Tendencias21
La hormona del amor también nos puede volver agresivos

La hormona del amor también nos puede volver agresivos

La oxitocina, que potencia las relaciones armónicas, no es solo la hormona del amor, sino que es también una hormona social porque dependiendo del ambiente puede desencadenar agresividad.

Científicos del Instituto de Ciencia Weizmann y del Instituto de Psiquiatría Max Planck han descubierto que la oxitocina, conocida como la hormona del amor, también puede conducir a un comportamiento agresivo.

Lo descubrieron manipulando la oxitocina en el cerebro de ratones de laboratorio que vivían en condiciones casi naturales mediante un dispositivo instalado en sus cabezas.

Gracias a este dispositivo, pudieron comprobar que la estimulación reiterada de las neuronas de oxitocina puede tener efectos diferentes, tanto de comportamiento prosocial como agresivo, según el contexto social.

La oxitocina es una hormona neuromoduladora de los comportamientos sociales, sentimentales, patrones sexuales y la conducta parental. Su complejidad radica en el hecho de que sus neuromoduladores pueden unir corazones o inducir agresividad.

La nueva investigación enfatiza la influencia del medio ambiente en el estudio de los neuromoduladores sociales y proporciona nuevas ideas sobre cómo utilizar la oxitocina para tratar diversos trastornos mentales, desde el trastorno de ansiedad social y el autismo, hasta la esquizofrenia.

Medio natural

Gran parte de nuestra comprensión de los efectos de los neuromoduladores como la oxitocina proviene de estudios de comportamiento de animales de laboratorio en condiciones estándar.

Estas condiciones son estrictamente controladas y artificiales, por lo que los investigadores pueden limitar la cantidad de variables que afectan al comportamiento.

Sin embargo, algunos estudios recientes han demostrado que la conducta del ratón en un entorno seminatural permite aprender más sobre el comportamiento natural, especialmente cuando queremos aplicar estos hallazgos a los humanos.

El equipo de laboratorio del profesor Chen Long creó un dispositivo experimental que les permitió observar ratones en un entorno cercano a las condiciones de vida naturales, que está lleno de estímulos que se pueden explorar. A modo de comparación, también colocaron ratones en un laboratorio estéril estándar y repitieron los experimentos.

Resultados paradójicos

En un entorno seminatural, los ratones mostraron inicialmente un mayor interés mutuo, pero pronto se vieron acompañados por un aumento en la conducta agresiva.

Este resultado contrasta con el comportamiento de los ratones observados en condiciones clásicas de laboratorio, ya que el aumento en la producción de oxitocina les provocó en una disminución de la agresión.

Uno de los investigadores, Sergey Anpilov, explica al respecto en un comunicado: «en un entorno social natural totalmente masculino, esperaríamos ver comportamientos beligerantes a medida que compiten por territorio o comida. Es decir, las condiciones sociales son propicias para la competencia y la agresión. En la configuración estándar del laboratorio, una situación social diferente conduce a un efecto distinto para la oxitocina».

Entonces, si la «hormona del amor» es más probable que sea una «hormona social», ¿qué significa eso para sus aplicaciones farmacéuticas?

Noa Eren, otra de las investigadoras, aclara: “la oxitocina está involucrada, como lo han demostrado experimentos anteriores, en comportamientos sociales como hacer contacto visual o sentimientos de cercanía, pero nuestro trabajo muestra que no mejora la sociabilidad en todos los ámbitos. Sus efectos dependen tanto del contexto como de la personalidad. Si queremos comprender las complejidades del comportamiento, necesitamos estudiar la conducta en un entorno complejo. Solo entonces podemos comenzar a traducir nuestros hallazgos”.

 

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Enormes estructuras cósmicas podrían ser signos de civilizaciones extraterrestres avanzadas 13 mayo, 2024
    Las hipotéticas esferas de Dyson son gigantescas estructuras cósmicas capaces de envolver a una estrella y todo su sistema, aprovechando de esta forma al máximo la energía que produce. Únicamente civilizaciones alienígenas muy avanzadas podrían diseñar este tipo de estructuras: una nueva investigación sugiere que ya podríamos haber detectado alguno de estos objetos, pero que […]
    Pablo Javier Piacente
  • La IA ya es una maestra de la mentira y el engaño 13 mayo, 2024
    Un nuevo estudio científico advierte que los sistemas de Inteligencia Artificial (IA) han desarrollado la capacidad de presentar deliberadamente información falsa a los usuarios humanos. Por el momento, no se trata de un plan maléfico para dominar el mundo: los investigadores creen que la IA se ha convertido en una artista del engaño porque ha […]
    Pablo Javier Piacente
  • Avance histórico en la computación cuántica 13 mayo, 2024
    Los físicos han creado el silicio más puro del mundo, que permitirá crear computadoras cuánticas funcionales con una capacidad de hasta un millón de cúbits estables. Un desarrollo comparable a la aparición de la física nuclear hace un siglo, según sus creadores.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Un asteroide que abarca la mitad de un campo de fútbol podría impactar contra la Tierra en 2046 12 mayo, 2024
    Una roca espacial de aproximadamente 50 metros de diámetro, descubierta en febrero de este año, tiene una probabilidad de 1 en 600 de impactar contra la Tierra sobre el 14 de febrero de 2046, aunque las estimaciones cambian continuamente en función de nuevos datos. De concretarse la colisión, sería comparable al evento de 1908 de […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un estudio revolucionario revela el sorprendente sistema de reciclaje del cerebro 11 mayo, 2024
    Un equipo de investigadores de la Universidad de Auburn (Alabama) ha descubierto cómo las células del cerebro reciclan las proteínas viejas para mantener su funcionamiento óptimo. El hallazgo podría tener implicaciones para el tratamiento de enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer y el Parkinson.
    Redacción T21
  • La discriminación puede acelerar el envejecimiento 10 mayo, 2024
    Un grupo de investigadores concluye que la discriminación interpersonal por diferentes motivos podría producir cambios a nivel molecular, revelando una posible causa fundamental de las disparidades en las enfermedades y muertes relacionadas con el envejecimiento. En otras palabras, las secuelas psicológicas y biológicas que deja la discriminación podrían acelerar el envejecimiento humano.
    Pablo Javier Piacente
  • Misteriosas manchas en las profundidades de la Tierra podrían haber originado la tectónica de placas 10 mayo, 2024
    Manchas del tamaño de un continente ubicadas debajo del Océano Pacífico y África, generadas por el enorme impacto de un objeto del tamaño de Marte conocido como Theia, que se estrelló contra la Tierra hace unos 4.500 millones de años, podrían haber iniciado el proceso de subducción que derivó en la actual tectónica de placas, […]
    Pablo Javier Piacente
  • ¿Comida enlatada en la Edad de Piedra? 10 mayo, 2024
    Fragmentos de caparazones de tortuga de aproximadamente 50.000 años de antigüedad, recuperados en un yacimiento de grava situado en Alemania, sugieren que son restos de una especie de comida enlatada viva que los antiguos cazadores-recolectores llevaban consigo cuando viajaban.
    Redacción T21
  • Un enjambre de microrobots puede "cazar" bacterias que contaminan el agua 9 mayo, 2024
    El desarrollo de enjambres de microrobots que pueden capturar plásticos y bacterias potencialmente dañinas en el agua allanaría el camino para nuevos enfoques destinados a combatir la contaminación en océanos y vías fluviales, de acuerdo a un nuevo estudio.
    Pablo Javier Piacente
  • Se acerca Solar Max: el Sol está llegando a su pico de actividad 9 mayo, 2024
    El Sol continúa su aproximación al máximo solar, el pico de mayor intensidad dentro del actual ciclo solar, que podría adelantarse para la etapa final de este año. En poco más de 24 horas, el 5 y 6 de mayo el astro rey lanzó tres llamaradas solares de clase X: estas erupciones pueden afectar las […]
    Pablo Javier Piacente