Tendencias21
La lucha por los recursos rediseña la geopolítica mundial

La lucha por los recursos rediseña la geopolítica mundial

La sustitución del orden de la guerra fría por el mundo globalizado ha supuesto un cambio drástico sobre la identidad de los principales actores geopolíticos, sus estrategias de acción y coaliciones, o el agravamiento de las tensiones derivadas de las crecientes desigualdades. En concreto, la lucha por recursos estratégicos -como alimentos, agua y energía- está configurando un nuevo mapa geopolítico a escala global. Por Rosae Martín.

La lucha por los recursos rediseña la geopolítica mundial

Una de las tensiones crecientes en el mundo actual es el desequilibrio existente entre el aumento del consumo de recursos naturales, que realizan los países desarrollados y las nuevas potencias industriales emergentes, frente al resto del mundo, que es donde se localizan buena parte de esos recursos.

Sin embargo, esta cuestión es compleja y va más allá: aunque los países más desarrollados son los que más contribuyen a las emisiones de gases de efecto invernadero, el resto, que emite solamente el 20%, es el que sufre las peores consecuencias.

Según un informe anual hecho público en 2011 por el Foro Económico Mundial, los riesgos globales más importantes son: la seguridad alimentaria, la hídrica y la energética.

Así, el previsible aumento de la demanda de estos recursos estratégicos para las próximas dos décadas se cifra entre un 30-50%. Este aumento, junto a la creciente volatilidad de los precios, podría suponer impactos negativos sobre la sostenibilidad ambiental y provocar una creciente inestabilidad geopolítica. Esta situación debería promover soluciones compartidas entre los diferentes actores implicados.

Sin embargo, no se puede olvidar el hecho de que el acceso a estos recursos es ya motivo de conflicto en diferentes regiones del mundo.

El regreso con fuerza de la geopolítica

La geopolítica fue creada con el propósito de entender los acontecimientos mundiales que afectan al desarrollo de una nación desde una perspectiva geográfica y política. El primer autor que utilizó este concepto fue el profesor sueco de historia y ciencias políticas Rudolf  Kjellen.

Aunque no hay una única definición de geopolítica, se puede decir que en términos generales es la ciencia que investiga el vínculo entre la política exterior, las relaciones internacionales y el entorno geográfico y natural.

La geopolítica ha vuelto a irrumpir con fuerza en estos últimos años por el crecimiento sin precedentes de Asia, que ha aumentado la demanda de materias primas, energía y alimentos. Así también se ha incrementado el valor económico y político de los territorios capaces de producirlos. África irrumpe de nuevo en el escenario global, como fuente de materias primas y provisiones para China, y ha pasado a ser al mismo tiempo un foco de poder, que ha devuelto la atención a las crisis locales.

Otra de las razones por las que la geopolítica ha vuelto a recuperar su fuerza tiene que ver con el cambio climático. Las sucesivas inundaciones, sequías, estallidos sociales, sobre todo en las zonas más marginadas del planeta, sirven de recordatorio para comprobar que la humanidad depende de la naturaleza y de la geografía.

Inseguridad alimentaria

Uno de los aspectos que marcan la diferencia entre unas zonas y otras del planeta es el concepto de seguridad alimentaria, que hace referencia a la imposibilidad de las personas a acceder a los alimentos debido a diversas razones, como el precio elevado de los alimentos, la degradación del medio ambiente, formas de producción y distribución ineficientes, que perjudican a los pequeños productores, o un mal funcionamiento de los mercados internacionales.

En el último informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) titulado, El estado de la inseguridad alimentaria  en el mundo 2013, se presentan un conjunto de indicadores que intentan reflejar el carácter multidimensional de la inseguridad alimentaria, los factores determinantes de esta y sus efectos.

Resulta evidente que la inseguridad alimentaria actual en amplias regiones del mundo se convierte en un factor de tensión social e inestabilidad que va mucho más allá del efecto provocado por hambrunas puntuales y del recurso a la ayuda humanitaria frente a tales emergencias.

La lucha por los recursos rediseña la geopolítica mundial

La escasez del agua

El profesor e investigador del CSIC para el centro de Ciencias Humanas y Sociales, Ricardo Méndez Gutiérrez del Valle trata en un artículo titulado Tensiones y conflictos armados en el sistema político mundial: una perspectiva geopolítica, la hidropolítica, que queda definida como: «la política hecha con el agua, mediante la cual los gobiernos nacionales buscan afirmar su hegemonía dentro de una región».

La cuarta y última edición del Informe sobre el desarrollo de los recursos hídricos en el mundo (WWDR4) presentado por la ONU y denominado, Gestionar el agua en un contexto de incertidumbre y riesgos»,   se centra en el crecimiento sin precedentes de la demanda del agua causada por  la demanda de alimentos, la rápida urbanización y el cambio climático. Todos ellos imponen una fuerte presión sobre los suministros del agua en el mundo.

En la actualidad, la agricultura capta el 70 % del agua dulce planetaria y para el 2050 se prevé necesario un aumento de otro 70% de la producción agrícola y del 19% de su consumo mundial de agua, porcentaje que podría ser mayor en ausencia de progresos tecnológicos o decisiones políticas adecuadas.

En el resto de los sectores económicos según los datos del informe seguirá disputándose el acceso a los recursos hídricos si no cambia el actual modelo de consumo, las necesidades de agua destinada a la producción energética crecerá el 11,2% de aquí a 2050.

Políticas energéticas y desigualdad

Los países industrializados conscientes de esta situación han llegado a compromisos en el marco de las convenciones de Naciones  Unidas sobre el cambio climático para reducir sus emisiones. Sin embargo, estas medidas hasta el momento son parciales y no garantizan ningún  tipo de seguridad climática.

La energía es el principal motor de desarrollo de los países industrializados y el nivel de bienestar alcanzado tiene relación directa con el uso de combustibles fósiles. Pero el panorama cambia en los países del sur donde se calcula que hay unos 1.400 millones de personas (25% de la población mundial) que no tienen acceso a la energía. El no tener acceso a la energía implica entre otras cosas carecer de servicios básicos como la salud, la educación, y las comunicaciones, entre otros.

Una de las soluciones posibles a la crisis energética es la existencia de incentivos internacionales más potentes para que el desarrollo de manera sostenible se base en energías limpias. Sin embargo, estas iniciativas, que se potencian en los países desarrollados obedecen a proyectos a gran escala  (centrales hidroeléctricas de biomasa, eólicas, etc.)  sin llegar a funcionar en zonas de menos tamaño.

Por lo tanto, las desigualdades en materia energética entre unas zonas y otras del planeta se basa en que los proyectos se fijan a partir de aspectos macroeconómicos, que tienen como objetivo prioritario aumentar la capacidad de generación y distribución de energía a gran escala, sin tener en cuenta planes concretos para facilitar los servicios energéticos a las poblaciones más necesitadas.

Un nuevo escenario a partir del estallido de la crisis

El profesor de geografía de la Universidad de Valladolid, Luis Carlos Martínez Fernández, en un artículo titulado: Educación para la paz y la igualdad: una propuesta de contenidos desde la geografía , hace referencia entre otros temas a lo que él ha recogido como «un mundo global, un mundo (des) igual», y se centra  además de en los problemas enumerados anteriormente, en la compleja reestructuración, que están viviendo las sociedades más avanzadas desde el inicio de la crisis de 2008 y que asola el panorama internacional.

Martínez Fernández escoge el caso Europeo y en concreto el español, en donde queda reflejado un aumento sin precedentes de la desigualdad, la pobreza y la exclusión social. Personas, hogares y familias han pasado a ser protagonistas de un drama social ejemplificado en el empeoramiento generalizado de las condiciones y calidad de vida de la población. A estos datos se unen el alto índice de paro sobre todo juvenil, y el ataque prolongado a los pilares sobre los que se cimienta el estado de bienestar.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Una pequeña luna de Saturno parecida a la “Estrella de la Muerte” de Star Wars contiene un océano oculto 8 febrero, 2024
    Por debajo de la superficie repleta de cráteres de Mimas, una de las lunas más pequeñas de Saturno, se esconde un océano global de agua líquida de reciente formación. El satélite posee tan sólo unos 400 kilómetros de diámetro y presenta un notable parecido con la “Estrella de la Muerte”, una estación espacial imperial que […]
    Pablo Javier Piacente
  • Logran controlar un objeto virtual con la mente durante un sueño lúcido 8 febrero, 2024
    Un grupo de participantes en un nuevo estudio científico logró manejar un vehículo virtual a través de un avatar únicamente con su mente, mientras sus cerebros permanecían en la fase REM del sueño. Además de profundizar en los misterios de la consciencia humana, la innovación podría facilitar el acceso a nuevos desarrollos tecnológicos, como un […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un proyecto global trabaja para crear de forma colaborativa un cerebro robótico general 8 febrero, 2024
    El auge de la inteligencia artificial generativa impulsa un proyecto global que trabaja para crear un cerebro robótico general, capaz de generar androides como los que hemos visto hasta ahora solo en la ciencia ficción. Pero es cuestión de tiempo que convivamos con ellos en perfecta armonía. Ya no es una utopía.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • La IA está capacitada para resolver dilemas morales cuando conduce vehículos autónomos 8 febrero, 2024
    Los sistemas de IA muestran significativas similitudes éticas con las reacciones humanas ante dilemas morales, lo que los acreditan para conducir vehículos autónomos tal como lo harían las personas.
    Redacción T21
  • Los huracanes se están volviendo tan fuertes que ya no existen categorías para clasificarlos 7 febrero, 2024
    Cinco tormentas en la última década tuvieron velocidades de viento que pertenecen a una hipotética categoría 6 en la escala de huracanes Saffir-Simpson: el fenómeno obligaría a los científicos a crear una nueva clasificación, capaz de reflejar la virulencia de los huracanes en la actualidad. Las causas principales del fenómeno tienen su origen en el […]
    Pablo Javier Piacente
  • Un asteroide habría explotado sobre la Antártida hace unos 2,5 millones de años 7 febrero, 2024
    Un asteroide se desintegró sobre el continente antártico hace aproximadamente 2,5 millones de años: la evidencia proviene de un análisis químico de más de 100 pequeños trozos de roca extraterrestre, que se han preservado dentro de las enormes capas de hielo. Hasta el momento, solo se conocen otros dos eventos de explosiones aéreas antiguas en […]
    Pablo Javier Piacente
  • Crean la primera niña de inteligencia artificial del mundo 7 febrero, 2024
    La primera niña IA del mundo ha sido creada por científicos chinos, que la han dotado de emociones e intelecto y de la capacidad de aprender de forma autónoma. Se comporta como si tuviera tres o cuatro años y representa un avance significativo para el campo de la inteligencia artificial general.
    Redacción T21
  • Oponerse a la regulación de los pesticidas no es la solución al problema de los agricultores 7 febrero, 2024
    Los agricultores que se movilizan en España y Europa se oponen con firmeza a las nuevas regulaciones europeas en materia de pesticidas, lo que representa una amenaza mayor para la salud pública que tener una central nuclear al lado de casa: estos químicos han costado miles de vidas y enfermos crónicos, al tiempo que han […]
    Eduardo Costas | Catedrático de la UCM y Académico de Farmacia
  • El arte existió antes del surgimiento de los humanos modernos 6 febrero, 2024
    Nuevas investigaciones sugieren que nuestros parientes humanos arcaicos, como los neandertales, ya contaban con las capacidades cognitivas para desarrollar arte: el hallazgo de ejemplos cada vez más antiguos de expresión artística en el registro arqueológico confirmaría esta hipótesis. Sin embargo, aún se discute si estas manifestaciones creativas pueden catalogarse como arte.
    Pablo Javier Piacente
  • Descubren una nueva supertierra que podría ser un mundo habitable 6 febrero, 2024
    Un planeta extrasolar del tipo supertierra, denominado TOI-715 b y aproximadamente una vez y media más ancho que la Tierra, podría ser capaz de albergar vida: orbita dentro de la zona habitable de una enana roja, a escasa distancia de nuestro planeta. Además, podría estar acompañado de otro cuerpo planetario, con un tamaño casi idéntico al […]
    Pablo Javier Piacente