido como consultor para el grupo SGS España.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Una pequeña luna de Saturno parecida a la “Estrella de la Muerte” de Star Wars contiene un océano oculto 8 febrero, 2024
    Por debajo de la superficie repleta de cráteres de Mimas, una de las lunas más pequeñas de Saturno, se esconde un océano global de agua líquida de reciente formación. El satélite posee tan sólo unos 400 kilómetros de diámetro y presenta un notable parecido con la “Estrella de la Muerte”, una estación espacial imperial que […]
    Pablo Javier Piacente
  • Logran controlar un objeto virtual con la mente durante un sueño lúcido 8 febrero, 2024
    Un grupo de participantes en un nuevo estudio científico logró manejar un vehículo virtual a través de un avatar únicamente con su mente, mientras sus cerebros permanecían en la fase REM del sueño. Además de profundizar en los misterios de la consciencia humana, la innovación podría facilitar el acceso a nuevos desarrollos tecnológicos, como un […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un proyecto global trabaja para crear de forma colaborativa un cerebro robótico general 8 febrero, 2024
    El auge de la inteligencia artificial generativa impulsa un proyecto global que trabaja para crear un cerebro robótico general, capaz de generar androides como los que hemos visto hasta ahora solo en la ciencia ficción. Pero es cuestión de tiempo que convivamos con ellos en perfecta armonía. Ya no es una utopía.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La IA está capacitada para resolver dilemas morales cuando conduce vehículos autónomos 8 febrero, 2024
    Los sistemas de IA muestran significativas similitudes éticas con las reacciones humanas ante dilemas morales, lo que los acreditan para conducir vehículos autónomos tal como lo harían las personas.
    Redacción T21
  • Los huracanes se están volviendo tan fuertes que ya no existen categorías para clasificarlos 7 febrero, 2024
    Cinco tormentas en la última década tuvieron velocidades de viento que pertenecen a una hipotética categoría 6 en la escala de huracanes Saffir-Simpson: el fenómeno obligaría a los científicos a crear una nueva clasificación, capaz de reflejar la virulencia de los huracanes en la actualidad. Las causas principales del fenómeno tienen su origen en el […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un asteroide habría explotado sobre la Antártida hace unos 2,5 millones de años 7 febrero, 2024
    Un asteroide se desintegró sobre el continente antártico hace aproximadamente 2,5 millones de años: la evidencia proviene de un análisis químico de más de 100 pequeños trozos de roca extraterrestre, que se han preservado dentro de las enormes capas de hielo. Hasta el momento, solo se conocen otros dos eventos de explosiones aéreas antiguas en […]
    Pablo Javier Piacente
  • Crean la primera niña de inteligencia artificial del mundo 7 febrero, 2024
    La primera niña IA del mundo ha sido creada por científicos chinos, que la han dotado de emociones e intelecto y de la capacidad de aprender de forma autónoma. Se comporta como si tuviera tres o cuatro años y representa un avance significativo para el campo de la inteligencia artificial general.
    Redacción T21
  • Oponerse a la regulación de los pesticidas no es la solución al problema de los agricultores 7 febrero, 2024
    Los agricultores que se movilizan en España y Europa se oponen con firmeza a las nuevas regulaciones europeas en materia de pesticidas, lo que representa una amenaza mayor para la salud pública que tener una central nuclear al lado de casa: estos químicos han costado miles de vidas y enfermos crónicos, al tiempo que han […]
    Eduardo Costas | Catedrático de la UCM y Académico de Farmacia
  • El arte existió antes del surgimiento de los humanos modernos 6 febrero, 2024
    Nuevas investigaciones sugieren que nuestros parientes humanos arcaicos, como los neandertales, ya contaban con las capacidades cognitivas para desarrollar arte: el hallazgo de ejemplos cada vez más antiguos de expresión artística en el registro arqueológico confirmaría esta hipótesis. Sin embargo, aún se discute si estas manifestaciones creativas pueden catalogarse como arte.
    Pablo Javier Piacente
  • Descubren una nueva supertierra que podría ser un mundo habitable 6 febrero, 2024
    Un planeta extrasolar del tipo supertierra, denominado TOI-715 b y aproximadamente una vez y media más ancho que la Tierra, podría ser capaz de albergar vida: orbita dentro de la zona habitable de una enana roja, a escasa distancia de nuestro planeta. Además, podría estar acompañado de otro cuerpo planetario, con un tamaño casi idéntico al […]
    Pablo Javier Piacente