Tendencias21
El cambio climático aumenta la potencia de las olas del mar

El cambio climático aumenta la potencia de las olas del mar

La energía de las olas del mar ha aumentado en todo el mundo desde 1948 debido al calentamiento de la superficie del océano, añadiendo una amenaza más a la subida del nivel del mar que ya afecta a las zonas costeras que sufren el cambio climático.

El cambio climático aumenta la potencia de las olas del mar

Científicos de la Universidad de California, en colaboración con la Universidad de Cantabria, han comprobado un aumento en la energía de las olas en los últimos años. Este factor se suma al aumento del nivel del mar como amenazas a las zonas costeras ligadas al cambio climático.

 

El estudio ha sido dirigido por Borja G. Reguero, investigador del Instituto de Ciencias Marinas de la Universidad de California en Santa Cruz. Publicada en Nature Communications, la investigación se realizó en el Instituto de Hidráulica Ambiental de la Universidad de Cantabria (IHCantabria), y muestra una asociación directa entre el calentamiento del océano y el aumento de la energía de las olas.

 

Señales previas

 

Una amplia gama de tendencias y proyecciones a largo plazo llevan la huella digital del cambio climático, incluido el aumento del nivel del mar y de las temperaturas globales, así como la disminución del hielo marino. Los análisis del clima marino global hasta el momento han identificado aumentos en la velocidad del viento y la altura de las olas en áreas localizadas del océano en las altas latitudes de ambos hemisferios.

 

Estos aumentos han sido mayores para los valores más extremos (por ejemplo, olas de invierno) que para las condiciones medias. Sin embargo, una señal global de cambio y una correlación entre los aumentos localizados en las alturas de las olas y el calentamiento global no se habían detectado hasta ahora.

 

Nuevos datos

 

El nuevo estudio se centró en la energía contenida en el oleaje, que se transmite desde el viento y se transforma en movimiento ondulatorio. Esta métrica, llamada potencia de onda, ha aumentado en asociación directa con el calentamiento histórico de la superficie del océano, de tendencia creciente. Además, ha influido en los patrones de viento a nivel mundial, y esto, a su vez, está haciendo que las olas del océano sean más fuertes.

 

“Por primera vez, hemos identificado una señal global del efecto del calentamiento global en el clima de oleaje. De hecho, la energía de las olas ha aumentado globalmente en un 0,4 por ciento por año desde 1948, y este incremento está relacionado con el aumento de las temperaturas de la superficie del mar, tanto a nivel mundial como por regiones oceánicas”, explica Reguero en un comunicado.

 

El cambio climático está modificando los océanos de diferentes maneras, incluidos los cambios en la circulación océano-atmósfera y el calentamiento del agua, según el coautor Iñigo J. Losada, director de investigación del IHCantabria.

 

«Este estudio muestra que la energía global del oleaje puede ser un indicador potencialmente valioso del calentamiento global, de manera similar a la concentración de dióxido de carbono, el aumento del nivel del mar global o la temperatura atmosférica de la superficie global», explica Losada.

Olas más destructivas

 

Comprender cómo la energía de las olas del océano responde al calentamiento oceánico tiene implicaciones importantes para las comunidades costeras, como la anticipación de los impactos en las infraestructuras, las ciudades costeras y los pequeños estados insulares.

 

Las olas oceánicas determinan dónde las personas pueden construir puertos, o si se requiere protección a través de las defensas costeras, como rompeolas y diques. De hecho, la acción de las olas es uno de los principales impulsores del cambio costero y las inundaciones, y a medida que aumenta la energía de las olas, sus efectos pueden ser más profundos. El aumento del nivel del mar agravará aún más estos efectos al permitir que más energía de las olas llegue a la costa.

 

Si bien el estudio revela una tendencia a largo plazo del aumento de la energía de las olas, los efectos de este aumento son particularmente evidentes durante las temporadas de tormentas más energéticas.  Así ocurrió durante el invierno de 2013-14 en el Atlántico Norte, que impactó la costa oeste de Europa. También fue devastadora la temporada de huracanes de 2017 en el Caribe, que ofreció un duro recordatorio del poder destructivo y los impactos económicos de las tormentas costeras.

 

Los efectos del cambio climático serán particularmente notables en la costa, punto de encuentro entre los humanos y los océanos, según Fernando J. Méndez, profesor asociado de la Universidad de Cantabria. “Nuestros resultados indican que el análisis de riesgo que descuida los cambios en la potencia de las olas y el aumento del nivel del mar como el único conductor puede subestimar las consecuencias del cambio climático y dar como resultado una adaptación insuficiente o inadecuada”, añade.

 

Referencia
 

A recent increase in global wave power as a consequence of oceanic warming. B. G. Reguero et al. Nature Communications, vol. 10, 14 January 2019. DOI: doi.pangaea.de/10.1594/PANGAEA.896536.

RedacciónT21

Hacer un comentario

RSS Lo último de Tendencias21

  • Sergio Miguel Tomé: el universo es un sistema computacional 10 febrero, 2022
    Una nueva teoría afirma que un sistema computacional oculto bajo las leyes naturales rige el funcionamiento del universo. El nuevo paradigma, además de afectar a la física porque modifica el concepto de fenómeno físico, también tiene implicaciones para las matemáticas y las ciencias cognitivas. Para desarrollarlo se necesita una investigación de físicos e informáticos.
    Eduardo Martínez de la Fe
  • Científicos europeos consiguen un nuevo récord mundial de energía 10 febrero, 2022
    Utilizando el combustible de futuras plantas de energía de fusión, los científicos de JET en Oxford han duplicado con creces el récord histórico de 1997: obtuvieron 59 megajulios de energía y una potencia de salida de poco más de 11 megavatios durante cinco segundos.
    IPP/T21
  • Los europeos contemporáneos son genéticamente esteparios 9 febrero, 2022
    La ascendencia de la estepa en composición genética europea contemporánea ha contribuido a una constitución fuerte, con una estatura alta y una mayor circunferencia de la cadera y la cintura, pero también a un mayor nivel de colesterol en la sangre, según un estudio.
    Pablo Javier Piacente
  • Un cometa del tamaño de un planeta menor se nos acercará en 2031 sin riesgo de colisión 9 febrero, 2022
    Un equipo de investigadores ha confirmado que 2014 UN271, también llamado Bernardinelli-Bernstein, es el cometa más grande jamás observado. Con un diámetro de 137 kilómetros, hará su mayor acercamiento a la Tierra en 2031, sin riesgo de colisión, después de tres millones de años lejos del sistema solar.
    Pablo Javier Piacente
  • Una tormenta de fuego azotó la Tierra hace 13.000 años y luego la congeló 9 febrero, 2022
    Hace 13.000 años, un 10 % de nuestro planeta quedó súbitamente a merced del fuego: el incendio global se habría producido por la caída de un cometa de 100 kilómetros de ancho. Luego que la Tierra ardió, las temperaturas bajaron de nuevo y el planeta pasó por una breve edad de hielo. 
    Pablo Javier Piacente
  • Los mejillones podrían salvar a la humanidad por segunda vez 9 febrero, 2022
    Al igual que ocurrió al principio de los tiempos humanos, los mejillones cultivados en las mismas costas que alimentaron a las primeras migraciones de nuestra especie, pueden salvar a la humanidad de su extinción ante una eventual crisis alimentaria global.
    Redacción T21
  • Campaña para mantener a UK y Suiza en el espacio científico europeo 8 febrero, 2022
    La comunidad científica europea se moviliza para que el Reino Unido y Suiza no se queden fuera del programa estrella de la UE en materia de I+D debido a cuestiones políticas. Reclama un espacio único de investigación para afrontar los desafíos globales.
    Redacción T21
  • El universo no está tan "afinado" para la vida como pensamos, según un estudio 8 febrero, 2022
    El “ajuste fino” sería una ilusión: la vida inteligente no se habría generado en el Universo a partir de una serie de condiciones precisas y exactamente sincronizadas. Por el contrario, probablemente habría evolucionado bajo circunstancias muy diferentes, alejadas de la idea de un ajuste perfecto.
    Pablo Javier Piacente
  • Los chimpancés curan sus heridas con ungüento de mosquitos masticados 8 febrero, 2022
    Los chimpancés aplican mosquitos masticados para tratar heridas abiertas, lo que podría ser evidencia de automedicación en animales. Esos insectos podrían tener propiedades calmantes: se ha demostrado científicamente que algunos tienen incluso efectos antibióticos o antivirales.
    Redacción T21
  • Descubren cómo el cerebro convierte una idea en música 8 febrero, 2022
    Científicos alemanes han descubierto cómo el cerebro convierte una idea musical en el movimiento de los dedos cuando tocamos el piano, así como que, cuando tocamos a dúo, nuestros cerebros comparten una misma longitud de onda.
    MPS/T21